INVESTIGACIÓN

El lotero de Lugo, en libertad con cargos por simulación de atraco y tentativa de estafa

El Juzgado investiga su posible implicación en un delito de apropiación indebida

En libertad con cargos el lotero de Lugo que simuló un atraco en su administración

En libertad con cargos el lotero de Lugo que simuló un atraco en su administración / Carlos Castro (EP)

El lotero de Lugo, detenido el martes por su presunta implicación en el atraco a su propia administración de lotería el 4 de enero, ha sido puesto en libertad con cargos este jueves. Está siendo investigado por simulación de delito, tentativa de estafa y apropiación indebida.

El propietario de la administración de lotería fue trasladado por la Policía Nacional al Juzgado número 2 de Lugo, después de pasar la noche del miércoles en los calabozos de la comisaría. El hombre, encapuchado y esposado, ingresó en el edificio de los Juzgados alrededor de las 13:30 horas.

En el mismo Juzgado de Instrucción que hace dos meses archivó la causa en su contra por falta de pruebas suficientes, el lotero se acogió a su derecho a no declarar y quedó en libertad, sujeto a una posible nueva calificación a medida que avance la instrucción del caso.

Horas antes, los otros dos detenidos por el asalto, una mujer y un hombre, fueron interrogados en la Comunidad de Madrid. La mujer fue puesta en libertad tras prestar declaración, mientras que el hombre testificó desde prisión, donde cumple condena por otro delito.

Seis meses de investigación policial

Han pasado más de seis meses desde el asalto en la administración de lotería número 10 de la calle Lamas de Prado en Lugo. Un robo a punta de pistola, perpetrado presuntamente por dos encapuchados de nacionalidad colombiana, resultó en la sustracción de aproximadamente 400.000 euros de dos cajas fuertes.

Desde el principio, el caso despertó sospechas entre los investigadores, y el dueño de la administración pasó de denunciante a investigado. En abril, el Juzgado de Instrucción número 2 de Lugo sobreseyó las actuaciones en su contra por falta de pruebas suficientes para imputarlo.

No obstante, las investigaciones continuaron y las grabaciones de una cámara de seguridad de una lavandería cercana revelaron pistas sobre los presuntos autores materiales, quienes señalaron al lotero como el autor intelectual del atraco. Seis meses después del asalto, el caso sigue abierto.