Santiago
+15° C
Actualizado
sábado, 11 julio 2020
13:00
h

2019: repaso a un año de cultura

El incendio de la catedral de Notre Dame, el éxito de la película de Pedro Almodóvar 'Dolor y Gloria' o las acusaciones de acoso sexual a Plácido Domingo son algunos de los principales temas de este año en el mundo cultural.

El año 2019 terminará dejando atrás varias polémicas literarias, el 'olvido' conmemorativo de Hernán Cortés en el V Centenario de su llegada a México o el éxito en España y fuera de sus fronteras de artistas como Rosalía o el cineasta Pedro Almodóvar, entre otros hitos a remarcar.

El año comenzó con la polémica en torno a la figura de Hernán Cortes. El ministro de Cultura y Deporte, José Guirao, admitió en un desayuno informativo de Europa Press que en los Presupuestos Generales del Estado no había una partida para rendir homenaje al conquistador español y aseguraba que se estaba viendo de dónde sacar los fondos para que se hiciera algo "digno en poco tiempo". Por el contrario, 2019 sí ha traído la conmemoración de la "gesta ibérica" de la primera vuelta al mundo de Fernando de Magallanes y Juan Sebastián Elcano, con varias acciones conjuntas entre España y Portugal que se prolongarán hasta 2022

Hernan Cortés siguió en el foco cuando el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, mandó una carta al Rey de España y al Papa en la que pedía que se pidiera perdón por los abusos de los españoles en la conquista de México. Varios intelectuales criticaron esta actuación , destacando el escritor peruano Mario Vargas Llosa quien en la inauguración del VIII Congreso Internacional de la Lengua Española ironizó con que el dirigente americano se tendría que "haber mandado a él mismo" la misiva y reflexionar sobre los "millones de indios marginados, pobres, ignorantes y explotados".

En el arte, el año 2019 en España ha estado marcado por el Bicentenario del Museo del Prado, una celebración que ha batido récords como el de los visitantes -ligeramente superiores a 3 millones en la sede principal, lo que supone un 10,1 % de visitantes más que el año anterior- y un ingreso de 21 millones de euros en concepto de venta de entradas.

Además, la pinacoteca ha mostrado una mayor apertura a artistas femeninas, con una exposición sobre obras de Sofonisba Anguissola y Lavinia Fontana o la recuperación en sala de obras como El Cid, de Rosa Bonheur.

Por su parte, de nuevo Santiago Sierra -en colaboración con Eugenio Merino- se erigió en protagonista de la feria ARCO a principios de febrero, cuando sorprendía con Ninot, una representación de cera del Rey Felipe VI de cuatro metros y medio. La obra terminó la feria sin comprador y a finales de este año continuaba en la misma situación e incluso podría ser quemada -una obligación contractual-, tal y como señalaba un portavoz del estudio del artista.

Podría parecer un lujo, pero comer junto a una obra del siglo XVII de escuela flamenca resultó lo contrario para un grupo de estudiantes de la Universidad de Cambridge. El mercado de las aves, una enorme pintura salida del estudio del pintor Frans Snyders, decoraba una pared de uno de los comedores hasta que se ha descolgado a petición de varios comensales.

Se quejaban de que el lienzo, como por otro lado era cosa frecuente en la pintura de su época, mostraba a varios animales muertos, entre ellos un jabalí, un cisne, venados y aves de caza. La obra es una copia anónima de mediados del siglo XVII salida del estudio de Snyders (1570-1657) cuyo original, pintado entre 1618 y 1621, forma parte desde final del siglo XVIII de la colección del Hermitage en San Petersburgo (Rusia), donde aparece catalogada como El puesto de caza, y que además atribuye una pequeña parte de su ejecución, el paisaje, a Jan Wildens. En diciembre de 2018 se desmontó la pieza de su marco para proceder a una restauración.

En el apartado de derechos de autor, la SGAE ha vivido un año convulso que comenzó con requerimientos del Ministerio de Cultura y Deporte por "incumplimientos graves" de la normativa y que culminó en una petición para la intervención temporal, rechazada tanto en julio como de nuevo en diciembre por la Audiencia Nacional -Cultura ya ha avisado de que recurrirá ante el Supremo-.

A esto se le sumó a la SGAE una crisis tras la decisión en el mes de octubre de un total de 120 nombres del cine y la televisión de presentar su preaviso para abandonar la SGAE y pasar a formar parte de la entidad Derechos de Autor de Medios Audiovisuales (DAMA). Entre los nombres de estos autores están los de Pedro Almodóvar, Juan Antonio Bayona, Rodrigo Sorogoyen, Mateo Gil, Alberto y Laura Rodríguez (creadores de Aquí no hay quien viva) o Julia Altares (Amar es para siempre). El abandono de la entidad se hará efectivo a partir de enero de 2020.

El incendio a mediados de abril en la catedral parisina de Notre Dame generó un estado de alerta que trascendió las fronteras francesas para obligar a revisar los planes de prevención de riesgo en edificios del patrimonio histórico. El fuego comenzó con unos trabajos de reconstrucción que las autoridades estimaron necesarios, habida cuenta de las "señales de debilidad" que ya mostraba la aguja de la catedral. El despliegue y la pericia de los 400 bomberos desplegados evitó el desplome de la fachada, sin heridos que lamentar.

No obstante, meses después, la estructura de la catedral -aún pendiente de comenzar las tareas de reconstrucción- continúa estando frágil e incluso se ha decidido no celebrar este año los servicios navideños, en un fenómeno sin precedentes desde 1803.


PLÁCIDO DOMINGO, EN EL FOCO.

polémicas literarias

En el campo de las letras, la entrega de premios ha conllevado alguna que otra polémica, como es el caso de la concesión del Nobel de Literatura de 2019 a Peter Handke -junto al de Olga Tokarczuk en 2018, una doble entrega tras la crisis provocadas en 2017 en la Academia por las denuncias de acoso sexual dentro de la institución-. El pasado del escritor austríaco, cuando apoyó al dictador serbio Slobodan Milosevic durante la guerra de los Balcanes, marcó una ceremonia en la que en la rueda de prensa precedente el autor se enfrentó a varios periodistas y en la que se organizaron varias protestas.

En España, la escritora Cristina Morales recibió el Premio Nacional de Narrativa por Lectura fácil y dijo que sentía "alegría" al ver "fuego en vez de tiendas y cafeterías abiertas" durante las protestas en Cataluña en el mes de octubre. Esto suscitó las críticas de varias personalidades, incluidas el entonces líder de Cs, Albert Rivera, quien llegó a pedir que devolviese la cuantía económica del galardón -20.000 euros-.

En música, Plácido Domingo se ha convertido en protagonista involuntario a raíz de las acusaciones por acoso sexual de una veintena de cantantes que se dieron a conocer durante el verano. Las consecuencias negativas se han notado en Estados Unidos -donde ha dimitido como director general de la Ópera de Los Ángeles y ha renunciado a volver a actuar en la Ópera de Nueva York (Met Opera)- o Japón -anulando una actuación para los próximos Juegos Olímpicos en 2020-, si bien en Europa se han contado por ovaciones sus apariciones en los recintos, incluido el de Les Arts en Valencia. Otras viejas glorias de la escena de la música clásica, como Ainhoa Arteta y Paloma San Basilio, han cerrado filas en torno a él.

Domingo, por su parte, patinó en un primer momento diciendo que reconocía "que las reglas y valores por los que hoy nos medimos, y debemos medirnos, son muy distintos de cómo eran en el pasad". Más tarde se limitó a decir que él siempre ha sido "galante en los límites de la caballerosidad, el respeto y la sensibilidad" y que los españoles siempre se han caracterizado por ser "cálidos y cariñosos".

Mientras, en plena explosión internacional del reguetón y el trap, en España se ha generado el fenómeno Rosalía. Si bien su disco El mal querer se lanzó a finales de 2018, ha sido en 2019 cuando ha explosionado gracias también a sus colaboraciones con J Balvin o James Blake, que le han permitido lograr tres Grammy Latinos o un MTV Video Music Award. Y aunque la celebración de la ceremonia fue todo un éxito hay algunas personas que ven injusto que una artista catalana gane un premio de categoría latina. Su canción Con Altura en colaboración con el artista colombiano, J. Balvin, le hizo ganar el premio a mejor vídeo latino y mejor coreografía. Pero muchos internautas se han indignado en las redes sociales ante tales hechos. Tras la entrega de premios, las redes se incendiaron de comentarios que acusaban a la catalana de apropiación cultural, y es que por Internet circula la idea de que Rosalía no tiene nada de latina.

Alejandro Sanz, Rocía Durcal, Natalia Jiménez o Enrique Iglesias son algunos de los artistas españoles que años atrás también tuvieron que soportar el mismo tipo de acusación. Los comentarios en contra de la artista encasillan a Rosalía en la categoría de hispana y no de latina. Esta confusión, como aseguran algunos tuiteros latinoamericanos enfurecidos, "es una bofetada de la gente que secuestró a nuestros ancestros y han causado a nuestras comunidades tanto sufrimiento hasta el día de hoy todavía encuentre maneras de explotar a nuestra comunidad".

La realidad es que el problema se origina en la concepción estadounidense de lo que significa ser "latino", confundido normalmente con quienes pertenecen a la categoría de "hablantes hispanos". La RAE, define el término así: "El adjetivo latino significa perteneciente o relativo a los pueblos que hablan lenguas derivadas del latín". Es decir, que la artista, con esta definición, sí entraría en esta categoría, ya que sus canciones son en castellano.

Anterior a esta acusación también está quien crítica a Rosalía por apropiarse del flamenco sin ser gitana o cuando los sectores independentistas le pide que use el catalán como lengua vehicular en lugar del castellano.

¿No sería mucho mejor disfrutar de la música sin entrar en polémicas? Hasta ahora la artista no se ha pronunciado sobre este asunto pero el premio sigue siendo suyo.

Precisamente, un director de cine español que ha trabajado con Rosalía en su última película, Pedro Almodóvar, ha sido otro de los triunfadores de este año gracias a Dolor y Gloria. La cinta, que arrancó con buen pie en Cannes -Antonio Banderas, alter ego del cineasta manchego en la gran pantalla, se llevó el premio a mejor actor-, es una de las favoritas para los Premios Goya -con 16 nominaciones- y ya está en la parrilla final para optar al Oscar como mejor película extranjera.

Otra de las cintas sonadas de este 2019 ha sido la del Joker, protagonizada por Joaquin Phoenix, que se alzó con el León de Oro en Venecia y es una de las claras favoritas a los Oscar. Además de una inesperada taquilla por encima de todas las previsiones, la película ha creado incluso un nuevo lugar de culto: las escaleras donde Phoenix baila en el Bronx y que han generado las protestas de los vecinos por las multitudes que acuden a fotografiarse.

12 ene 2020 / 00:00
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito