El Correo Gallego

Deportes » Baloncesto

OBRADOIRO

Aquella temporada en la elite

El Obradoiro estuvo en la máxima categoría en la campaña 1982/83 // Sólo ganaron dos partidos, uno al Caja de Ronda y otro al Valladolid // Hombres como Abel Amón, Lomas, Corts y Abalde formaban parte de ese equipo

Abajo, de izq. a der.: Ribera, Aldrey, Modrego, Balagué, Lomas, Tonecho y Añón; arriba, Lazic, Pérez, Amón, Pagés, Corts, Abalde, Verdever y Casal - FOTO: EL CORREO GALLEGO
Abajo, de izq. a der.: Ribera, Aldrey, Modrego, Balagué, Lomas, Tonecho y Añón; arriba, Lazic, Pérez, Amón, Pagés, Corts, Abalde, Verdever y Casal - FOTO: EL CORREO GALLEGO

P. YÁÑEZ • SANTIAGO  | 22.06.2009 
A- A+

Gerald Brown, Marco Carrareto, Pete Mickeal, Joe McNaull y Alfons Alzamora. ¿Quiénes son? Fue el cinco inicial del Breogán de Lugo, un 14 de mayo de 2006, en el último partido que un conjunto gallego jugó en la ACB. El Obradoiro, que tiene hasta el día 25 para subsanar pequeños detalles de la documentación presentada en la sede de la Liga de baloncesto, volverá a tener un cinco inicial en la máxima categoría algo más de tres años después.

Pero antes, en la temporada 1982/83, ya hubo baloncesto del bueno en Santiago. Fue la única temporada que el Obradoiro jugó en Primera División (todavía no había ACB) después del ascenso del año anterior con Pepe Casal como entrenador. Por razones laborales, el mejor anotador de la Primera B, el año del ascenso, José Antonio Gil, no siguió en el equipo. Tampoco Ramón Balagué, el segundo mejor. "Fue un desastre", afirma Pepe Casal.

Para la temporada en Primera División el Obradoiro se hizo con los servicios de Todor Lazic, un entrenador yugoslavo que venía del Barcelona. Un hombre con historia. Pero la mala suerte y una enfermedad pudo con él. En un viaje a Barcelona, para jugador frente al Cotonificio de Badalona, el técnico se encontraba indispuesto, con mal estar. Ya en el aeropuerto de Barcelona, se puso en manos de médicos. Se fue a Belgrado y a los tres días se operó. Salvo su vida, pero aparcó el baloncesto. "Le vi con un viaje de la selección femenina ese mismo verano y recuerdo que le visité y me hice una foto con él y con su cicatriz", afirma Casal.

Casal cogió las riendas

Fue el propio Pepe Casal, segundo entrenador hasta entonces, el que cogió el equipo, que contaba entre sus hombres con Modrego, Ricardo Aldrey, Alberto Abalde, Joan Pagés, Orbea, Abel Amón, Pepe Rivera y Carlos Oro, entre otros. También ficharon como americano a Chuck Verdeber, recomendado por un excepcional jugador del Barcelona, Bob Buyette.

Poco duró el americano. En la cuarta jornada se lesionó de gravedad y tuvo que ser sustituido. Por quién? Nate Davis. Al parecer, durante una Asamblea, se pasó la bandeja, se recogieron 20 ó 30.000 pesetas y, con un poco más, se fichó al jugador. "Nosotros lo pusimos en forma y al año siguiente, en el OAR Ferrol, ya fue el gran jugador que fue", decía Pepe Casal, que reconoció que llegó a Santiago en muy mala forma.

En el último partido de Liga, Pepe Casal no pudo dirigir al equipo. Se tuvo que marchar con la selección española. Se sentaron en el banquillo el tándem formado por Antonio Millán, vicepresidente del club, y Tonecho Lorenzo, que ejercía como jefe de prensa y trabajaba también en la cantera. Fue frente al Valladolid, pero el equipo ya estaba descendido.

Si a Pepe Casal le preguntas por el principal recuerdo que tiene de esa temporada se refiere a la anterior. "Recuerdo cuando ascendimos, el año anterior, con 10.000 personas recibiéndonos en el aeropuerto, donde incluso inundaron la pista de aterrizaje", comenta. "Si la mitad se hubiera hecho socio, hubiéramos llenado tres pabellones. Había más gente en Primera B que en Primera", recuerda Pepe Casal.

Por cierto, que aquel club estaba presidido por Antonio Castro, hoy presidente del Consejo de Administración del Grupo Correo Gallego. En la directiva, como vicepresidentes, además del mencionado Antonio Millán también estaba Carlos Calvo. Fue un año duro y difícil, pero también una experiencia gratificante.

. pyanez@elcorreogallego.es

las claves

El fichaje estrella fue Joan Pagés

El fichaje estrella del Obradoiro, además de los americanos Verdeber y Nate Davis, fue Joan Pagés. Formado en las categorías inferiores del Barcelona, vino cedido desde el club catalán. Luego, terminó su carrera más tarde con los oscenses de Fuesca. Pagés, que llegó a ser internacional, era el hombres más importante dentro del juego interior.

Todor Lazic había entrenador al Barça

El entrenador del Obradoiro de aquel año, Todor Lazic, era muy conocido, ya que había entrenado al Barcelona. Fue el primer año donde eran séniors jugadores como Epi y Solozábal, y donde también estaban Sibilio, Perico Ansa o Andrés Jiménez, entre otros. Ahora, ya fallecido, se puede decir que fue el primer técnico que dirigió al Obradorio en la máxima categoría .

EL DATO

Dos victorias

La temporada 1982/83 fue dura para el Obradoiro. Sólo se ganaron dos partidos. El primero fue contra el Caja de Ronda (79-75) en Sar y el segundo, en el mismo escenario, frente al Valladolid, en el último encuentro (103-102) con Tonecho y Millán en el banquillo local .