El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Galicia | galicia@elcorreogallego.es  |   RSS - Galicia RSS

Navantia y Defensa firman las F-110 para iniciarlas en 2022

El corte de chapa de la primera fragata se retrasa a febrero de ese año // Anuncio sorpresa de la ministra desde Ferrol

LA RÚBRICA de la orden de ejecución fue celebrada ayer entre representantes de Defensa y Navantia - FOTO: ECG
LA RÚBRICA de la orden de ejecución fue celebrada ayer entre representantes de Defensa y Navantia - FOTO: ECG

PATRICIA HERMIDA   | 24.04.2019 
A- A+

Ante el italianísimo teatro Jofre, sede de dramas y comedias, escenificó ayer la ministra de Defensa el anuncio de las F-110. La orden de ejecución de las cinco fragatas se firmaba por la tarde, entre Ministerio y Navantia. Pero ya al mediodía Margarita Robles adelantaba la rúbrica de los contratos en un acto electoral del PSOE. Los buques para la Armada se construirán en Ferrol. El primero no se iniciará hasta febrero de 2022, según la documentación interna. Pero Robles defiende que "hemos logrado agilizar el contrato un año y medio".

El encargo mantendrá a 7.000 trabajadores, durante diez años, en la ría. Pero desde la finalización de los AOR australianos, tras el verano hasta esa primera F-110, transcurrirían dos años y medio sin ocupación. Incluso este jueves, los trabajadores de los astilleros reclamarán un nuevo contrato (otro buque de apoyo logístico para la Armada española). Sin embargo, la titular de Defensa se aferra al adelanto de las F-110. Preguntada por las reclamaciones de los trabajadores, Robles recalcó que "el Gobierno ha cumplido con su compromiso, el proyecto estaba paralizado en un cajón y le hemos dado la máxima velocidad".

Según la ministra, las F-110 "no se habrían puesto en marcha hasta dentro de año y medio si dependiese del anterior Ejecutivo del PP". Aludía así a los retrasos, de los que se ha culpado al exministro Pedro Morenés por sus intereses empresariales en la dotación armamentística a las fragatas. La firma de los contratos se preveía en un principio para mayo, pero llega ahora con semanas de antelación. Robles insiste en que "teníamos el compromiso de mayo y nos hemos adelantado después de un esfuerzo administrativo importante".

La rúbrica de la tarde corrió a cargo del subdirector general de Adquisiciones de Armamento, el director de Operaciones de Navantia y la directora comercial. Pero también asistió la presidenta de la empresa, Susana de Sarriá.

El 80 % de las compras y suministros se harán a empresas españolas. Las fragatas se equiparán con el sistema de combate propio Scomba, que hará la factoría de Navantia-Cádiz. Y será el primer programa en el marco del astillero 4.0. Incrementará el PIB nacional en 590 millones de euros anuales, con un efecto sobre la demanda agregada de 1.500 millones.