Santiago
+15° C
Actualizado
sábado, 04 diciembre 2021
00:13
h

Asturias plantea que SEPI intervenga Alu Ibérica, sin actividad en A Coruña

Desde la metalúrgica niegan haber solicitado rescate alguno con cargo a fondos públicos // Desde el Principado alertan de que el 31 de julio acaban los compromisos sellados por Alcoa, antiguo dueño // Toca actuar antes

    Cargando reproductor ...

El Gobierno asturiano está dispuesto a estudiar que la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) intervenga en la metalúrgica privada Alu Ibérica, con plantas en Avilés y A Coruña, para facilitar, con ello, la entrada de un inversor solvente con un proyecto industrial a largo plazo.

Los trabajadores de la planta herculina enviaban en la tarde del lunes un vídeo en el que se podía apreciar que la actividad en la factoría era nula. El pasado sábado ya habían denunciado que no había materia prima, aluminio para reciclar, con el que poner a trabajar sus hornos.

Aunque desde distintas administraciones se abogó por acabar el recorrido judicial en el que están inmerso el actual dueño de Alu Ibérica, el Grupo Riesgo, antes de tomar medidas más contundentes, el consejero asturiano de Industria, Empleo y Promoción Económica, Enrique Fernández, trasladó al Foro autonómico por la Industria un cambio de posición, más acorde con actuar antes de que todo pueda estar perdido. En este órgano están representados la patronal asturiana Fade, la del sector del metal Femetal y los sindicatos UGT y CCOO.

Se apuntó que SEPI gestiona el llamado Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas, constituido en julio pasado con 10.000 millones de euros para reforzar la solvencia de empresas afectadas por la pandemia de la COVID-19 y consideradas estratégicas para el tejido productivo, como podría ser el caso de Alu Ibérica. Fuentes cercanas a la compañía consultadas por Efe descartaban que, al menos por el momento, se haya solicitado rescate alguno al citado instrumento.

Según el Ejecutivo asturiano, Fernández insistió en la reunión del foro del lunes en la preocupación de su Gobierno ante la grave situación que atraviesan las plantas de Alu Ibérica y el riesgo cierto para los centenares de familias que dependen de la actividad de fabricación de aluminio en Avilés y A Coruña.

Además, trasladó, según recoge la Agencia Efe, la necesidad de que se establezca una posición conjunta de patronal y sindicatos de cara a exigir la continuidad de ese subsector industrial y de que se reclame a Alcoa, la antigua propietaria de las plantas, que actúe para revertir los procesos de venta relativos a sus antiguas factorías.

Según Fernández, ante la situación que atraviesan las fábricas, con la actividad prácticamente paralizada, y dado que a finales de julio terminan los compromisos de Alcoa con sus antiguas factorías, es necesario actuar con cierta premura y hacerlo a través de un posicionamiento conjunto del Gobierno con los agentes sociales y económicos.

A juicio del Gobierno, las últimas noticias sobre Alu Ibérica, relacionadas con la salida de directivos, la paralización de la producción y las demandas de los trabajadores, requieren diseñar alternativas que reviertan la situación y garanticen la continuidad del sector más allá del 31 de julio, fecha hasta la que está asegurado el cobro de los salarios y el mantenimiento del empleo.

Mientras, el conselleiro de Economía, Francisco Conde, demandó al Gobierno la convocatoria de la mesa industrial sobre Alu Ibérica, al ser preguntado por las denuncias del comité de empresa en la planta de A Coruña sobre la paralización de la producción. La situación de Alu Ibérica debe tener solución de forma inmediata”, sentenció el conselleiro, quien aludió a este respecto al “compromiso” del Gobierno y también de las empresas sobre el mantenimiento de la actividad.

“Necesitamos información, no sabemos si se han invertido todos los fondos comprometidos”, añadió Conde, quien aseguró que estas cuestiones deben concretarse en la mesa industrial. “Pedimos transparencia, certezas”, incidió. Así, en referencia tanto a Alcoa como a Parter y al actual propietario, el Grupo Riesgo, demandó “concreciones de que se están asumiendo las inversiones y que habrá garantía a partir del 31 de julio de mantener los puestos y la producción de aluminio primario”, mientras que al Gobierno le reclamó también un precio eléctrico “competitivo” para garantizar la producción.

05 abr 2021 / 20:15
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.