El Correo Gallego

Noticia 12 de 27 noticia anterior de Comarcas Comarcas | comarcas@elcorreogallego.es

El BNG acusa al Concello de Ordes de denunciar a vecinos por infracciones irreales

La delegada de Medio Rural aseguró que el ejecutivo acusó a propietarios de parcelas de Montaos de talar árboles en la zona de protección del Camino Inglés

A. TALADRID • ORDES
A- A+

El fuego cruzado de acusaciones de injurias entre gobierno y BNG de Ordes no hace más que recrudecerse en las últimas semanas.

El pasado jueves por la noche, la delegada provincial de Medio Rural, Olga García, acompañada por el líder del BNG local, Gonzalo Castro, impartía una charla sobre la situación de las fincas afectadas por el Camino Inglés en Santa Cruz de Montaos. Durante su intervención, García acusó al Concello de trasladar a los vecinos información errónea sobre la extensión del área de protección del Camino Inglés, que, según indicó, es de tres metros y no de 30 como habría indicado el ejecutivo local, ya que los 30 metros sólo se aplicarían al Camino Francés por ser de interés cultural. Esto permitiría a los propietarios talar la madera de una superficie mucho mayor en su parcela (toda salvo la franja de tres metros y no de 30 colindante a la ruta).

Sin embargo, García fue más allá acusando al gobierno local de haber presentado denuncias ante la Xunta contra los vecinos de Montaos por la tala de árboles a una distancia menor de 30 metros del Camino; infracción inexistente por parte de los propietarios al reducirse la franja de protección a tres metros. Según la delegada, la Xunta archivará ahora dichas denuncias al no existir infracción y se ampliará el plazo de corta de madera.

RESPUESTA MUNICIPAL

"No existieron tales denuncias"

Por su parte, el Concello de Ordes negó ayer rotundamente que hubiera presentado denuncia alguna contra ningún vecino. "Por indicación da Xerencia do Xacobeo se nos indicou que notificásemos a Medio Rural e a Patrimonio (BNG) as talas que se tiñan feito ao lado do Camiño Inglés", explicó el edil Xesús Pedreira y añadió que "entón a Policía Local emitiu un informe sobre esta situación a título simplemente informativo xa que o Concello en ningún momento presentou denuncia algunha contra os veciños que realizaron esas talas". Asimismo, el concejal aseguró que los vecinos no fueron informados de la afección del Camino a sus parcelas ya que las bases de la concentración publicadas en el DOG no hacían ninguna referencia a este.

Sobre la extensión de la zona de afección, el Concello de Ordes se remite a la Ley de Protección de Caminos que habla de 30 metros "en los caminos que discurren por Galicia" (no en el Francés). En alusión a esto, Pedreira se pregunta "por qué las máquinas de la parcelaria pararon entonces de trabajar a 30 metros, como puede comprobarse" .