El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Área de Compostela  |   RSS - Área de Compostela RSS

Laura Oso: “Es importante hacer un reconocimiento histórico a la emigración”

El alcalde de Vimianzo clausuró el congreso internacional y el proyecto europeo // Confía en poder darle continuidad

El alcalde vimiancés, Manuel Antelo, y la profesora Laura Oso, dcha., clausuraron ayer el congreso internacional - FOTO: JMR
El alcalde vimiancés, Manuel Antelo, y la profesora Laura Oso, dcha., clausuraron ayer el congreso internacional - FOTO: JMR

JOSÉ M. RAMOS. VIMIANZO  | 07.10.2017 
A- A+

El primer congreso internacional sobre emigración e inmigración por razones laborales en el rural de la Unión Europea fue clausurado ayer en Vimianzo por el alcalde, Manuel Antelo, y por la profesora de la Facultad de Sociología de la UDC, Laura Oso, quien llamó la atención por el hecho de que muchos emigrantes “se siguen sintiendo extranjeros en su tierra”, por lo que “es importante hacer un reconocimiento histórico a la emigración”.
Recordó que en la época franquista la emigración contribuyó a reactivar la economía de España con el envío masivo de divisas, “y ahora no se les reconoce la labor que han estado realizando, sino que se les exige que sigan contribuyendo a través de impuestos”.
Oso Casas en su exposición de conclusiones resaltó además que emigración e inmigración son procesos inseparables, de ida y vuelta, debido a las redes de contacto que se establecen. Citó como ejemplo el de los exiliados políticos que emigraron a Perú para trabajar en la pesca, y “hoy están llegando peruanos a los lugares de donde habían partido los gallegos, lo que evidencia esa conexión”.
Alertó asimismo sobre la escasez de políticas gubernamentales para favorecer la integración social de los inmigrantes, al tiempo que puso en valor la labor de organizaciones no gubernamentales y de los grupos de ayuda mútua. Abogó por avanzar en las buenas prácticas desde todos los ámbitos: educativo, político, social y también por parte de los propios migrantes.
El alcalde vimiancés, Manuel Antelo, expresó ayer un doble sentimiento a la hora de clausurar el congreso. “De pena, por un lado, porque debería de facerse antes, e de alegría porque por vez primeira vez na Costa da Morte fomos quen de xuntarnos para reflexionar sobre a emigración”, afirmó. Después de escuchar las conclusiones del mismo, aseguró que “un non pode saír máis que satisfeito”, y señaló que tampoco sentía tristeza por poner fin al proyecto europeo liderado desde Vimianzo, en el que participaron municipios de otros cinco países, “porque confío en darlle continuidade aínda que non teñamos os recursos da Unión E­uropea”.