El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Galicia | galicia@elcorreogallego.es  |   RSS - Galicia RSS

la fecha de los comicios

Líderes socialistas dan por hecho que Pérez Touriño adelantará las elecciones

La Xunta pide al Parlamento que fije el Debate sobre la Autonomía para frenar los rumores del adelanto electoral // La mayoría de los dirigentes socialistas dan por hecho, sin embargo, que la cita será en otoño // La crisis aprieta al presidente

NATALIA RODRIGUEZ Y MONTSE CASTRO • SANTIAGO   | 15.08.2008 
A- A+

El presidente Touriño, durante una rueda de prensa

Sólo el presidente Touriño sabe qué le pasa por la cabeza. Y es casi seguro que hasta finales de mes no despeje la incógnita del cada vez más probable adelanto electoral. El presidente "sigue reflexionando" y es él "quien tiene la última palabra". En voz alta, y con nombres y apellidos, los dirigentes del PSdeG no se atreven a decir mucho más sobre cuál va a ser la fecha electoral en Galicia. En voz baja, sin embargo, algunos admiten que la opción que más pesa en estos momentos es la de adelantar los comicios al otoño (26 de octubre o 9 de noviembre). "En el partido se ha instalado la idea de que existe un 90% de posibilidades de que haya adelanto, la cosa está ya muy madura", aseguraba a este periódico un destacado miembro de la executiva del PSdeG. En la misma línea, otro dirigente socialista apuntaba: "Estamos esperando la confirmación del adelanto. Cuanto antes, mejor".

Pero lo cierto es que hay otras lecturas, alentadas ayer por la decisión de la Xunta de presentar la "habitual solicitud" del Debate sobre el Estado de la Autonomía con el "objetivo" de que se celebre en el primer pleno del mes de octubre. Si esto finalmente fuese así, el rumor del adelanto electoral rebaja sus dosis de veracidad, pues el también llamado debate de política general se celebraría el 7 o el 14 de octubre y, teniendo en cuenta que las elecciones deben ser convocadas entre 54 y 60 días antes de celebrarse, la cita con las urnas se iría a diciembre. Demasiado tarde.

"Trabajamos con la idea de que el periodo de sesiones empiece con normalidad", apuntaba uno de los dirigentes del PSdeG más inclinado a pensar que Touriño mantendrá su palabra de estirar la legislatura hasta marzo. "Además, hay que aprobar los presupuestos y eso es muy importante en una situación de crisis", añadía el mismo socialista. A esta versión -la oficial en voz alta- daba pábulo ayer el conselleiro de Presidencia, José Luis Méndez Romeu, quien expresó su deseo de que el segundo periodo de sesiones del año en el Parlamento sea "un periodo productivo" y redujo a "especulaciones periodísticas propias del mes de agosto" la posibilidad de un adelanto electoral a otoño. El bipartito, dijo Romeu, "mantiene su ritmo normal de trabajo".

Quien se inclina por el adelanto sostiene, sin embargo, que el inusual anuncio de solicitud del debate de política general no es más que "una maniobra de despiste". "La Xunta quiere dar imagen de normalidad", explica un dirigente del PSdeG. Y añade: "El problema al que se enfrenta Touriño es cómo vestir el santo y cómo explicar a los gallegos el porqué del adelanto". Las elecciones vascas, pero sobre todo, la crisis económica, estarían detrás de la decisión del presidente. "Touriño no puede permitir que el adelanto electoral se interprete como un fracaso, o como una elección que responde a intereses partidarios. Ésa es la cuestión", indicaba ayer un miembro de la dirección del PSdeG.

Sobre este aspecto, el vicesecretario del PSdeG, Ricardo Varela, que insiste en que sobre la fecha de las elecciones "no hay nada cerrado", apuntó, al respecto, que "no es bueno" que los comicios gallegos coincidan con los vascos, que el lehendakari Ibarretxe podría convocar para la primavera. Pero "no hay nada decidido". "El presidente es el único que puede tomar la decisión y está reflexionando", insistió el número dos del PSdeG. En la misma línea, fuentes de la Xunta cercanas al presidente reiteran que "no hay novedad" sobre la fecha electoral y que, por ahora, "todo son rumores".

Pero lo cierto es que en la Xunta, en el departamento de Presidencia, ya se han interesado sobre toda la maquina- ria que les corresponde poner en marcha para que se celebren las elecciones.

Consecuencias

Leyes y planes millonarios, en  la cuerda floja

El posible adelanto electoral no sólo trastocaría la agenda de los partidos políticos, que tendrían que acelerar la confección de sus listas y apremiar la organización de sus respectivas campaña, sino que también dejará en el tintero varias leyes y proyectos que forman parte del pacto de gobierno de PSdeG y BNG. La fecha que baraja el presidente para los meses de otoño dejaría en el tintero algunos anteproyectos como el de creación de las áreas metropolitanas que la Xunta tiene aparcado o la que permitiría la designación del director de la CRTVG a instancias del Parlamento. Entre los deberes pendientes están los siguientes:

Modificación de la Lei de Creación de la CRTVG

Lei de Publicidade Institucional

Reforma de la Lei de Drogodependencias

Lei da Galeguidade

Lei de creación de las áreas metropolitanas

Lei de Orzamentos

Plan de Ordenación del Litoral

Plan Acuícola

Completar el Plan de Infraestructuras y Transportes

Regulación del nuevo canon hidroeléctrico

Adjudicación de los más de 3.000 megavatios de potencia del Plan Eólico.  

DESDE LA OPOSICIÓN

Pleitesía a Blanco

El secretario xeral del PPdeG, Alfonso Rueda, dio por hecho que Touriño está "preparando el terreno" para anunciar un adelanto electoral "impuesto" por Blanco, a quien "rinde pleitesía" .