El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Deportes | deportes@elcorreogallego.es  |   RSS - Deportes RSS

Yusta se despide, Mickey se deja querer... y todos dan gracias a la afición de Sar

“Deseas estar donde te sientas cómodo, donde te apoyen”, desliza McConnell // Santi: “Siempre los llevaré conmigo”

Santi Yusta y Wittington peleando un balón en el partido contra el Barcelona - FOTO: Fernando Blanco
Ver galerías (2)
Santi Yusta y Wittington peleando un balón en el partido contra el Barcelona - FOTO: Fernando Blanco

ÓSCAR DE LA FUENTE. SANTIAGO  | 15.05.2017 
A- A+

Los finales de temporada suelen así para el Rio Natura Monbus Obradoiro: los jugadores abandonan su vestuario por última vez, hacen balance de la temporada, agradecen el apoyo de la Caldeira –siempre unánime–... y son cuestionados acerca del futuro. La mayoría opta por darse tiempo para decidir, algunos muestran su voluntad de continuar y otros se despiden. En el equipo santiagués hay siete jugadores con contrato para el curso 2017/18: Txemi Urtasun (firmó un 1+1 con opciones de corte para el jugador y para el club), Alberto Corbacho, Eimantas Bendzius, Nacho Llovet, Artem Pustovyi, Adam Pechacek y Santi Yusta, a quien el Real Madrid puede repescar... y ayer él mismo confirmó que su destino es regresar al club donde se formó.

“Es el último partido que voy a estar con esta gente y era especial. Tengo que agradecer el apoyo que todos me han dado, en los malos partidos y en los buenos. Siempre llevaré conmigo a esta afición”, expresó.

Más dubitativo está Txemi Urtasun, consciente de que su futuro depende de las cláusulas firmadas hace un año. “Pienso en entrenar muy bien en verano, prepararme bien y lo que tenga que ser, será”, decía ayer. “Ha sido una temporada complicada para mí, me he sentido siempre a contrarreloj, pero he ayudado en la parte final. No todo lo que me hubiese gustado, pero sí lo he hecho”, apuntaba el escolta navarro.

El resto de los jugadores desconocen cuál será su destino, pero una de las prioridades del Obradoiro será retener a Mickey McConnell, el MVP del curso por aclamación popular. ¡McConnell, quédate!, cantó la Caldeira en la fiesta de ayer. “Lo entendí”, respondió el base. “Este es un gran sitio, una de las mejores experiencias que he tenido en Europa. Quieres estar donde te sientas cómodo, donde te apoyen. Aquí hay un ambiente familiar que es lo que quiere cualquier profesional. Llevo seis años en Europa y nunca he estado dos años seguidos en el mismo sitio, es buen momento para romper la racha”, bromeaba el estadounidense, sin expresar de forma explícita que su voluntad es la de renovar.

LA CALDEIRA. El reconocimiento unánime del vestuario fue dirigido al apoyo de Sar. “La afición es ejemplar, impresionante. He notado muchísimo su cariño, y cuando más lo notas es cuando más ganas tienes de dejarte el alma en la pista y eso es lo que hemos hecho todos”, decía Llovet.

“No había vivido algo así. El Obradoiro tiene una gran afición, hubo partidos que los ganamos gracias a ellos. Y saben de baloncesto”, reconocía Dulkys. “Lo que más amo del Obradoiro es que la gente ha estado siempre apoyando”, apuntaba Whittington. Y McConnell coincidía: “Me habían contado cosas, pero hasta que lo vives no te das cuenta. Le decía a Moncho que no sé si ocurre en algún lugar de Europa algo como lo vivido en los dos últimos partidos en casa. El apoyo de los aficionados fue increíble. No podemos hacer lo suficiente para darles las gracias”, incidía el base.