Santiago
+15° C
Actualizado
miércoles, 12 agosto 2020
22:30
h

La arenga de José Freijeiro: "¡Somos unos guerreros!"

El técnico aplaude el esfuerzo de los jugadores del Obradoiro tras hacer historia y clasificarse para la Minicopa Endesa 2019

"¡Somos unos guerreros!" Así arengaba, felicitaba y disfrutaba como uno más de sus pupilos José Freijeiro tras hacer historia para el Obradoiro CAB. El equipo infantil del club compostelano logró en L'Alqueria este fin de semana el billete para la fase final de la Minicopa Endesa que se disputará en Málaga en el mes de febrero y palabras como "orgullo" y "esfuerzo" fueron las que imperaron en un emotivo discurso final con el que tanto Camilo Riveiro, director de la cantera, como el propio entrenador daban la enhorabuena a sus jugadores.

"Estamos muy orgullosos de todo el trabajo que habéis hecho los doce que estáis aquí más todos los que han entrenado con vosotros pues hay más gente involucrada en esto. Habéis hecho historia para el Obradoiro", recordaba con su típica templanza Riveiro. Más atropellada era la charla de José Freijeiro aún con las revoluciones disparadas tras la final ante el Gran Canaria (62-48): "Orgulloso no es la palabra, estamos encantados no solo por el marcador sino por el esfuerzo pues es brutal como defendéis. Luego seremos mejores o peores en ataque pero aquí no hay una canasta fácil", insistía el técnico pontevedrés.

Ayer, con la voz tomada por la celebración y el cansancio haciendo mella tras más de 8 horas de autobús desde Valencia en un viaje eterno que no acabó hasta las 4 de la mañana, José Freijeiro reiteraba los elogios hacia su plantel. "Lo primero que me queda de esta experiencia es el esfuerzo impresionante que han hecho los jugadores porque el torneo es muy duro, son cuatro partidos en dos días y son niños. Los nervios... La organización que es un auténtico espectáculo, te tratan como profesionales pero al final siguen siendo niños y es una tensión enorme. Todo es muy especial y estaban muy impresionados", analiza al tiempo que reconoce que el hecho de contar con cinco jugadores que ya habían participado en la anterior fase previa les dio ventaja con respecto a otros rivales.

Valentía. El entrenador está especialmente satisfecho de la actitud y valentía de los suyos. "Ibamos con la idea de competir, de luchar, de disfrutar pero para nosotros disfrutar es dar lo máximo, y si sale cruz levantar la cabeza y seguir disfrutando pero lo que no podíamos hacer es guardarnos nada", aplaude. "Se lo dije después del primer día, cuando perdimos ante Canarias, estaba súper orgulloso porque llegaría nuestro momento y nos salió bien el segundo partido y todo vino por defender, por creer. El Obra en sí es un club de mucho trabajo, sin los medios de otros sitios, y los suplimos con esfuerzo. Eso lo inculcamos desde pequeños, que el esfuerzo es lo más importante y ellos lo tienen", añade.

Ahora les espera Málaga, una fase final contra gigantes de la talla de Real Madrid, Unicaja, Betis, Canarias, Barça, Valencia y Joventut pero un mismo libro de ruta: "Lo plantearemos de la misma forma, iremos a disfrutar y a competir. Es un escalón más para el club, otro peldaño que estamos subiendo y debe servirnos para darnos visibilidad y para que el club siga creciendo. Son unos privilegiados de poder vivir esta experiencia".

'DOUDOU', el factor diferencial

El Cenor Obradoiro acudió a la fase previa de la Minicopa con una plantilla formada por 10 jugadores de Santiago (5 de ellos con experiencia ya en la pasada edición) y dos jugadores invitados: el ferrolano de 1,90 metros André Romero (del Basket School que milita como vinculado en el equipo infantil santiagués durante toda la temporada) y el senegalés de 1,98 El Hadji Doudou Diahame (del Santo Domingo de Tenerife). El físico de ambos fue el factor diferencial del Obra en este torneo y sobre su potencial y sobre la actitud y el sacrificio defensivo de todos los chavales, se cimentó el éxito en Valencia.

El Obra confía en volver a contar con 'Doudou' en Málaga. La oportunidad de vincularlo para esta fase previa llegó gracias a su representante (que lo es también de otro cadete del club) porque el senegalés apenas lleva cuatro meses en España como becado en Tenerife donde estudia en el colegio La Salle y vive en una residencia de estudiantes. Con medias de 24 puntos y 26,3 rebotes, Freijeiro alaba además su capacidad para "ser uno más del grupo", pues apenas conoció a sus compañeros el pasado lunes. Hoy regresa a Tenerife.

Camilo Riveiro dtor, cantera del obradoiro Estamos muy orgullosos de los doce que estáis y de todos los que han entrenado con vosotros pues hay más gente involucrada en esto"

10 dic 2019 / 00:00
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito