El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Santiago | santiago@elcorreogallego.es  |   RSS - Santiago RSS

Punto final del caso Elena Marcu

Un hermano del asesino Adrian Eugen Burlacu se hizo cargo de su cuerpo en las dependencias de las que dispone el Imelga en el tanatorio municipal de Boqueixón y lo trasladó, vía aérea, a Rumanía, su país natal, después de solicitar y obtener el permiso de la autoridad judicial competente.

El homicida Adrian Eugen Burlacu durante el transcurso de un juicio.  - FOTO: D.P.
El homicida Adrian Eugen Burlacu durante el transcurso de un juicio. - FOTO: D.P.

JAVIER GAREA  | 06.02.2017 
A- A+

Repatriado el cadáver de Adrian Eugen Burlacu, el asunto ya no tiene más recorrido; dicho de otro modo, el caso Elena Marcu, la joven rumana brutalmente asesinada en Santiago, puede considerarse cerrado desde hace varias semanas, cuando un hermano del homicida se hizo cargo de su cuerpo en las dependencias de las que dispone el Imelga en el tanatorio municipal de Boqueixón y lo trasladó, vía aérea, a su país natal, trámites que llevó a cabo a través de la Funeraria Apóstol, y después de solicitar el permiso correspondiente a la autoridad judicial competente.
Localizado el pasado 28 de diciembre en un monte del Pico Sacro por Julián Lema, un joven cazador de Ponte Ulla que seguía el rastro de un jabalí, Burlacu colgaba de un castaño y tenía el cuello roto. Los investigadores que le pisaban los talones ya tenían localizados sus antiguos domicilios y controlados a un buen número de sus contactos con las redes rumanas del crimen organizado, “socios” que, muy posiblemente, optaron por dejarlo solo para proteger sus negocios del gran despliegue policial provocado por un asesinato brutal.

Más información en El Correo Gallego (edición papel) y en Orbyt