El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Galicia | galicia@elcorreogallego.es  |   RSS - Galicia RSS

Antonio Casal, presidente de Aimen, director de Desarrollo de Negocio Celulosa y territorial de Ence

"El tejido industrial en Galicia se está debilitando de una manera alarmante"

Antonio Casal en el despacho donde desarrolla su labor directiva
Antonio Casal en el despacho donde desarrolla su labor directiva

SANTI RIVEIRO SANTIAGO   | 16.10.2019 
A- A+

{Vigo, 1963} Nadie mejor para analizar la situación fabril en la comunidad que alguien que comanda una gran industria en Galicia y a la vez es titular de un centro tecnológico que en el último año protagonizó 83 proyectos de I+D+i con empresas, muchos de ámbito europeo. Como la iniciativa Integradde junto 26 socios de 11 países y busca desplegar la tecnología de fabricación aditiva en la UE en condiciones reales de trabajo. Y que, a partir de mañana, inicia sus jornadas sobre láser.

Desde Aimen trabajan mano a mano con la industria gallega ¿Cómo valoran la crisis por la que pasa nuestro sector secundario? 

Cierto es que los datos económicos del último trimestre apuntan a una desaceleración de la economía española y la gallega, también es cierto que es muy difícil predecir si esto va a desembocar a corto o medio plazo en una recesión. En todo caso esperamos que de producirse tal crisis no sea tan profunda como la anterior. Como elemento diferenciador positivo podemos decir que algunas empresas gallegas, al menos con las que colaboramos estos últimos años, han hecho importantes avances en innovación tecnológica en sus procesos productivos, y esto las posiciona en una mejor situación frente a la anterior crisis económica.

¿Caduca un modelo fabril y manufacturero del siglo pasado? 

A lo largo de la historia todos los modelos fabriles y manufactureros han ido evolucionando y modernizándose. Esta revolución industrial 4.0 que estamos viviendo en la actualidad es una más y trae consigo nuevas oportunidades y desafíos, como en su día lo hicieron sus antecesoras. Esta, a diferencia de las anteriores, no viene determinada tanto por la aparición de tecnologías emergentes, si no por la transición a nuevos sistemas relacionados con la revolución digital. Ningún sector de actividad está exento de embarcarse en esta transformación industrial y digital y en un nueva forma de hacer las cosas.

Apagado central de Meirama, posible cierre de la térmica de As Pontes, Alcoa San Cibrao con el agua al cuello, Ence amenazada en Pontevedra, Reganosa en Mugardos... ¿Cómo nos reponemos de todo esto si llegase a ocurrir?

La verdad que el tejido industrial en Galicia se está debilitando de una manera alarmante y, en algunos casos, por causa de decisiones políticas muy difíciles de entender. Más aún cuando pueden afectar a sectores enteros, como el forestal, por ejemplo, e incrementar las cifras de desempleo hasta niveles casi inasumibles. Y no se trata de subsidiar a las empresas para que sean rentables, pero tampoco parece razonable tomar decisiones que perjudiquen de manera definitiva su competitividad frente a sus competidores europeos.

¿Adaptarse o desaparecer?

Es cierto que tiene que adaptarse a los tiempos, y que cada vez debe ser más competitiva y reinventarse... pero cada vez que una industria se pierde me temo que ya no se recupera.

Usted es además director territorial de Ence en Galicia ...¿en qué situación se encuentra su planta en Pontevedra? ¿Confían en una resolución judicial a su favor?

Ahora mismo se encuentra pendiente de que la Audiencia Nacional dicte resolución sobre las demandas del Concello de Pontevedra, APDR y Greenpeace en contra de la prórroga de la concesión. Nosotros estamos convencidos de que la prórroga se concedió conforme a derecho, pero quien tiene que juzgar es la sala de la Audiencia... si fuese contraria, obviamente recurriríamos... pero el peor escenario tras todos los recursos posibles sería una auténtica catástrofe para el empleo y el sector forestal en Galicia. Respecto a cómo afectaría ese escenario a la compañía, me remitiría a lo ya explicado en su día a la CNMV.

Galicia elabora ya sus Orzamentos 2020. ¿Qué partidas pediría Aimen que se mimasen y se reforzasen o incluyesen, si aún no están presentes? 

En lo que respecta a la I+D+i empresarial nos consta el compromiso del Gobierno autonómico en esta materia. Varios son los programas e instrumentos puestos en marcha por la Xunta, a través de la GAIN, que promueven la modernización tecnológica de la industria gallega y su conversión hacia la industria 4.0. Se están dando pasos importantes y se precisa seguir apostando por ello en los próximos años. Igual de importante es reforzar las capacidades de los Centros Tecnológicos gallegos para consolidar una buena infraestructura de I+D+i al servicio de la industria gallega. Para ello es necesario seguir contando con el apoyo directo de las administraciones públicas.

¿Cuándo nos creeremos que la I+D+i es la única salida?

Que la I+D+i es el camino a seguir ya no es algo cuestionable, si creo que debemos de hacer más hincapié en el actuar en consecuencia. La innovación no debe ser un hecho puntual y aislado. Debe abordarse desde la cultura empresarial y verla en 360 grados. Como empresarios debemos alcanzar el equilibrio entre el día y día y el largo plazo, y apostar y actuar por una innovación continua y sostenible.

¿Por qué nuevas actividades que nos pueden sonar hoy ciencia ficción debemos apostar para no perder el tren del progreso? 

No las calificaría de ciencia f­icción, pues son tecnologías en las que ya se está trabajando en Galicia, llamadas a desempeñar un papel importante a nivel industrial en los próximos años. Entre ellas, y en las que Aimen estamos trabajando actualmente, mencionaría la robótica colaborativa y la fabricación aditiva. Otra tecnologías, relacionadas con la industria 4.0 y que están irrumpiendo en nuestra vidas, tanto a nivel social como industrial, son la Inteligencia Artificial, el Big Data y el Internet de las cosas (IoT).

¿Algunos casos de éxito, dónde logran los mayores avances? 

Los mayores avances los estamos logrando en el desarrollo de tecnologías relacionadas con la fábrica inteligente. Muy buenos resultados. Por poner ejemplos, con ArcelorMittal estamos trabajando en la fabricación de productos de acero utilizando nuevos materiales de aporte y fabricación aditiva, además de tecnologías de tratamiento superficial por láser y fabricación cero defectos. Con Navantia, estamos colaborando en el desarrollo de nuevos materiales y sistemas automatizados con aplicación en la fabricación avanzada de buques militares.

Viene ahora la 15 edición de sus jornadas láser... Que no hay que perderse porque... 

Porque con el pasar de las ediciones, y sí, esta es la décimo quinta, se han convertido en el referente nacional en tecnología láser de aplicación industrial, esto hace que sea un buen lugar para conocer los casos de éxito de aplicación de estas tecnologías y, no menos importante, un buen lugar para hacer networking, porque las jornadas son también un punto de encuentro anual de investigadores, proveedores de tecnología y empresas usuarias. Invitamos a todos los profesionales interesados los días 17 y 18 en nuestro Centro de Aplicaciones Láser.

¿Qué destacaría de esta cita?

En particular, este año contaremos con GKN Aerospace y Magneti Marelli, dos empresas líderes a nivel europeo, cada una en su sector, que nos contarán sus experiencias industriales en el ámbito de la fabricación aditiva y de la soldadura láser en sistemas de escape automotriz.

FORMACIÓN. Antonio Casal es Ingeniero Industrial por la Escuela Técnica Superior de Ingenieros Industriales de Vigo y cuenta con un Máster en Dirección y Administración de Empresas por IDE y un Executive MBA por ESADE.

CARGOS. Su trayectoria profesional está ligada a Ence, donde ocupó diversos puestos de dirección. Es el director territorial para Galicia, también de Desarrollo del Negocio de Celulosa y Mejora Continua del grupo.

AIMEN. Desde noviembre de 2018 preside Aimen, que desde su sede en O Porriño puede presumir de haber cerrado el año pasado con 14,8 millones de negocio y con una inversión de 2,1 millones. Actualmente contamos con una plantilla de 241 personas y 36 doctores. Cifras que espera consolidar al cierre de este ejercicio.

 

"En ningún caso se trata de subsidiar a empresas para que sean rentables, pero tampoco parece razonable las decisiones políticas que perjudican de manera definitiva su competitividad frente a competidores europeos" // "Estamos convencidos de que la prórroga de Ence fue conforme a derecho, pero quien tiene que juzgar es la Audiencia Nacional. Recurriremos una sentencia contraria"