El Correo Gallego

Noticia 8 de 183 noticia anterior de Ribeira Área de Compostela » Ribeira

"Ni son lodos, sino áridos, ni son contaminantes, ni se arrojaron junto a Sálvora"

Quintana reunió a los patrones y al alcalde de Ribeira con el fin de desmontar "mentiras"

Santamaría, izqu., Formoso y Pérez frente a Quintana - FOTO: Xunta de Galicia
Santamaría, izqu., Formoso y Pérez frente a Quintana - FOTO: Xunta de Galicia

SUSO SOUTO RIBEIRA  | 12.06.2019 
A- A+

La conselleira de Mar, Rosa Quintana, dio ayer un puñetazo sobre la mesa para defender a los sectores pesquero y marisquero de las "mentiras" de quienes "se empeñan" en asegurar que se han depositado junto a la isla ribeirense de Sálvora 330.000 m3 de lodos procedentes del dragado del río Lérez.

Para explicarles detalladamente el proceso que se lleva a cabo con vistas al proyecto para sanear dicho río, se reunió con el alcalde en funciones de Ribeira, Manuel Ruiz; el presidente de la Federación Provincial de Cofradías de A Coruña, Daniel Formoso; y los patrones de Santa Uxía, José Antonio Pérez, y Aguiño, José Antonio Santamaría.

Tras dejar claro que "la Xunta busca en todo momento no perjudicar la actividad de la flota", dijo que "es absolutamente falso que se estén vertiendo lodos procedentes del Lérez en la isla de Sálvora, así como que Portos haya autorizado el envío de los áridos procedentes del dragado a ese punto, puesto que no tiene competencias ni autoridad para ello".

Aclaró que el proyecto está en una fase muy inicial y que dicha actuación ni siquiera comenzó.

Además, aseguró que los análisis de dichos áridos ("que no son lodos", matizó) revelan que son inocuos. También explicó que la normativa comunitaria establece que, si son aprovechables, deben usarse para regenerar zonas marisqueras y que, si son contaminantes, deben confinarse en tierra y tratarse.

"Esto estará en breve a disposición del público para que lo pueda contrastar", añadió. Finalmente, dijo que "el destino que se elija, entre los puntos de depósito ya autorizados en Galicia desde 1998, no tendrá incidencia en la actividad pesquera y marisquera".