El Correo Gallego

Galicia » Medio

expertos

El urbanismo salvaje pone en serio peligro las playas gallegas

Más de 50 científicos exigen a las administraciones mayor sensibilidad hacia ellas // Abogan por que descienda la presión de las construcciones sobre la costa

M.G. •VIGO   | 10.10.2006 
A- A+

Ramón Escuredo
Imagen aérea de la playa de Silgar, en el concello de Sanxenxo
FOTO: Ramón Escuredo

El desarrollo urbanístico incontrolado o "salvaje" es incompatible con la preservación del valor ecológico de las playas gallegas. Así lo constató ayer Mariano Lastra, presidente del comité organizador del congreso que reúne en Vigo a más de 50 expertos mundiales en la situación de los arenales.

Estos investigadores, de distintas universidades internacionales, coinciden en apuntar a la presión urbanística como uno de los tres factores determinantes en la degradación de los ecosistemas de las playas. Ante la falta de un desarrollo sostenible, advierten que las construcciones indiscriminadas de muros o paseos marítimos son "agresiones" con efectos impredecibles.

Aunque los especialistas no emitirán hasta la semana que viene el manifiesto de recomendaciones para preservar las playas, sí anticipan una "llamada de atención" ante las autoridades con responsabilidades urbanísticas, en el caso gallego en manos de la Xunta y de los ayuntamientos, para que se desarrolle el urbanismo sostenible que preserve la biodiversidad de los arenales.

En este mismo sentido se expresó Anton McLachlan, quien señaló a la ocupación humana y urbanística como unas de las principales amenazas para los arenales, de ahí que crea que las administraciones deben adoptar medidas más eficaces para la gestión de las playas. Asegura que es posible hacer compatible el desarrollo económico con la preservación de la naturaleza.

Limpieza devastadora

Lastra considera bastante buena la situación de los arenales gallegas, a pesar de que existen malas prácticas en ellas, como la limpieza mediante el empleo de maquinaria pesada que elimina todo tipo de microorganismos. Los arenales del norte, especialmente los de la Costa da Morte, se encuentran mejor que las del sur debido a la menor presión urbanística, un aspecto, sin embargo, que está comenzando a cambiar paulatinamente.

Además, indica que los últimos estudios sobre la situación de las playas del Parque Nacional de las Islas Atlánticas señalan la recuperación de la mayor parte de las especies después del naufragio del Prestige.

"Los arenales del parque nacional son los más ricos de Galicia en biodiversidad, con una importante recuperación desde el Prestige, especialmente las especies más sensibles a la contaminación".

EL DATO

Conservación

Los expertos urgen a adoptar medidas de conservación de las playas y a que las ­autoridades con competencias pasen a considerarlas como ecosistemas que deben ser valorados .