El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Galicia | galicia@elcorreogallego.es  |   RSS - Galicia RSS

Violencia de género, la II República o 'La Fundación', temas del primer día de la selectividad gallega

Cerca de 800 profesionales trabajan para garantizar la seguridad de las pruebas y resolver las posibles incidencias

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 12/06/2019.- Más de once mil jóvenes gallegos han comenzado esta mañana en Galicia las pruebas de la EBAU en los diferentes campus universitarios, como estos estudiantes que realizan la prueba en la facultad de Económicas de Santiago de Compostela.  - FOTO: EFE/ Xoán Rey
SANTIAGO DE COMPOSTELA, 12/06/2019.- Más de once mil jóvenes gallegos han comenzado esta mañana en Galicia las pruebas de la EBAU en los diferentes campus universitarios, como estos estudiantes que realizan la prueba en la facultad de Económicas de Santiago de Compostela. - FOTO: EFE/ Xoán Rey

SANTIAGO. EP  | 12.06.2019 
A- A+

La primera jornada de la Avaliación de Bacharelato para o Acceso á Universidade (ABAU), la tradicional selectividad, ha inaugurado en Galicia la ronda de exámenes que afrontarán más de 11.000 alumnos hasta este viernes y en la que los jóvenes han tenido que trasladar sus reflexiones y argumentos sobre violencia machista, la corrección política, la obra de García Márquez o la II República, entre otras cuestiones.

La prueba de 'Lingua Castelá e Literatura II' ha marcado el arranque de la jornada, a partir de las 10,00 horas, con un modelo de examen idéntico al de la antigua 'PAU': un fragmento de un texto o artículo de prensa y diversas cuestiones sobre el contenido, la tipología de algunas palabras señaladas y otros temas de desarrollo teórico sobre los contenidos literarios abordados durante el curso.

En el caso de la primera opción disponible, un artículo de Almudena Grandes para el diario 'El País' en el que la autora aborda la diferenciación de la violencia machista respecto a otras formas de odio y agresiones, considerando que se trata de una tradición criminal que ha esclavizado y maltratado a la mitad de la población a favor de la otra mitad.

Los aspirantes han tenido que reflexionar y argumentar sobre las ideas contenidas en el texto, además de realizar un comentario crítico. Asimismo, además de ejercicios sobre sintagmas, frases nominales y subordinadas, la parte más teórica del examen incluía un análisis de personajes de 'La Fundación', de Antonio Buero Vallejo a través de un fragmento de la obra.

Finalmente, la opción abordaba cuestiones sobre la narrativa hispanoamericana de la segunda mitad del siglo XX y el boom protagonizado por Borges, Cortázar o García Márquez, en la que se preguntaba además por rasgos característicos de las obras de la época en un breve fragmento de 'Cien Años de Soledad'.

La 'opción B', por su parte, estaba presentada por un texto de Muñoz Molina para 'El País' en el que se reflexiona sobre el debate entre la corrección política y la libertad de expresión y de la creatividad, en un momento en el que parece que el odio es cada vez más respetable o legitimo y la agresividad del lenguaje va en aumento en los foros, las redes sociales o la política.

Además de los ejercicios relativos al artículo, el examen proponía abordar el genero literario de 'La Verdad del caso Savolta', apoyándose en un fragmento de la obra, además de disertar sobre las trayectorias poéticas de Antonio Machado y Juan Ramón Jiménez.

TEXTO HISTÓRICO
El siguiente examen de la mañana ha sido el de 'Historia de España', también con una estructura similar al de la antigua selectividad.

La prueba estaba estructurada en dos partes: una primera de definición de diversos términos y sobre otras cuestiones, como el 'Neolítico', los Reyes Católicos, el pensamiento ilustrado o las crisis bajomedievales; y la clásica composición de un texto histórico a partir de varios documentos incluidos.

En esta ocasión, los alumnos podrían elegir entre realizar una redacción sobre la restauración de Felipe VII y del absolutismo, la política seguida tras su retorno a España, la delimitación temporal y las características del Trienio Liberal y la Década Ominosa (opción A); o abordar las grandes reformas de la II República, sobre todo atendiendo a las motivaciones y el contexto del programa reformista, las principales medidas y las consecuencias.

La jornada concluirá con Lingua Galega e Literatura II y Primeira Lingua Estranxeira II, a las 15.30 y a las 17.30 horas, respectivamente.

NORMALIDAD ABSOLUTA

"Normalidad absoluta". Las pruebas de selectividad han dado comienzo este miércoles en la comunidad gallega y los diversos centros y facultades abrieron sus puertas preparados para recibir a los miles de alumnos que acudieron a participar en las evaluaciones para acceder a los estudios superiores.

El clima ha estado marcado por los clásicos nervios del primer día, aunque la Comisión Interuniversitaria de Galicia, encargada de organizar esta jornada de exámenes, no ha registrado incidencias reseñables o de gravedad que empañen la normalidad de la mañana.

A las 9.00 horas, cada uno de los más de 11.000 jóvenes matriculados ha acudido al centro asignado para la celebración de la ABAU, y allí profesionales y docentes les han explicado el procedimiento, se les ha dado instrucciones y se han asegurado de los controles necesarios para salvaguardar la normalidad de los exámenes.

Según ha explicado a Europa Press Pedro Armas, de la CIUG, cuentan con cerca de "800 profesionales", entre vocales en las comisiones, encargados de vigilancia y correctores, que forman parte de una logística desplegada para "garantizar la seguridad" de las pruebas.

El procedimiento, a pesar de los nervios que predominan durante los primeros momentos, "viene rodado", ha asegurado, puesto que el equipo desplegado está compuesto por "personas que participan a menudo" en las distintas funciones del dispositivo.

Estos profesionales se reparten a lo largo de los 27 centros que acogen las pruebas hasta este viernes, repartidos por todo el territorio, y que cuentan con una experiencia acreditada a lo largo de los años para garantizar que todo salga bien.

EL DEBATE, "SECUNDARIO"
Los exámenes solo los ven dos personas, los encargados de reproducir las copias. Estas permanecen en una cámara hasta que se distribuyen a las distintas comisiones en furgones de una empresa de seguridad. Finalmente, las pruebas se desprecintan "con todas las garantías", tanto de seguridad como de transparencia, "y esto es lo que da tranquilidad", ha añadido Armas.

"Esto en Galicia funciona muy bien", ha asegurado, dado que se toman todos los pasos cuidadosamente para dar "garantías jurídicas" y "tranquilidad" a las familias. De este modo, ha quitado importancia al debate sobre la prueba única, la igualdad y las diferencias de dificultad entre comunidades autónomas, asegurando que este territorio tiene los deberes hechos.

"Nosotros tenemos un grupo de trabajo que está todo el año preparando los materiales, enviando materiales a los centros, que tienen muy claro como va a ser el examen en cuanto a estructura, proporción... Galicia es modélica en la selectividad desde hace años, funciona bien, por ello este tipo de debates a mí me parecen secundarios, cuando en realidad está funcionando el sistema".

Es por ello que, esgrimiendo sus 15 años de experiencia en este proceso, ha llamado a la tranquilidad durante las jornadas de examen, y ha asegurado que "no hay prácticamente riesgos" de realizar trampas tecnológicas.

A través de la colaboración con la Escola de Enxeñaría Industrial de la Universidade de Vigo, las aulas de examen cuentan con detectores de frecuencia para que los delegados de las instituciones académicas realicen escaneos aleatorios. Asimismo, no está permitido el acceso con teléfonos móviles, smartwatch o cualquier dispositivo electrónico de transmisión o recepción de información.

Los alumnos deben tener clara la seriedad de la prueba, dado que si un miembro del Tribunal detecta que no se respetan las instrucciones facilitadas, después de su correcta identificación se le instará a salir del aula y tendrá una calificación de '0'. Además, la comisión organizadora de las pruebas determinará las posibles sanciones que se le aplicarán, que pueden implicar la anulación total de la ABAU.