El Correo Gallego

Noticia 21 de 70 noticia anterior de Boiro Área de Compostela » Boiro

Reabrir Radio Boiro es un punto clave en la negociación para el cuatripartito

Suárez confirma que el BNG votará el sábado al candidato socialista, José Ramón Romero

S. S.   | 11.06.2019 
A- A+

La reapertura de la emisora municipal Radio Boiro está en el centro de la mesa en la que apuran ya sus negociaciones las cuatro fuerzas que pretenden desbancar al PP de la alcaldía con una alianza cuatripartita (PSOE, BNG, ICB y Boiro Novo). Los contactos del alcaldable socialista, José Ramón Romero, con los demás interlocutores culminarán esta semana con una reunión a cuatro bandas en la que ya se concertarán los detalles de un posible pacto político.

Habrá que ver si éste se alcanza sólo para la investidura y con el compromiso de apoyos puntuales durante la legislatura o si se materializa en una puesta por la estabilidad con la entrada de los cuatro partidos en el nuevo ejecutivo.

La nacionalista Raquel Suárez confirmó a este diario que el voto de su formación en el pleno de investidura del sábado ya está decidido y que será para Romero "sin condicións".

La concejala electa de Boiro Novo, Dores Torrado, condicionó su apoyo a medidas "necesarias", como la reactivación de los Consellos Parroquiais y del Consello Escolar Municipal; la implementación de los presupuestos participativos o la flexibilización del reglamento de participación ciudadana para facilitársela a los vecinos; iniciar los trámites para construir una residencia pública; la ejecución lo antes posible de las obras del Club de Remo de Cabo de Cruz; el plan para la rehabilitación de la calle Principal; la creación de un plan de movilidad sostenible y accesible; la restauración del Pazo de Goiáns; la instalación de un parque infantil cubierto; la mejora de los Servizos Sociais o la planificación del saneamiento integral, además de la reapertura de la radio.

Más prudente que en días anteriores se mostraba ayer el líder de ICB, Manuel Velo, quien no quiere posicionarse "ata ver como están as cousas", dijo en relación al posicionamiento y las exigencias de las demás fuerzas, y a la espera de la reunión entre las cuatro.

El partido del puño y la rosa parece tener pavimentado el sendero hacia la alcaldía, pero encara la fase más delicada: evitar sorpresas de última hora.