El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Galicia | galicia@elcorreogallego.es  |   RSS - Galicia RSS

Día de la esclerosis múltiple

Los afectados de esclerosis piden un reconocimiento automático de discapacidad

Demandan una concesión inmediata tras el diagnóstico // Actualmente el criterio no es homogéneo, dependiendo del equipo de valoración y de la comunidad de residencia // En Galicia hay entre 2.700 y 3.000 enfermos

La mayoría de las personas afectadas precisan rehabilitación a cargo de fisioterapeutas.  - FOTO: Fernando Blanco
La mayoría de las personas afectadas precisan rehabilitación a cargo de fisioterapeutas. - FOTO: Fernando Blanco

SALOMÉ BARBA SANTIAGO  | 18.12.2016 
A- A+

Los afectados de esclerosis múltiple (EM) demandan que en el momento en que son diagnosticados de la enfermedad, les sea reconocida de modo automático la minusvalía y obtengan un certificado de discapacidad. Actualmente, el proceso no es nada homogéneo y depende de varios factores. En función de la comunidad de residencia del afectado, se conceden más o menos certificados y, dentro de la misma, hay variaciones en función del tribunal de valoración que le corresponda.
Rosa María Villar Cordobés, presidenta de Fegadem, la Federación Gallega de Esclerosis Múltiple, y de ACEM, la Asociación Compostelana de EM, asegura que ha visto “reconocimientos del 2 % vergonzosos” y otros, inexplicablemente, se han ido a su casa tras pasar por un tribunal médico sin que le reconocieran nada. La razón se encuentra en que la enfermedad ataca de muy diferentes formas y mientras algunos enfermos muestran síntomas muy visibles, como incapacidad para andar o coger objetos con las manos, otros, que en sus brotes sienten mareos, dificultad para tragar o problemas cognitivos, no lo tienen tan fácil.
Por esta razón, desde la federación gallega demandan un reconocimiento desde el mismo momento en que a una persona le diagnostican EM del 33 %, el mínimo para poder optar a los beneficios que marca la ley. Después, dependiendo del grado de afectación de la enfermedad, cada persona pasaría por el tribunal médico que evaluaría si su discapacidad es superior.

Más información en El Correo Gallego (edición papel) y en Orbyt