El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Santiago | santiago@elcorreogallego.es  |   RSS - Santiago RSS

afectados

"Es un pelotazo porque el terreno es nuestro", claman los vecinos de Cornes

Adif, la entidad administradora de Infraestructuras Ferroviarias, inicia hoy el proceso de venta de unos terrenos en los que se van a construir viviendas privadas // La zona se había expropiado para uso público, y sus antiguos dueños reclaman ahora que se la devuelvan

REDACCIÓN • SANTIAGO   | 16.10.2006 
A- A+

Gallego
Algunos de los terrenos en venta se encuentran al lado del viaducto de las vías del tren, en la foto
FOTO: Gallego

"Nos parece un pelotazo". Estas palabras la citaron ayer a este diario vecinos de Cornes, que llevan más de diez años luchando para que se les devuelva unos terrenos que consideran suyos.

Parte de este territorio es el polígono 2 del SUP 3. Es decir los terrenos que hay debajo del viaducto por el que pasa el tren. "Sobre estas tierras hay diez contenciosos administrativos", dicen los residentes. Pero Adif (Administrador de Infraestructuras Ferroviarias) acaba de publicar un anuncio en el que se comunica que hoy mismo se inicia un proceso de subasta para vender dos céntricas parcelas de Compostela. La polémica está servida.

Para utilidad de todos

Los vecinos de Cornes explican que buena parte de estas tierras pertenecían en el siglo XIX a sus antepasados, pero fueron expropiadas para un bien público: la construcción del ferrocarril. Y añaden que "terminada esta utilidad pública, ahora los terrenos son nuestros".

Esta expropiación tuvo tres fases. "La primera fue la de 1.864, que se hizo para construir la estación". La segunda fue en 1925 por la ampliación de la misma: "Se descargaba aceite de Jaén, vino del Ribeiro, carbón de Asturias..., y había que construir almacenes, como el de Koipe", explican los vecinos. Y, la tercera fase, se remonta a los años 1929 y 1932, porque "hasta ese momento la vía de tren hacia Madrid pasaba por A Coruña y Monforte, y en el año 29 se diseñó la nueva ruta que hoy todos conocemos: Santiago-Ourense-Zamora-Madrid".

Hasta ese momento, los propietarios de las tierras no tenían nada que reclamar. "Se expropiaron para el beneficio de todos", señalan. Sin embargo, tras el Plan Xeral de Urbanismo del Ayuntamiento de Santiago de 1989, "Renfe y Raxoi se pusieron de acuerdo para recalificar, sin desafectar, estos terrenos con el objeto de urbanizar y construir ahí viviendas libres" .

Esto significa "que las tierras ya no se utilizan para un bien público, sino que teóricamente volvían a su antigua titularidad privada, y lo que dice la Ley de Expropiación Forzosa es que, en estos casos, el Ayuntamiento se tiene que poner en contacto con nosotros (los expropiados o, en su defecto, sus herederos) porque la titularidad vuelve a sus antiguos dueños", explican estos vecinos.

La Audiencia Nacional les reconoció este derecho, y ellos se pusieron manos a la obra. Y es que desde entonces "fuimos al Registro Civil, a los museos, iglesias, monasterios y entidades oficiales de Conxo, Santiago, Vilagarcía, A Coruña, León, Alcalá de Henares y Asturias" para encontrar toda la documentación, y lo consiguieron. Así que ahora mismo "el juez es el que tiene la última palabra", comunican, aunque añaden también que "el Ayuntamiento también tiene responsabilidad en esto porque ha recalificado los terrenos".

Adif comunicó ayer a este diario que se pronunciará en los próximos días sobre todo este asunto. Desde hoy mismo, sin embargo, los interesados tendrán a su disposición el pliego de condiciones para presentar sus ofertas. Éstos pueden adquirir dos parcelas del Polígono 2 del Sup3 de Santiago. Una de las fincas tiene 284,43 metros cuadrados, mientras que la otra mide 401,20.

El precio mínimo de puja para la primera es de 2.250.000 euros. Es decir, que el metro cuadrado, sin edificar, se pagará a más de 7.910 euros, mientras que el precio de salida de la otra finca es de 1.950.000 euros (a 4.860 euros el metro cuadrado). Más información sobre esta venta en www.adif.es/patrimonio.

DESDE RAXOI

"Será un contencioso muy difícil"

Los vecinos de Cornes han puesto en manos de la Sala Octava de lo Contencioso Administrativo de la Audiencia Nacional la defensa de sus derechos de propiedad, pero culpan también al Ayuntamiento de Santiago: "Hace año y medio le hemos pedido una entrevista para entregarles toda la documentación que demuestra que somos los legítimos dueños de los terrenos, y nos la han negado", dicen algunas fuentes.

El alcalde, Sánchez Bugallo, explica, sin embargo, que "ya hemos hablado con ellos en su día, y le hemos dicho que nosotros no íbamos a paralizar el crecimiento de la ciudad en función de un pleito que ellos tuvieran. En todo caso, son los tribunales los únicos que pueden resolver, porque es una disputa clara de propiedad. Raxoi no tiene nada que ver en ella, se trata de Renfe y los herederos. Nosotros, de momento, sólo podemos guiarnos de lo que dice el Registro de Propiedad, y éste señala a Renfe como el dueño". La zona se va a reurbanizar "siguiendo el Plan Xeral de Urbanismo de 1989" .

OTROS DATOS

En los años 90, Renfe creó el viaducto

En los años 90 Renfe aceptó un convenio con el Ayuntamiento. Gracias a él, la empresa ferroviaria se comprometió a eliminar el terraplén de 50 metros de base que había antes por un viaducto, lo que permitiría unir Conxo con Pontepedriña. La obra costó unos 7 millonesde euros.

Privada o pública, según la edificabilidad

Raxoi quiere promocionar la vivienda protegida. Para lograrlo, "compensa a los promotores dándoles el doble de edificabilidad", pero, según algunas fuentes, "ésto no se podía hacer en este polígono porque ya recoge la edificabilidad máxima que prevé la Ley de Suelo de Galicia" .

REACCIONES "

Xosé Sánchez Bugallo Alcalde de Santiago

Bugallo justificó que se vayan a construir viviendas de precio libre (se estima que serán unas 70, tendrán unos 100 m2 de superficie, y se venderán por unos 360.000 euros) porque "así estaba recogido en el Plan Xeral del año 1989". Según él, "Renfe sólo tiene el 20% de la propiedad de la zona, ya que el 80 restante pertenece a otras dos empresas privadas".