El Correo Gallego

Comarcas | comarcas@elcorreogallego.es

protestas

Los vecinos de Arzúa se rebelan contra los cambios en el PXOM

Quieren crear una plataforma ciudadana// Denuncian modificaciones sustanciales en el catálogo de arquitectura civil y que no se expusieron al público// Tendrán una asamblea vecinal este sábado en la casa da cultura

S.FORMOSO • ARZÚA   | 17.01.2008 
A- A+

Formoso
Edificio de la esquina de la calle Calvo Sotelo que también se contempla
FOTO: Formoso

Vecinos de Arzúa han decidido crear una plataforma ciudadana para reclamar sus derechos ante "las sustanciales modificaciones" que se han llevado a cabo en el Plan Xeral de Ordenación Municipal (PXOM) del Concello. Denuncian que desde el Ayuntamiento no se les ha dado la posibilidad ni siquiera de presentar sus alegaciones en materia de arquitectura civil y delimitación de núcleos rurales.

Se sienten, por tanto, "indefensos" ante la falta de información a la que fueron sometidos. Y es que, a su modo de ver, "se deberían haber expuesto públicamente los cambios para que por lo menos tuviésemos algún derecho", comenta uno de los afectados. Es por ello que han decidido, al menos, hacerse oír, ya que desde el Concello "lo único que hacen es echarle la culpa a Patrimonio" por todas estas modificaciones.

Casi el triple

De hecho, se puede observar que en el Plan Xeral, que se aprobó inicialmente por el pleno en 2005, se contemplan 33 elementos catalogados como arquitectura civil. Esta misma lista de edificios se mantuvo hasta que se pasó el período de alegaciones del nuevo proyecto, aprobado inicialmente por la Corporación arzuana y que actualmente está siendo estudiado por la Consellería de Medio Ambiente. El documento cuenta con un catálogo de arquitectura civil que roza los ochenta elementos, casi el triple que el del PXOM de 2005.

Fue tras la respuesta a las alegaciones, según indican los propios vecinos, cuando se "envió un documento anexo a la Xunta" con este nuevo inventario de arquitectura civil. De esta distribución no se dio cuenta por entender desde el Concello que no eran cambios sustanciales, según dijo el alcalde, Xaquín García Couso, en el pleno en el que se dio cuenta de la respuesta a las alegaciones al Plan Xeral. Por ello, tanto vecinos como los grupos de la oposición consideran que era necesario exponer de nuevo el documento, ya que creen que los catálogos distan mucho de los de 2005.

"No les dieron opción"

En este sentido, el portavoz del PSOE local, Xabier Pintor, destaca que su partido ofreció "una reunión informativa" de modo que "algunos vecinos se dieron cuenta extraoficialmente de que la catalogación de sus terrenos había cambiado". "Y por eso se sienten indefensos, algo que incluso reconoció el propio técnico que acudió al pleno para la aprobación del Plan", explica. "El gobierno debería haber tenido la voluntad de avisar a los afectados. Nosotros queremos que el PXOM salga adelante, pero sin que haya esa indefensión, porque no les dieron opción", concluye Pintor.

Por su parte, el popular Nicolás Esmorís aseguró que, precisamente porque "no se avisó de la incorporación de esos nuevos informes, nos abstuvimos en la votación". "Según tenemos entendido, el Ayuntamiento delegó en los técnicos de Patrimonio la catalogación de las casas y el Ayuntamiento dice que no tuvieron nada que ver con eso", explica Esmorís, al tiempo que aclara que García Couso debería haber tomado parte en el asunto para defender los intereses de los vecinos ante la Xunta.

La portavoz de AIA, Regina Castro, se une al resto de partidos de la oposición reprochando al gobierno local que debería haber expuesto nuevamente al público el Plan, dado que "se hicieron cambios sustanciales en él". "Ellos tienen derecho a dar su visión y a que se explique lo que ha pasado", asevera la portavoz de los independientes.

Reunión informativa

Los vecinos están repartiendo folletos entre los afectados por las nuevas catalogaciones del PXOM para convocarlos a una asamblea que se celebrará el sábado, día 19, a las 20.00 horas, en la casa da cultura. Pretenden que acudan los miembros de la oposición, que en todo momento les han mostrado su apoyo. Incluso no descartan la posibilidad de convocar un pleno extraordinario para que García Couso explique por qué se han llevado a cabo dichas modificaciones y el motivo de que no se expusiese públicamente el Plan Xeral.

LOS DATOS

Criterios

Desde la Dirección Xeral de Patrimonio han explicado a este periódico que los técnicos de la Asociación Xeral de Protección da Cidade e Camiños de Santiago y los técnicos del Plan fueron quienes se encargaron de incluir las modificaciones en el catálogo de arquitectura civil. El criterio fue "incluir las viviendas tradicionales con características de las casas populares de la villa de los años cincuenta".

Desde el Concello

García Couso explicó que "o Concello non pode facer nada para cambiar" ese catálogo. "Nós o único que quixemos facer foi, con criterios de carácter xeral e non particular, sacar o PXOM adiante. E ante a disxuntiva de ou aceptar o seu catálogo ou quedar sen Plan temos que escoller acatar o que nos propoñen, porque teñen os seus criterios para facelo. Incluso discutín máis dunha vez con eles sobre o asunto, pero non hai máis remedio que aceptalo", concluye.

Una altura menos

Casi todos los edificios que se encuentran dentro del casco urbano arzuano, especialmente entre las calles Calvo Sotelo y Ramón Franco, han visto el número de alturas edificables reducido en una .