El Correo Gallego

Gente y comunicación | sociedad@elcorreogallego.es

cALUMNIAS

Multan al alcalde de Oleiros con 600 mil euros por llamar a un vecino "explotador de mujeres"

La sentencia fue notificada hoy al regidor y se le advierte de que si no deposita la fianza se le embargarán bienes

EFE SANTIAGO  | 22.01.2009 
A- A+

El alcalde de Oleiros, el independiente Ángel García Seone, ha criticado hoy el auto judicial que le obliga a depositar una fianza de 600.000 euros por un delito de calumnias y otro de injurias graves contra un vecino de la localidad al que llamó "explotador de mujeres".

García Seoane considera desproporcionada esta resolución judicial, y recuerda que al regidor de Puerto Real (Cádiz), José Antonio Barroso (IU), le han impuesto una fianza de 12.000 euros por injurias a la Corona, indicaron fuentes próximas al alcalde.

La sentencia fue notificada hoy al regidor de Oleiros, a quien se le apercibe de que si no deposita la cantidad fijada en el "plazo de un día", se le embargarán propiedades personales hasta satisfacer dicho importe, aunque tiene diez días para presentar un escrito "de conformidad o disconformidad" con la sentencia.

Se trata de la segunda resolución judicial sobre el mismo asunto, ya que, según indicaron las mismas fuentes, una sentencia comunicada al alcalde el 30 de diciembre de 2008 lo condena a una multa de 6.000 euros, ya que el artículo 20.1 a de la Constitución "no reconoce un pretendido derecho al insulto".

"Calificar a un ciudadano de proxeneta, rufián o chulo, porque este es el sentido inequívoco de las expresiones utilizadas, es un comportamiento que entra de lleno en el tenor del artículo 7.7 de la LO 1/1982, en tanto en cuanto lesiona la dignidad de la persona y menoscaba su fama", indica la sentencia a la que ha tenido acceso Efe.

En dicha sentencia, además, el juez absuelve a distintos medios de comunicación que se hicieron eco del conflicto vecinal desatado por la construcción de un edificio supuestamente dedicado a ser una "casa de citas", según algunos vecinos en el municipio de Oleiros y que llevó al alcalde a referirse al promotor de la iniciativa y demandante como un "explotador de mujeres".