Santiago
+15° C
Actualizado
miércoles, 19 enero 2022
20:37
h

Crisis industrial: tan sólo el ‘off’ de Ence restaría al PIB gallego 450 millones al año

Conde acusa al Gobierno central de obligar al cierre de empresas con sus políticas suicidas que amenazan a millares de empleos

A punto de pagar 200 euros por megavatio hora por la factura eléctrica en el mercado mayorista, cuatro veces más que hace un año, a pocos puede extrañar que las industrias electrointensivas, cuya supervivencia depende del precio de la la luz, gas o el diésel, tengan la espada de Damocles amenazando con cortar sus cabezas. Es un hecho. Pero algunas, como el grupo energético y de celulosa Ence, están en peligro de extinción por otros motivos.

El vicepresidente segundo y conselleiro de Economía, Francisco Conde, lamentó esta este miércoles en el Parlamento gallego que Gobierno central y Concello de Pontevedra no estén asumiendo su responsabilidad de buscar una solución para los trabajadores de Ence. Desde la Xunta, aseguró Conde, “seguiremos colaborando en la búsqueda de una alternativa desde la legalidad para que Ence permanezca en Lourizán”.

En este sentido, recordó que el Ejecutivo autonómico ya se comprometió el pasado lunes a apoyar la propuesta trasladada por los trabajadores de que la fábrica en Lourizán pase a formar parte del suelo de la Autoridad Portuaria de Marín, una vez que la empresa dejó bien claro que no existe una localización alternativa posible. Así, esta propuesta se trasladará al Consello Consultivo para que informe sobre esta cuestión y, a continuación, comunicar el resultado del mismo al Gobierno para que contemple esta posibilidad y pueda ser evaluada en la próxima mesa sobre el futuro de Ence.

De la continuidad de la fábrica en la localización actual dependen más de 5.000 empleos directos e indirectos, más de 1.800 pymes y autónomos proveedores de madera y más de 450 millones de euros en aportaciones al PIB gallego, lo cual no es una nimiedad, son cerca de ocho décimas del crecimiento anual de la comunidad autónoma.

Por este motivo, Conde reiteró que la Xunta seguirá a un lado tanto de la industria gallega como de las familias ya que no hay razón que justifique una transición ecológica sin industria y sin empleo para Galicia. Porque tampoco Alcoa San Cibrao, en Cervo, A Mariña lucense, pasa, a pesar del récord de precios internacional del aluminio, el mayor en una década.

Más allá de Lourizán y la pasta de papel, Conde, acusó al Gobierno de estar “cerrando empresas en Galicia” por su política energética y reclamó al PSdeG que no siga siendo su “portavoz” en la comunidad y defienda los intereses de los trabajadores gallegos.

La diputada socialista Paloma Castro recriminó los “continuos bandazos” de la Xunta respecto a Ence y que se ponga del lado de la empresa, que actúa de manera “intransigente e inaceptable” respecto a su traslado a otra ubicación, algo que es “de sentido común” que se puede hacer.

Para Conde es el Gobierno central el que no asume su responsabilidad a este respecto y no solo no ejerce ningún “liderazgo” sino que “miente”, al igual que sobre la venta de Alcoa en San Cibrao (Lugo) o el cierre de Vestas en Viveiro. Con el Bloque también tuvo sus más y sus menos, argumentando que tanto la líder del BNG, Ana Pontón, como desde el concello pontevedrés que comanda Miguel Anxo Fernández Lores, no atienden y han dejado abandonados a los trabajadores de la pastera, mientras la oposición indicaba que las competencias sobre industria son autonómicas.

San Cibrao
Protestas en ciernes en Alcoa

··· El comité de empresa de Alcoa San Cibrao prepara nuevas movilizaciones para los próximos días, después de tres jornadas de huelga indefinida “sin noticias” por parte del Gobierno central. En declaraciones a Efe, el presidente del comité de empresa, José Antonio Zan, confirmó un seguimiento de la huelga del 100 %. El paro no impide la actividad en las cubas de electrolisis, pero sí la salida de aluminio de la planta de Cervo, para lo que se han establecido “turnos de guardia” entre los trabajadores y se han colocado barricadas en los principales accesos a la planta para que no salga aluminio.

A Coruña
SOS de la plantilla de Alu Ibérica

··· El comité de empresa de Alu Ibérica en A Coruña emplazó a Xunta y Gobierno central a buscar una solución para la planta coruñesa, asegurando que ambas tienen “mecanismos” para hacerlo a través de la SEPI o del Igape. “Soluciones como amortiguadores de esta situación”, dijo su titular, Juan Carlos López Corbacho, tras la paralización de la actividad en la planta y la decisión del administrador judicial de solicitar ante la Audiencia Nacional acometer un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) en esta factoría y en la de Avilés.

Tras el cierre de Siemens Gamesa, un “no pasarán” al de Vestas en Viveiro

Santiago. Francisco Conde subrayó en el Pazo do Hórreo que la Xunta “no puede estar más en contra” del anuncio de cierre de la planta de Vestas en Viveiro, pero es algo que achacó a la política energética del Ejecutivo central.

Por su parte, en el pleno, la socialista Patricia Otero urgía a la convocatoria de la mesa industrial para buscar alternativas para los 115 empleos, en una jornada en la que representantes del comité de empresa se trasladaron al Parlamento para reunirse con el BNG y con el PSdeG.

“La Xunta recibió la noticia de la presentación de este ERE y desde el primer momento nuestra preocupación y ocupación es identificar cómo podemos abordar esta situación para poder encontrar una solución”, alegaba el vicepresidente económico ante la pregunta de la diputada del PSOE en el hemiciclo.

“Haremos todo lo que sea posible”, aseguró el conselleiro, antes de trasladar que en ese objetivo tienen que estar “todos”, toda vez que considera que “la situación en que está Vestas no es puntual y tiene una razón de ser” que es, a su juicio, la política energética del Gobierno central.

Francisco Conde reclamó “un poco de realismo” y trabajar “juntos en defensa de los trabajadores”, para lo que opina que el PSOE gallego “debe dejar de apoyar la política energética que es la que está llevando a la inviabilidad de la industria del sector eólico en Galicia”.

Mientras, en una nueva jornada de protesta de los trabajadores ante las instalaciones de la planta en Viveiro, la portavoz nacional del BNG, Ana Pontón, quien les propuso “actuaciones inmediatas para salvar” la fábrica. J. C.

30 sep 2021 / 01:00
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.