El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Galicia | galicia@elcorreogallego.es  |   RSS - Galicia RSS

aulas

El 62% de padres compra algún libro de texto pese al sistema de préstamo

Un informe asegura que el modelo tiene desventajas pedagógicas y aumenta las diferencias sociales entre los que pueden adquirir ejemplares propios y los que no

I.C. • SANTIAGO   | 08.05.2008 
A- A+

La gratuidad total de los libros de texto a través del programa de préstamo no es tal. Esta es una de las conclusiones que arroja el estudio realizado por la Unidade de Psicoloxía do Consumidor e Usuario de la Universidade de Santiago de Compostela (USC) por encargo del sector del libro, que mantiene su lucha para sustituir el modelo actual -que asegura pone en jaque cada vez más esta industria del libro gallego- por ayudas directas según la renta a las familias para la compra de ejemplares propios.

El informe, coordinado por Eduardo Picón, señala que a pesar de que el modelo de préstamo -estrenado en Galicia en 2003 y que este año ha pasado a cubrir todos los cursos de Primaria y ESO- libera supuestamente a las familias del gasto de los libros de texto, supone una inversión media por hijo de 54,42 euros cada año y nada menos que el 61% de las familias afirma haber comprado algún libro en el presente curso.

La prescripción por parte de los profesores de un paquete de libros que supere la subvención económica por nivel contemplada por Educación podría ser uno de los motivos, que se paliaría con el incremento del importe del nuevo cheque-libro que se ha acordado para el curso próximo (del 11%). Pero hay detalles del informe que sugieren una decisión meditada de los padres de contar con libros propios: los gallegos de clase social alta destinan más del doble de presupuesto familiar a la adquisición de los libros de texto (102 euros) que los de clase social baja (50).

Los autores del estudio deducen que el modelo de préstamo genera una "diferenciación social" en función del acceso a este material: "alumnos de primera", que poseen libros nuevos con los que poder trabajar y consultar en cualquier momento; y "alumnos de segunda", que carecen de libros propios y que "no podrán mantener una estrategia activa de aprendizaje, lo que limita su experiencia formativa y condiciona sus posibilidades futuras", reza el informe.

El estudio destaca en esta línea que el préstamo dejó "cerrada la posibilidad de trabajar directamente con los libros", de realizar anotaciones, subrayarlos y consultarlos de un año a otro. Antes de implantar este modelo, la mitad de los escolares les daban estos usos y en Secundaria lo hacían dos de cada tres.

Para los autores del informe, estos datos subrayan la importancia que el libro sigue teniendo a nivel pedagógico y consideran que el hecho de no poder darles este uso, para que cada ejemplar esté en condiciones de ser 'heredado' durante cuatro años, puede tener consecuencias en la motivación, el interés y el rendimiento académico y la calidad de la enseñanza.

El coordinador del estudio lo presentó ayer junto a los responsables de la Asociación Galega de Editores, la Federación de Libreiros de Galicia y la Asociación de Editores de Libros y Material de Enseñanza. El informe se basa en 662 encuestas a padres, profesores y directores de centros.

AYUDAS DIRECTAS

Esperanza en que se cree otro modelo

El sector del libro confía en que Educación dé el esperado paso y sustituya el modelo de préstamos por otros de ayudas directas a la compra real de libros para cada alumnos. Ahora aprecia más receptividad a sus argumentos y según el presidente de la Asociación Galega de Editores, Alfonso García Sanmartín, "é posible que en calquera momento se anuncie que se sentan varias consellerías a falar do tema" .