Santiago
+15° C
Actualizado
martes, 14 septiembre 2021
21:05
h
ENTREVISTA
Alberto Varela, presidente de la Fegamp y alcalde de Vilagarcía de Arousa

“Los ayuntamientos deberían participar de forma directa en el reparto de fondos europeos”

“Hemos tenido más gasto y menos ingresos a lo largo de este año, porque ha habido vecinos que han tenido dificultades para pagar sus impuestos (...), y, por ello, necesitamos de fondos extraordinarios”

{Vilagarcía de Arousa 1975} Político gallego del PSdeG y abogado de profesión. Licenciado en Derecho, trabajó como asesor jurídico de Urbanismo en el ayuntamiento arousano desde 2006. Fue candidato a la alcadía en las elecciones municipales de 2015, obteniendo ocho concejales. Lleva seis años al frente de la alcaldía y en el mes de noviembre de 2019 fue elegido presidente de la Federación Galega de Municipios e Provincias (Fegamp)

¿Qué ha supuesto para usted estar al frente de la Federación Galega de Municipios e Provincias (Fegamp) en un tiempo tan atípico como ha sido el de la pandemia?

Cuando me propusieron mis compañeros ocupar este cargo ninguna Administración se podía imaginar la situación en la que se iba a encontrar el mundo con esta crisis sanitaria. Ha sido un año muy complicado, en el que las administraciones locales han tenido que duplicar sus esfuerzos y, en muchos casos, echarle imaginación, porque no hemos sido tampoco los que más información diaria constante hemos tenido.

¿Considera que los ayuntamientos han tenido competencias suficientes para gestionar la pandemia? ¿Se han visto desbordados, incluso, en algún momento de esta crisis?

Tuvimos algunas competencias impropias y el problema es que muchas veces no venían acompañadas de financiación. Lo que desde la Fegamp criticamos era que una gran parte de la responsabilidad de control de todas las cuestiones que derivaron de esta crisis sanitaria recayese en los ayuntamientos, por lo que pedíamos información (y la seguimos pidiendo de forma periódica) y ser partícipes en la toma de decisiones. Es decir, si yo voy a ser el responsable de controlar que no haya aglomeraciones en la vía pública, por ejemplo, que se me escuche y se mire si tengo medios suficientes para hacer todo lo que se me pide como ayuntamiento.

Ahora mismo también tienen que encargarse de otras tareas relacionadas con la pandemia, como el precintado de parques y plazas para controlar los botellones. ¿Está siendo tarea fácil?

Todas las administraciones, a nivel estatal y autonómico, están reconociendo la labor que hemos hecho los ayuntamientos colaborando en todo lo que se nos ha pedido. Pero los medios que tenemos para controlar todo lo que se nos está demandando, humanos y económicos (para nada infinitos), no son suficientes. Si, por ejemplo, la Policía Local tiene que controlar playas y parques para que no haya botellón, aforos para evitar aglomeraciones en locales, que la gente lleve la mascarilla en la calle, las llamadas por fiestas privadas... Cualquiera puede entender que lo que se nos está pidiendo es imposible. Por eso reclamamos que se nos haga partícipes de la toma de decisiones y que todas las administraciones estemos coordinadas al milímetro, sentándonos periódicamente para analizar cómo van las medidas adoptadas, intercambiar opiniones y distribuir esfuerzos.

Fue muy controvertido el cambio de criterios a la hora de establecer las restricciones por ayuntamientos. Vilagarcía, donde usted es regidor, fue uno de los que presentó alegaciones. ¿Les han explicado ya en qué se basan ahora?

Se metió algún factor corrector en el que ya no solo se miraba la incidencia, sino también la hospitalización en el área sanitaria. Personalmente, como alcalde de Vilagarcía y también como presidente de la Fegamp, solicité una reunión al conselleiro de Sanidade para ver cómo quedaba la situación en los ayuntamientos en un nivel superior con ese cambio de criterio, y la tuvimos el jueves, con todos los alcaldes de O Salnés. Ahora estamos a la espera de novedades por parte del comité clínico y si hay alguna nueva medida para los ayuntamientos en nivel alto, en el terreno de la hostelería, por ejemplo. Porque esta es una de las zonas turísticas de nuestra comunidad y aquí el cierre uno o dos días de la hostelería en verano agrava todavía más la dramática situación.

El reparto de fondos para la renaturalización dejaría fuera de los mismos al 98 % de los ayuntamientos gallegos, al estar únicamente concedidos para los concellos de más de 50.000 habitantes. ¿Qué opina de esta circunstancia?

Europa nos va a demandar una consecución de objetivos como condición de esos fondos, y parece que, por lógica, pueden tener más problemas de renaturalización las ciudades más grandes que los ayuntamientos más pequeños. Lo que sí estamos reclamando desde la federación es que todos los ayuntamientos se beneficien de los fondos europeos, aunque no sea de todas las líneas. Todos tienen que ser partícipes, porque esa inversión la necesitan los vecinos de todo el territorio gallego: los de grandes, medianas y pequeñas ciudades.

Gonzalo Caballero realizó hace unos días la afirmación de que: “Feijóo demanda cogobernanza con el Gobierno central, pero no la mantiene con los ayuntamientos”. ¿Está de acuerdo con estas palabras?

Desde la federación pedimos que estuviera establecido por ley la participación de todos los ayuntamientos en los ingresos de la comunidad autónoma, es decir, en el fondo de cooperación local, para no tener que estar todos los años viendo si ese fondo se mantiene o si el adicional disminuye algo como pasó este mismo año. Debería estar establecido por ley porque parece muy claro que los ayuntamientos se nutren de ingresos directos, pero también necesitan de la participación en esos fondos. Para que un concello pueda gestionar un año, lo lógico es que sepa los ingresos que le van a corresponder tanto por parte de la comunidad como del estado, y eso sería más fácil si estuviera así establecido por norma.

¿Han incurrido en más gastos que la administración autonómica a lo largo de este año?

Hemos tenido más gastos y menos ingresos, porque también hay que entender que cierta parte de nuestros vecinos ha tenido dificultades para pagar los impuestos, porque no han podido ejercer su actividad económica. Si los ingresos, en el mejor de los casos, se mantienen, pero nunca aumentan, y los gastos son muy muy superiores, necesitaremos de fondos extraordinarios, para hacer frente a esta crisis, por lo que pedimos ahora también ser partícipes directos de fondos europeos.

Recientemente Galicia ha puesto en marcha una aplicación para incentivar la rehabilitación de núcleos despoblados. ¿Cómo ve actualmente la crisis del rural gallego?

Los últimos estudios y tendencias dicen que la población gallega tiene más asentamiento en torno a las ciudades más grandes y al Eje Atlántico, pero lo cierto es que esta crisis está provocando cambios en la vida de la población, que se va hacia el rural, a espacios más abiertos, asentamientos menos poblados, y eso puede provocar con el paso del tiempo un cambio de tendencia. Lo veremos. Pero, para dar motivos y razones para que la gente ocupe las zonas menos pobladas del territorio tenemos que darles por parte de las Administraciones la oportunidad de contar con los servicios que tienen los concellos de más población: residencias para personas mayores, centros de día, escuelas... Una serie de servicios públicos de los que normalmente carecen las zonas más despobladas. En este sentido, los fondos europeos de renaturalización, por ejemplo, pueden ser una buena oportunidad para ello.

¿Su mayor logro al frente del cargo?

Los logros de la Fegamp no son nunca personales, porque al final este es un órgano que representa a todos los partidos políticos. Están representados en él el PP, el PSdeG y el BNG, y se trata de llegar siempre a entendimiento y olvidarnos en este caso de posiciones más partidistas, defendiendo siempre los intereses de los ayuntamientos, de todos los ayuntamientos. Un logro de la Fegamp, por ello, no sería solo de su dirección, sino del personal que la integra, que, en una situación muy complicada que nos cogió a todos por sorpresa, cuando cundía la desinformación ante la llegada de algo inédito, fueron capaces de ser el cauce de información, la manera de resolver las dudas de muchísimos ayuntamientos cuando no sabían a dónde llamar o dónde pedir información o asesoramiento. Eso es algo que todos deberíamos saber agradecerles.

18 jul 2021 / 01:00
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito