El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Galicia | galicia@elcorreogallego.es  |   RSS - Galicia RSS

El TSXG confirma la condena de tres años y cuatro meses de cárcel al naronés que agredió a su pareja con un martillo

SANTIAGO DE COMPOSTELA. E.P.  | 16.05.2019 
A- A+

La Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) ha confirmado la condena de tres años y cuatro meses de prisión que la Audiencia Provincial de A Coruña le impuso al vecino de Narón que en julio del 2016 golpeó a su pareja con un martillo tras discutir con ella porque se negó a darle una tarjeta de crédito para evitar que comprase droga.

El TSXG ha rechazado, al igual que la Audiencia, que el sospechoso tuviese intención de matar a la víctima, por lo que han confirmado la condena como "autor de un delito de lesiones con instrumento peligroso con la atenuante de alteración psíquica y la agravante de parentesco", ha informado el alto tribunal gallego.

"No ignora este tribunal la peligrosidad de la zona a la que se dirigen la mayor parte de los golpes, ni el plus que entraña el empleo de un martillo aunque solo fuera una vez, pero ello ha de ponderarse a los efectos analizados con las restantes circunstancias concurrentes, en especial, la declaración del médico forense, que asegura que dada la intensidad de los golpes en ningún momento existió riesgo vital para la víctima dada la intensidad de los golpes, no causantes de hundimiento craneal importante", indica el TSXG en la sentencia.

Los jueces también resaltan que "no consta" que la víctima perdiera la consciencia, por lo que "no puede concluirse que el procesado cesara la agresión en la creencia de que aquella había muerto".

"Tmpoco la colocación del cojín sobre la cara puede integrar el sustrato culpabilístico propio del homicidio en grado de tentativa", añade el TSXG.

Por todo ello, considera que, "partiendo necesariamente de los hechos declarados probados en la sentencia apelada, y por las razones expuestas, se impone la desestimación de este motivo de impugnación". Así, se confirma la condena de tres años y cuatro meses de cárcel.