El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Galicia | galicia@elcorreogallego.es  |   RSS - Galicia RSS

El Gobierno gallego se erige en "el único aliado" del sector industrial

La Xunta no permitirá la segregación de Ferroatlántica y exigirá un plan para Cee y Dumbría // Pontón a Feijóo: "Si no es capaz de poner soluciones, váyase a casa"

Alberto Núñez Feijóo durante su intervención en la sesión de control de ayer - FOTO: ECG
Alberto Núñez Feijóo durante su intervención en la sesión de control de ayer - FOTO: ECG

FELIPE DE TORO   | 13.06.2019 
A- A+

Las fricciones entre el Gobierno gallego y los grupos de la oposición en torno al futuro de Ferroatlántica, Alcoa o Ence provocaron ayer que saltasen chispas en el debate parlamentario. Una sesión de control con un plus de tensión a cuenta de los pactos post electorales en la que Alberto Núñez Feijóo erigió a su Ejecutivo en el "único aliado" de los trabajadores del sector industrial frente a las políticas de Pedro Sánchez.

Feijóo repelió los dardos de En Marea y BNG rechazando las acusaciones de que la Xunta no asume sus competencias y achacando a ambas formaciones que vayan a pactar "con quienes cerrarán Alcoa", en alusión al PSOE. "No tienen legitimidad", le reprochó tanto al portavoz rupturista, Luís Villares, como a la nacionalista Ana Pontón.

En esta línea, recordó al líder de En Marea la negociación de Podemos con el PSOE para entrar en un "gobierno de cooperación o de colaboración". "Hagan ustedes un poco de su trabajo y no les tomen el pelo a los ciudadanos escondiéndose detrás de la única Administración que los está defendiendo", les recomendó .

"Si no es capaz de poner soluciones a la industria del país, váyase para casa", espetó Ana Pontón al presidente en su turno de réplica con la venta de Ferroatlántica por parte del Grupo Villar Mir al fondo estadounidense TPG como telón de fondo. Una operación que debe contar con el OK tanto de la Xunta como de la Comisión de Competencia (CNMC), que deja fuera a la fábrica de Sabón.

 


Defenderá la unidad. Sobre este asunto, al margen de las puyas cruzadas, el presidente se reafirmó en defender "la unidad" de Ferroatlántica y advirtió de que su Gobierno "no va a permitir, en ningún caso, la segregación" de las centrales hidroeléctricas de Cee y Dumbría y la factoría de Sabón. Feijóo aseguró que su Ejecutivo trabajará por "la continuidad" de la actividad industrial y reclamará "un plan industrial" para "activar" las centrales de Cee y Dumbría.

"Este Gobierno tiene muy claro lo que tiene que hacer. Va a exigir la unidad de la concesión y no va a permitir, en ningún caso, la segregación de las centrales hidroeléctricas por un lado y la fábrica por otro", sentenció.

 

"Nos preocupan las familias"

••• Sobre el futuro de Ferroatlántica, Feijóo dejó claro que a su Ejecutivo lo que le preocupan son "las 470 familias de Cee, Dumbría y Sabón". La semana pasada Ferrogloble, participada en un 55 % por Grupo Villar Mir (GVM), llegó a un acuerdo para vender a TPG Sixth Street Partners, en asociación con la española Ithaka, el cien por cien del capital de Ferroatlántica por 170 millones. La operación afecta a las 10 centrales hidroeléctricas que la compañía tiene en la cuenca del río Xallas, con una capacidad de generación de 167 MW, y a la planta de Cee-Dumbría, que cuenta con una capacidad de producción de más de 175.000 toneladas de ferrosilicio y aleaciones de manganeso.