Santiago
+15° C
Actualizado
viernes, 17 septiembre 2021
14:44
h

Las gestoras de desechos recogieron en Galicia 36 KG cada segundo

Frente a la gran recolecta de residuos urbanos producidos, proyectos como Libera quieren erradicar la basura de los espacios naturales y concienciar a la sociedad gallega al mismo tiempo

Galicia es la sexta comunidad autónoma que más residuos urbanos generó de España en base a las últimas cifras del Instituto Nacional de Estadística (INE). Así las cosas, según los datos relativos al 2018, las empresas dedicadas a la gestión de deshechos recogieron un cómputo de 1.138.245 toneladas de basura en el territorio gallego ese año. Esta cantidad pone de manifiesto que generamos grandes “masas de desperdicios” según avanza el tiempo. Son 3.118.479 kilogramos diarios, 129.937 cada hora, 2.166 al minuto y 36,1 por segundo. Durante los veinticinco o treinta que tardará en leer este párrafo rozará o rebasará otra tonelada. Las agujas del reloj no cesan y los vertidos que seguimos emitiendo tampoco.

En este sentido, solo las regiones de Andalucía (4.427.256 tn), Cataluña (3.471.194), Comunidad Valenciana (2.544.874), Comunidad de Madrid (2.543.031) y las Islas Canarias (1.331.187) nos superan con relación a dicho indicador, que arroja para el total del país un cómputo de 22,7 millones de toneladas detectadas. Y es que, nuevamente, hay que hacer un inciso para recordar que estas cuantías únicamente contemplan los residuos urbanos recogidos por compañías especializadas, sin contabilizar aquello que se “escapa” de las ciudades donde operan y, sobre todo, muchos desechos industriales.

Por lo tanto, aun sin ser un número “real” que sirva para representar el impacto de las emisiones gallegas de restos sólidos en Galicia, exponen una enorme suma que parecía estar disminuyendo en el pasado pero ha experimentado nuevos repuntes. El primer bajón se constató del 2010 al 2013 (de 1.217.833 a 1.082.799 tn), habiendo un repunte del 2014 hasta el 2015 (1.139.200 a 1.143.025 tn), otro descenso en 2016 (1.110.505), y un último período alcista del 2017 al 2018 (1.118.999 a 1.138.245 tn).

En cuanto a la tipología de los residuos urbanos recopilados en la comunidad cabe destacar que fueron fundamentalmente domésticos (un total de 940.395 toneladas en base a los últimos datos del INE), seguidos de los desechos animales y vegetales (52.319 tn), el vidrio (45.757), el papel y cartón (37.457) y los envases mixtos y embajales mezclados (25.930), entre otros muchos.

UN METRO CUADRADO CONTRA LA BASURALEZA. A fin de sensibilizar a la sociedad en relación al vertido de desechos, especialmente en los espacios naturales, nació el proyecto Libera, creado por Ecoembes y SEO/BirdLife, que el próximo 12 de junio realizará numerosas batidas en la comunidad gallega y el resto de España bajo su iniciativa “1m2 contra la basuraleza” que en este pandémico 2021 cumple cinco años.

“A día de hoy en Galicia estamos por encima de los 40 puntos”, cuenta Sara Güemes, coordinadora de Libera en Ecoembes. En ellos, de manera simultánea, habrá sendas recogidas de residuos, con el objetivo de “llamar la atención” sobre la problemática de la contaminación presente en la naturaleza y “crear” mucha conciencia sobre el abandono de los desperdicios en estos entornos. Y es que “no es solamente un problema estético”, manifiesta, “también es un problema medioambiental”.

“Es súper importante para nosotros mantener la normativa COVID y sobre todo ser incluso más preventivos”, aclara asimismo la responsable, pues este año, aun con cierta recuperación epidemiológica, el virus todavía sigue transmitiéndose. Por ello, están recomendando que en cada punto no haya más de diez personas. En nuestro territorio, conforme comenta, puede haber sobre “unas 400 o 500 personas apuntadas”.

De igual forma, entre las entidades en Galicia que están participando están Cruz Roja y organizaciones medioambientales como los Ecovigilantes de Franciscanas (Ourense) o la Comunidad de Montes de Matamá (Pontevedra). A esta se suman, según remarca, un club de surf, asociaciones de senderismo y también Anpas, empresas e incluso municipios de la comunidad autónoma, como por ejemplo el Concello de Fene, el Concello de Cuntis, o el Concello de O Grove, entre otros cabildos.

¿Y dónde se realizarán las recogidas el próximo 12 de junio? Pues como lo eligen precisamente los colectivos, compañías y demás instituciones que se apuntan es en “muy diversos sitios”. Algunas de las acciones de este año tendrán lugar en el río Cádavo, la playa de Riazor y la de Arnela (A Coruña), en una senda del embalse de Zamáns (Vigo) o en el litoral de La Lanzada (Pontevedra).

“Nosotros hacemos a lo largo del año muchas acciones de prevención y de conocimiento”, matiza Güemes al respecto, aun indicando que esta es “la gran acción de movilización” con la que intentan “sacar a cuantas más personas al campo mejor básicamente para que conozcan su espacio natural más cercano, lo valoren, lo quieran cuidar y obviamente se den cuenta de que siempre hay sí o sí residuos. Porque siempre se encontrarán una toallita o un plástico o una colilla” , asevera.

“Esto es el día del metro cuadrado contra la basuraleza, cada uno de nosotros podemos aportar”, añade, admitiendo que “la idea es precisamente por eso”: “Es un altavoz, es como poner el volumen a tope” y decir “es que estamos teniendo un problema con los residuos abandonados”.

Aquellos gallegos interesados todavía pueden inscribirse a las batidas que realizará Libera, gracias al impulso de SEO/BirdLife y Ecoembes, pudiendo contactar con ellos o mismo registrar su propio punto en su web (https://proyectolibera.org).

“Es inexplicable que haya gente que vea mejor tirar un sofá al monte”
Indalecio Bastos indica que, además de limpiar los montes, es esencial querer reconstruirlos

Pontevedra. “Es inexplicable que a estas alturas todavía haya gente que crea que es más conveniente tirar un sofá en medio del monte que dejarlo al lado de un contenedor y llamar al concello para que lo recoja. No me cabe en la cabeza, no alcanzo entender porqué se hace pero se hace, muchísimo, es increíble”, remarca Indalecio Bastos, presidente de la comunidad de Matamá, entidad que colabora con Libera en las diferentes campañas que organiza, pero que también desarrolla una gran labor “forestal y de restauración del monte”.

Bastos, quien realiza la anterior declaración ante los residuos que recientemente encontraron en la VG-20, cerca del bosque, confía en que los medios de comunicación lleguen hasta los responsables del vertido, así como los restantes insolidarios que ensucian nuestra naturaleza, con el objetivo de que cedan.

“Sacamos una televisión, muebles de salón y un montón de trapalladas. Y mucho que quedó porque no está a nuestro alcance, escombros que hablamos a lo mejor de cinco metros cúbicos, o sea muchísimo”, manifiesta. Todo ello lo hicieron como parte de su apoyo al proyecto Libera, aunque la comunidad de Matamá se centra además en reconstruir los bosques.

Hace un par de años crearon una laguna artificial que ahora alberga vida, llena de “ranas, tritones, libélulas y pájaros”. Asimismo, están restaurando un cómputo de 20 hectáreas de monte comunal en el que no plantan ni pinos ni eucaliptos, “la otra basuraleza” a sus ojos, únicamente especies autóctonas. Cuentan con más de 50 especies y unos 12.000 árboles.

Para ello, tienen la ayuda de SEO/BirdLife y Ecoembes. “Libera ayuda en forma fundamental en esto, porque esto vale dinero”, indica Bastos, recordando que es vital “reconstruir la naturaleza”, pues “hubo un tiempo en el que se estuvo, no destruyéndola, pero sí aprovechándose de ella hasta el infinito”.

“En nuestros montes había canteras por todas partes (...) en Matamá las hemos tapado, hemos restaurado los terrenos para volver a plantar, hemos echado hierba porque (incide) la tierra estaba muerta totalmente de tanto trabajo de cantería y tras los incendios más. Ahora vuelve a surgir el bosque”. ramiro ponte

“Afortunadamente nos vamos encontrando las cosas menos sucias”
Gonzalo Sánchez dice que los más importante es “sensibilizar” a todos los chicos y chicas

Ourense. Desde la asociación medioambiental Ecovigilantes de Franciscanas, vinculada al Colegio Plurilingüe Divina Pastora (Ourense), Gonzalo Sánchez remarca que cada vez “afortunadamente vamos encontrando las cosas menos sucias, más bonitas”.

“Todo el entorno del río Miño está bastante bien cuidado”, indica Sánchez, cuya entidad también participará en el próximo proyecto de Libera “1m2 contra la Basuraleza” a fin de generar más conciencia entre los estudiantes de su espacio educativo.

“Otros años han participado más personas, en esta llevamos un cuidado especial, vamos dos profesores y cada uno con 10 alumnos”, comenta asimismo con relación a esta medida de prevención como consecuencia del COVID.

Para él, que ya lleva desde junio de 2017 formando parte de esta iniciativa, el objetivo principal mediante la misma es “sensibilizar” a los más pequeños para que luego esa conducta la adopten en su día a día. Gracias a ello, tal como apunta, se han encontrado un “montón de padres y de familias” que les dicen “mi hijo no puede ver un papel en el suelo” o “mi hija cuando salimos al campo está recogiendo las cosas”: “Eso es lo que prende un poquito en ellos”.

En este contexto, trabajan con chicos y chicas de primero, segundo y tercero de ESO, pero el evento “está abierto a cualquier persona que pertenezca al colegio o fuera de él” porque abren las salidas también “a toda la ciudadanía”.

Concretamente, tienen un área sobre la que han actuado este año en distintas ocasiones: el Bosque de Oira. Está a unos cuatro kilómetros de la escuela y detrás del aula de la naturaleza y de la zona de ocio y deportes que hay a orillas del Río Miño.

“Allí se encuentra un bosquecillo en el que se encuentran desde neumáticos hasta un montón de basuraleza tirada alrededor de un pequeño regato”, añade Sánchez, incidiendo nuevamente en que lo que pretenden “es sensibilizar”, limpiar “como dicen en la campaña un metro cuadrado”. “Nosotros no buscamos darnos la paliza de limpiar kilómetros y kilómetros”, reconoce, manifestando que “con que cada uno limpie lo que está en su entorno llega y como dice el refrán ‘un grano no hace granero, aunque ayuda al compañero’”. ramiro ponte

Fueron más del doble los desperdicios industriales

Santiago. Teniendo en cuenta que la comunidad produjo 1.138.245 toneladas de residuos urbanos en 2018, según los cifras del INE más actualizadas, el peso de los desechos industriales fue significativamente superior, duplicando la anterior cuantía hasta tocar las 2.802.501 toneladas, conforme exponen los últimos datos consolidados de la Xunta para el mismo periodo. Sumando ambos números, un total de 10.796.561 kilogramos se generaron diariamente, 449.856 cada hora, 7.497 por minuto y 124,96 en un segundo.

Así pues, de esos 2,8 millones de desperdicios originados por las empresas, un 7% (201.787 tn) eran peligrosos y el 18% del cómputo global (más de 500.000 tn) no se valorizaron, es decir, fueron almacenados en vertederos legales donde posteriormente serían eliminados. Por su parte, la basura no peligrosa representó el 93% restante (2.600.713 tn), tal como consta en el informe de seguimiento del plan de gestión de residuos industriales de Galicia 2016-2022 al que accedió Europa Press.

No obstante, en el intervalo analizado en dicho documento (de 2014 a 2018), este tipo de residuos conserva una tendencia descendiente, “clara y constante”, según destaca el escrito. En este sentido, en 2016 se tocó el nivel máximo de desechos engendrados (3.061.306 toneladas) y los datos del pasado 2018 “revelan una reducción del 8,5% en la generación de residuos industriales coincidiendo con los dos primeros años de vigencia del plan”. A ello se suma un punto positivo extra: el 82% fueron valorizados, siendo incinerados para crear energía, reciclados o reutilizados, entre otros procesos. ecg

anteriores iniciativas
11

montes, campos y bosques de la autonomía en los que Libera hizo sendas batidas desde el 12 hasta el 20 de diciembre del 2020, contando con 170 voluntarios y caracterizando un total de 9.067 residuos abandonados. Por su afluencia los bricks destacaron en primer lugar.

12

ríos en Galicia fueron “liberados” del 13 hasta el 21 de marzo del presente 2021, coincidiendo así con el Día Internacional de los Ríos (el 14). Entre ellos, el Trabe (A Coruña), el Loña (Ourense) o el Courel (Lugo).

14

mares y litorales del 26 de septiembre al 4 de octubre fueron puntos de limpieza de basuraleza en la comunidad, realizándose distintas recogidas de deshechos y datos en las playas de Orzán, Bens y Nerga (localizadas en A Coruña), Portelo (Lugo), Antena (Ourense) y Area da Cruz (Pontevedra), entre otros espacios de nuestra geografía.

07 jun 2021 / 01:00
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito