El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Galicia | galicia@elcorreogallego.es  |   RSS - Galicia RSS

decisión trabajo

Veinte familias gallegas educan a sus hijos en casa, sin ir al colegio

Los padres optan por convertirse en guías educativos para potenciar las capacidades personales de los menores y por estar en desacuerdo con el método de la formación tradicional // Internet se ha convertido en el aliado estratégico para desarrollar los programas y conseguir certificados

M.GIMENO • VIGO   | 31.01.2010 
A- A+

Dos niños pintan con acuarelas en la cocina de su casa, que a diario se convierte también en aula

Existe otra forma de educar y formar, sin los convencionalismos de los colegios tradicionales, y... también prospera en Galicia, con escolares felices y ávidos de aprender. Más de veinte familias gallegas han decidido que los centros escolares no son el mejor lugar para educar a sus hijos y han convertido su hogar en una gran aula donde los menores descubren las materias guiados por sus padres, pero sobre todo por su propia curiosidad.

"La educación es un proyecto vital", explica la coruñesa Marta García Ramos, vicepresidenta de la Asociación para la Libre Educación, al explicar que hay tantas razones para educar en casa como familias han optado por este sistema: desde la decepción por el sistema institucionalizado, a malas experiencias, como al deseo de los padres porque sus hijos tengan vivencias positivas en toda la etapa de aprendizaje.

Sin apoyos de la Administración, que mira con recelo una fórmula que se sale del sistema, los padres tienen en Internet, y en el creciente número de portales informáticos -algunos hasta emiten certificados válidos de escolarización- su principal aliado. Otra opción es seguir el itinerario de materias de la Consellería de Educación para cada curso, y seguirla al pie de la letra.

En la actualidad una de las mayores trabas a las que se enfrentan los padres que optan por este modelo es la presión de los Servicios Sociales y de Menores, que "amenazan" a los tutores con tomar medidas ante la falta de escolarización y por el absentismo escolar.

En el caso de Galicia más de un padre ha recurrido ya al Valedor do Pobo y al Defensor del Pueblo para hacer valer su derecho a elegir la formación que le proporciona a su hijo.

Para afrontar con éxito esta situación, algunos padres gallegos han aportado las matrículas de las escuelas on-line que cuentan con programas homologados, como argumento para detener las amenazas de denuncias. "El mayor problema se da en los niños que en alguna ocasión han acudido a un centro, porque el sistema ya les tiene controlados, porque en el momento en que faltan a clase por decisión de sus padres saltan las alarmas".

. delegvigo@elcorreogallego.es

PROCESO

Miedo inicial a estar al margen del "circuito"

El primer sentimiento de las familias que han decidido educar a sus hijos en casa es el miedo a dar el paso de estar al margen del circuito educativo oficial y a todas las implicaciones que conlleva, a pesar de que se trate de una decisión muy meditada.

En este escenario las asociaciones de padres que han optado por este sistema son de vital importancia porque transmiten el resultado de las experiencias, explica Marta García, al asegurar que "lo que más convence es el resultado personal de los niños porque ves como se desarrollan, y de la propia vida familiar, que es muy distinta a la del resto".

El trabajo que desarrollan organizaciones como la Asociación Libre Educación es de vital importancia para los padres que quieren optar por el sistema, despejando tanto las dudas como los temores de los que buscan alternativas para sus hijos .

LOS DATOS

Socialización ·· Entre los mitos que "contesta" Marta García para objetar la educación en casa figura el de la falta de socialización de los niños. "Si tu llevas a tu hijo contigo en todos los panoramas de la vida, está más socializado que otro que pasa muchas horas en el colegio y luego va de actividad en actividad extraescolar".

Reunión ·· Las familias "con inquietudes" tienen la oportunidad de conocer las experiencias de las que ya educan en casa en el segundo encuentro de familias de Galicia que tendrá lugar del 12 al 14 de febrero en La Casa de Alba, situada en la localidad lucense de Antas de Ulla. Las jornadas incluyen una charla, y numerosas actividades .