El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Santiago | santiago@elcorreogallego.es  |   RSS - Santiago RSS

El joven músico que denuncia una agresión policial en Santiago cuenta su versión

Roi V. explicó hoy en rueda de prensa los hechos ocurridos el pasado 10 de enero y en el que le rompieron dos dedos

E.P.SANTIAGO  | 01.02.2013 
A- A+

Un joven de Santiago de Compostela ha interpuesto una denuncia para reclamar que se identifique y se sancione a un agente de la Policía Local que, según su relato, el pasado 10 de enero le agredió y le rompió dos dedos de una mano durante una identificación en la calle.

El joven, Roi V., ha explicado este viernes en una rueda de prensa su versión de los hechos, ocurridos el pasado 10 de enero cuando, después de salir de una actuación en un local del centro de Santiago con unos amigos, fue parado por la Policía Local para reclamarles sus identificaciones.

"El ambiente estaba crispado", ha reconocido el joven, quien ha asegurado que, a pesar de que aquel día había tenido lugar una manifestación en la plaza de Cervantes, él y sus acompañantes venían "de tocar en un concierto".

Después de que los policías le pidiesen los carnets de identidad, ha relatado Roi V., se produjo un momento de tensión tras el que uno de los agentes "puso la cabeza" de uno de sus acompañantes "contra el capó del coche". "Al intervenir, el agente me cogió de la mano izquierda e intentó torcérmela hacia atrás", ha asegurado Roi V., que cuestionó entonces la actitud del agente, algo a lo que, ha asegurado, él respondió cogiéndole de la mano derecha y torciéndole los dedos.

A pesar de que, según ha indicado, los agentes no cursaron denuncia ni los llevaron al calabozo por ninguna infracción, "se negaron a identificarse" y no quisieron llevarlo "al hospital" para que le atendiesen de los problemas en su mano. "Yo soy músico, trabajo con las manos", ha lamentado Roi V., quien ha considerado que los agentes "se excedieron en su función". "Si me hubiese resistido o hubiese hecho algo, me habrían llevado detenido, y no fue así", ha sentenciado.

Como consecuencia de estos hechos, ha relatado el joven, tiene tres falanges rotas y un tendón desprendido. Por el momento, tendrá que estar cuatro meses sin trabajar, aunque los sanitarios le han asegurado que es probable que pierda el 30 por ciento de la movilidad.

DENUNCIA POR LESIONES

El joven, asesorado por el colectivo Ceivar y la Candidatura do Povo, interpuso días después una denuncia ante el Juzgado de Guardia en la que acusa al agente, no identificado, de lesiones, tanto por el "daño moral" como por el "daño económico" sufrido.

Asimismo, ambos colectivos han reclamado la colaboración del ayuntamiento y de su responsable en la materia, el concejal de Seguridad Ciudadana, Albino Vázquez, para identificar al agente o poner en marcha una "rueda de reconocimiento" para tal fin.

Además, han denunciado que algunos testigos de estas supuesta agresión están siendo víctimas de "acoso" por parte de "policías vestidos de paisano", algo que también han pedido que se investigue.