El Correo Gallego

Última Hora » Galicia

LA NUEVA LEY DE VIVENDA ESTÁ MUY AVANZADA

Vivenda puntualiza que "no baraja" aplicar un canon para pisos vacíos

Descarta copiar "miméticamente" propuestas de otras autonomías porque Galicia cuenta con una "realidad diferente"

E.P. SANTIAGO  | 24.01.2007 
A- A+


La Consellería de Vivenda "no baraja" en estos momentos aplicar en Galicia un canon para pisos vacíos tal y como estudian los gobiernos autonómicos del País Vasco y Cataluña. Por el contrario, el departamento que dirige Teresa Táboas se mostró más partidario de continuar con la actual política de "incentivos" a los propietarios --y no de sanción-- que está llevando a cabo desde hace un año para animarlos así a poner sus propiedades en el mercado del alquiler, a través del Programa de Aluguer.

"No estamos barajando medidas similares, sino lo contrario, políticas de incentivo", aseveró Teresa Táboas, un día después de que el presidente de la Xunta, Emilio Pérez Touriño, anunciase que el Gobierno gallego "estudia" la posibilidad de imponer este gravamen especial para "incentivar" las políticas de promoción pública.

No obstante, y para descartar cualquier contradicción con estas declaraciones, la conselleira aclaró que tal y como anunció el presidente de la Xunta, sí se están "analizando" las iniciativas del País Vasco y Cataluña, "como cualquiera del Estado y de la Unión Europa".

Táboas explicó que el objeto de este "análisis" es hacer "una comparativa" entre las distintas normas y leyes existentes en este materia para "tener claro una foto fijo". "Pero siendo conscientes de que tenemos nuestra realidad social", insistió la conselleira, quien ejemplificó esta diferenciación en el hecho de que Galicia cuenta con un número de viviendas vacías que pertenece a los emigrantes que están fuera.

"No vamos copiar miméticamente fórmulas de otras comunidades porque tenemos una realidad diferente", esgrimió la conselleira, quien por ello, abogó por que Galicia trabaje a la hora de evitar este número de viviendas vacías, que en la comunidad se elevan a 230.000, con su "propio ritmo, realidad y propuestas".

MEDIDA DE INCENTIVO, PLAN DE ALUGUER


En esta línea, defendió medidas de "incentivo" como la que su departamento ha puesto en marcha desde hace un año con el Plan de Aluguer de Vivenda, del que destacó que en 12 meses ha conseguido animar a incluir sus pisos en este programa a un "número importante" de propietarios, alcanzado una cifra total de 5.000 inmuebles.

La conselleira destacó que Vivenda lleva un año trabajando con el objetivo de reducir este parque de viviendas 230.000 viviendas vacías, "pero incentivando" al propietario y con el objetivo de que estos pisos "lleguen a manos de la gente que más lo necesita".

Así, recordó que el requisito para que entren en el programa es que la vivienda debe haber estado seis meses vacía, para evitar así que arrendatarios e inquilinos pretendan beneficiarse de las subvenciones planteando un contrato nuevo, cuando ya existía con anterioridad a su incorporación al plan.

La consellería basa este programa en el incentivo a los propietarios para que se animen a poner en el mercado del alquiler las viviendas que tiene vacías. Así, aquellos que se incorporen a esta red se les concede una ayuda de 6.000 euros a fondo perdido para que rehabilite el inmueble.

Asimismo, Vivenda les garantiza el cobro de un alquiler durante cinco años; al igual que se compromete, una vez que se den de baja en este programa, a que los propietarios recuperarán la casa en el mismo estado en el que fue ofrecida al inquilino.

FUTURA LEI DE VIVENDA


De igual modo, Táboas destacó el papel que jugará la nueva Lei de Vivenda que prepara su departamento, de la que adelantó que será "muy avanzada" en contenidos social, ya que se basará en medidas en la que se trate el acceso a la vivienda como un "derecho universal".

La consellería trabaja ya en la elaboración del anteproyecto de la futura Lei de Vivenda, al considerar la actual normativa "insuficiente e inadecuada" y donde el problema de las viviendas vacías será un cuestión "fundamental" que pretenderá resolver.

Los tiempos en los que trabaja Vivenda calculan que el anteproyecto pueda ser remitido a la Cámara gallega en la segunda parte del nuevo período de sesiones, previsiblemente, en septiembre. El objetivo es que reciba el visto bueno del Parlamento de Galicia en el primer período de 2008.