El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Galicia | galicia@elcorreogallego.es  |   RSS - Galicia RSS

Francisco Conde acusa al Gobierno de "demonizar" los vehículos diésel y a gasolina

Ve compatibles tecnologías convencionales con eléctricas o híbridas // Adelanta al 24 de julio el plazo para pedir ayudas

Francisco Conde, en el centro, se reunió con concesionarios de venta de coches. - FOTO: ECG
Francisco Conde, en el centro, se reunió con concesionarios de venta de coches. - FOTO: ECG

REDACCIÓN  | 11.07.2019 
A- A+

Las tecnologías diésel y gasolina son “eficientes” y pueden seguir apoyándose en un proceso de transición energética que tiene que ser “progresivo, justo, ordenado y con sentido común”. En esta línea, el conselleiro de Economía, Emprego e Industria, Francisco Conde, acusó al Gobierno central de “demonizar” este tipo de energías para coches.


En la reunión que mantuvo para tratar sobre el programa de ayudaspara la compra de vehículos con representantes de los concesionarios gallegos de coches, que expresaron su preocupación por la caída de las ventas, les comunicó que el plazo de solicitud de las ayudas se adelanta al 24 de este mes de julio.

“No hay ninguna justificación desde un punto de vista tecnológico”, señaló en relación a la postura del Ejecutivo central, “no hay ningún dato que lleve a demonizar como está haciendo el Gobierno socialista” con los motores de energías fósiles, que el responsable de la Xunta considera una “irresponsabilidad”.

PARQUE DEMASIADO ANTIGUO. Francisco Conde manifestó que Galicia tiene el “segundo parque automovilístico más antiguo de España” y destacó que las ayudas públicas van en la línea de “mejorar la contaminación y seguridad”.


Considera el responsable de la Xunta que hay “incertidumbre y desconocimiento” sobre las tecnologías convencionales porque son “tecnologías también eficientes”. La medida, dijo, “va a tener un menor impacto de CO2 y repercutirá en el proceso de descarbonización de la economía”.


Insistió el conselleiro en que son “perfectamente” compatibles tanto las tecnologías convencionales como las eléctricas o híbridas y abogó porque la transición energética se prolongue a 2040 o 2050.