El Correo Gallego

Comarcas | comarcas@elcorreogallego.es

camelle

Un plan director para Man

Podría ir paralelo al PXOM camariñano // Los expertos coinciden en que urge iniciar la limpieza y recuperación del museo del anacoreta alemán

JESÚS TRILLO • CEE   | 13.05.2009 
A- A+

Para la recuperación y protección del Museo de Man, en Camelle, se hace necesario redactar un plan especial para todo el entorno, que podría ir paralelo al PXOM camariñano, y que desembocaría en la declaración BIC. Esta es una de las conclusiones de las jornadas celebradas el fin de semana en Camelle, en torno al legado del anacoreta alemán.

La propuesta partió de Juan Creus, arquitecto y profesor en las escuelas de Arquitectura e Ingeniería de Caminos en A Coruña. El técnico ceense aboga por definir inicialmente el marco geográfico de intervención, "que debe ir más allá del propio museo", dijo. Creus es partidario igualmente de cartografiar todo lo que envuelve a Manfred: las zonas de sus paseos, sus derivas -cruzaba a nado para pintar al otro lado del puerto-, así como los lugares en los que recogía los materiales. Sobre la vivienda del artista, es partidario de recuperarla, pero sin abrirla para visitas al público, pues "Man la tenía como su santuario, su caparazón, su refugio íntimo, por lo que debe respetarse esa intimidad". Creus llevó a cabo en su día un levantamiento topográfico de la caseta del artista.

Urge actuar

Pero hubo más conclusiones. El alcalde de Camariñas, Manuel Alonso, comentó que en lo que coincidieron los grandes expertos de toda España es en la necesidad de "comenzar, cuanto antes, a limpiar y recuperar la zona del museo, así como establecer vigilancia para evitar el deterioro del conjunto por parte de los vándalos".

Los estudiosos consideran que urge asimismo realizar un proyecto de musealización de todo el espacio, para luego ir ejecutando los trabajos. Proponen igualmente catalogar todo el material, traducir la documentación escrita, y crear una exposición permanente que exhiba al público al menos parte de su obra. Según los entendidos en la materia, el de Man fue uno de los primeros museos interactivos, "con un arte y una vida extremos". Manfred consiguió recopilar, en las libretitas que entregaba a los visitantes, unos 32.000 dibujos de sí mismo, "y ese material podría ser la base para buscar el sentido espiritual de lo que queremos hacer", apuntó uno de los asistentes.

Uno de los defensores de la recuperación del legado de Man recordó que el artista dejó 120.000 euros en testamento al Estado español, quien no aceptó la herencia, por lo que el dinero pasó igualmente a las arcas estatales. Varios de los presentes coincidieron al señalar que el Gobierno central debería compensar con ayudas el dinero recibido de Manfred.

Desde la asociación de vecinos de Camelle, se urge la recuperación del conjunto.

jtrillo@elcorreogallego.es