Santiago
+15° C
Actualizado
martes, 24 noviembre 2020
01:04
h

Louzán dice no haber “ningún perjuicio para la administración” en su presunta prevaricación

El expresidente de la Diputación de Pontevedra se enfrenta además a otro delito de fraude en A Parda

Pontevedra. Rafael Louzán, expresidente de la Diputación de Pontevedra, aseguró la pasada jornada que “no hay ningún perjuicio para la administración” sobre el asunto que le ha llevado a sentarse delante de un juez, junto a Luisa Piñeiro, actual delegada de la Xunta y exalcaldesa de Moraña, ante dos presuntos delitos de fraude y prevaricación.

Así lo aseguró mientras llegaba ayer a los juzgados de A Parda, donde se valorarán las supuestas irregularidades acontecidas en las obras que tuvieron lugar en el campo de fútbol de O Buelo durante 2011. Del mismo modo, el Ministerio Público considera cooperadora necesaria a la segunda implicada.

Con anterioridad a que diese comienzo el juicio, que arrancó a las 10.00 horas en el Juzgado de lo Penal número 3 de Pontevedra, Louzán se dirigía a los periodistas para “dejar muy claro que no hay ningún perjuicio para la administración”, una circunstancia que, según evidenciaba, era lo que a él le “preocuparía”. En su intervención, Louzán señaló que “únicamente” se trata de “un procedimiento administrativo” una “cuestión puramente técnica”. “No es una cuestión que me toque a mi ni a la exalcaldesa de Moraña”, manifestó asimismo el expresidente de la Diputación pontevedresa.

Sobre su procesamiento, el acusado defendió la legalidad de todo el proceso de adjudicación de las obras en el estadio de hierba artificial de O Buelo. Un hecho que le transmite “por lo tanto absoluta tranquilidad y confianza”, según aseguró.

Del mismo modo, el actual imputado añadió que a lo largo de toda su trayectoria profesional, donde mantuvo responsabilidades públicas, ha manejado “presupuestos de un volumen muy grande” y “en ningún momento se discutió nada”.

Por ello, Louzán entiende que este caso, que ayer le obligaba a ocupar un puesto en el banquillo de los acusados, solamente “viene dado de comentarios que otras personas hacen sobre un proceso”.

“Nunca estuve en un juicio”, manifestó además el expresidente de la Diputación de Pontevedra, haciendo referencia a que todos los procesos judiciales anteriores en los que también estuvo implicado, siempre “acabaron en nada”.

APORTACIONES DE LA DEFENSA.

El abogado de Rafael Louzán llamará a todos los técnicos de la Diputación, desde Intervención, Contratación, los propios ingenieros y arquitectos, tanto de la empresa como del Ayuntamiento de Moraña, con el objetivo de defender a su cliente.

En este sentido, la parte imputada también proporcionará las fotografías realizadas por los medios de comunicación durante el día de la inauguración de este campo de fútbol, tratando así de determinar que, por aquel entonces, las obras que se adjudicaron con posterioridad ya habían sido efectuadas.

“Si quisiéramos cometer algún tipo de irregularidad no creo que hubiésemos llamado a los medios de comunicación”, reconoció sarcásticamente Louzán.

Por su parte, la delegada territorial de la Xunta y exalcaldesa de Moraña, Luisa Piñeiro, declaró antes de entrar en la sala de vistas que afronta este juicio “con mucha tranquilidad” y “confiando en la Justicia porque esto tiene que salir bien”. ecg

21 nov 2020 / 00:15
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.