Santiago
+15° C
Actualizado
jueves, 25 febrero 2021
02:00
h
{ REFLEXIONES }

Las canteras no cumplen con su finalidad

EL PRINCIPAL objetivo del fútbol base es formar a las personas de modo integral. Lo decimos para quedar bien, porque la realidad es bien distinta. Muchos padres piensan que su hijo puede solucionar su vida jugando al fútbol, en busca de fortuna y de ganar mucho dinero. A todos nos gustaría tener un Messi en casa. Todo eso es una utopía. Hay muchísimos jugadores profesionales que ganan poco. Recordad las huelgas y encierros que, no hace mucho, se daban en el fútbol profesional. Los del Madrid y el Barcelona no valen como ejemplo.

La cantera de los grandes tiene como primer objetivo formar jugadores para el primer equipo y no se dedican a consolidar el hábito deportivo como un estilo de vida. Crear una responsabilidad real de trabajo y constancia en el mundo del deporte y en el fútbol también debería formar parte de su trabajo y de su formación. El objetivo educativo-social-deportivo está muy bien cuando no exista proceso de selección y se debe dar cuando hay una finalidad social, pero en las canteras de nuestros grandes hay selección de los mejores y se pide rendimiento inmediato. En el curso de formación de directores deportivos me mostraron que se necesitan diez mil horas para ser futbolista. Creo que un jugador en Liga Nacional ya las debe cumplir, y dista mucho de estar formado.

En Galicia comparamos la cantera del Celta con la del Deportivo. Siempre se compara el norte con el sur. Recordamos la crisis que hubo en Vigo y se apoyaron en la cantera con un gran éxito. Fabricaron jugadores para el primer equipo y para la venta, lo que ayudó a la sostenibilidad del equipo. Hoy todavía presumen de ello en el Celta.

En A Coruña se habla de mirar para la cantera ahora que entraron en hora bajas, pero no lo consigo ver con claridad. Mucha gente en Abegondo, mucho gasto y poca rentabilidad.

Este fin de semana vi jugar a los dos equipos B y, por los nombres, me parece que hay pocos de casa. Los gallegos van a menos. El biotipo de los de Vigo es más atlético-longilíneo, con verticalidad, rapidez y profundidad, con presencia y tipo de futbolista. Los del Deportivo B son de menos envergadura, de paso pequeño y más de balón que de correr. De Abegondo, en los últimos tiempos, no recuerdo que se nutriera el primer equipo con ningún jugador y menos para un traspaso.

Las canteras no están cumpliendo con su finalidad.

No hace muchos años, los llamados filiales te arrollaban en lo físico y en lo técnico. Hoy en día se muestran endebles en todo, a pesar de rondar las diez mil horas de formación de que hablaba.

Es una reflexión que deberíamos tener en cuenta. Lo tienen todo para desarrollar un buen trabajo y el producto no cumple los requisitos del mercado.

El fútbol es un juego muy pasional, y para ser jugador profesional, lo primero es querer y amar el fútbol. Si no gusta, no se debe buscar la vía profesional porque se fracasa.

Por otro lado está la propia entidad, que no deja hueco para incorporar estos jugadores en ocasiones propicias. Los entrenadores no dan opción, porque en su plantel tienen a muchos profesionales y son lo primero, aunque no hagan méritos.

24 feb 2021 / 01:00
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.