El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Tendencias | tendencias@elcorreogallego.es  |   RSS - Tendencias RSS

PABLO MARIÑO LUSTRES, Organizador del festival ‘Agosto na ría’

“Galicia tiene mucho potencial para el turismo marinero y muchos rincones sin descubrir”

{ Ribeira, 1982 } Estudiante brillante de comercio exterior, una casualidad lo impulsó a una aventura empresarial al frente de Bluscus, que busca el disfrute de los turistas a través de los oficios tradicionales de la costa gallega. Este mes se encarga de ‘Agosto na ría’, ocho conciertos que fusionan enología y música a bordo de una goleta con el patrocinio de Marqués de Vizhoja

VÍCTOR GALLEGO SANTIAGO  | 02.08.2017 
A- A+

Apasionado y encantado con los retos, puede presumir de firmar el tercer mejor expediente de su promoción en Comercio Exterior en la Universidade de Vigo. Una casualidad le abrió los ojos y decidió crear Bluscus Turismo Marinero, una empresa en la que pretende que aquellos que visitan Galicia disfruten de todo lo que contiene la costa. Es el responsable de organizar ‘Agosto na ría’ un festival que une música y enología de la mano de la bodega Marqués de Vizhoja.

¿Cuándo llegó al mundo del turismo?
Hace tres años exactamente. Realmente era un mundo que siempre me había apasionado aunque lo vivía desde el punto de vista del viajero. Eso nos ha ayudado a conectar con los clientes. A mí me gusta conocer los sitios con la gente local, las historia e intrahistorias del lugar. Desde Bluscus.es queremos ofrecerle ese valor a nuestro cliente. Creemos que es la forma que va a dejar más huella a los visitantes.

¿Cómo trata de vender Galicia?
De una forma auténtica. Tratamos de dar a conocer los valores de la cultura marinera, mostrando la tradición, los oficios, las raíces, también en lo que enología se refiere. Galicia tiene mucho potencial para el turismo marinero y muchos rincones sin descubrir. Queremos que nuestros clientes vivan Galicia de forma experiencial involucrándolos en las actividades que ofrecemos, si es un paseo en velero, los implicamos en la navegación del barco. En el caso del taller del marisqueo, ellos bajan a la playa, se mojan, recogen y reconocen los bivalvos de la zona. 

Más información en El Correo Gallego (edición papel) y en Orbyt