El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Galicia | galicia@elcorreogallego.es  |   RSS - Galicia RSS

Barreras ahonda su crisis con la pérdida de los dos barcos de la noruega Havila

La armadora justifica su decisión de adjudicar los contratos a la turca Tersán en los problemas financieros del astillero de Vigo

FOTO: M.G.
FOTO: M.G.

MAITE GIMENO VIGO   | 14.02.2020 
A- A+

El ya complejo futuro de Hijos de J. Barreras de Vigo se complica aún mas. El anuncio oficial realizado ayer por la armadora noruega Havila de que ha firmado con la empresa turca Tersán un contrato para construir los dos buques que comprometió en septiembre de 2018 con el astillero vigués, por un importe de 300 millones de euros, profundiza una compleja situación en la que la jornada de hoy es un día clave. Las empresas auxiliares acreedoras deben despejar si se adhieren a la propuesta presentada por Ritz Carlton, que parte con la exigencia de cobrar o garantizar el cien por cien de los 25 millones adeudados.

Con los bloques de los dos buques en las gradas de Barreras, Havila confirma que la construcción en la empresa de Turquía comenzará "en unas semanas" con el objetivo deq ue la entrega se produzca a finales de 2021. Justifica su decisión en que la construcción en Barreras se paralizó por los problemas financieros de la empresa gallega.

La armadora noruega insiste en que a pesar de la "incertidumbre" con respecto a Barreras, cuentan con "capital suficiente" y con préstamos para construir los cuatro buques contratados con Tersan. Precisamente los problemas financieros de la noruega, sumados a los errores de cálculo en el diseño del buque, determinaron que en julio de 2019 se paró oficialmente la construcción de las dos embarcaciones.

El director general de la empresa armadora, Arild Myrvoll, afirma que la industria turca cuenta con toda la documentación que necesita para construir los minicruceros.

El armador acumula una deuda de cerca de 10 millones de euros por trabajos realizados y que Barreras debe a sus proveedores.

El presidente del comité de empresa de Barreras, Sergio Gálvez, confía en que todavía pueda reconducirse la decisión.