Santiago
+15° C
Actualizado
sábado, 17 abril 2021
02:07
h

Galicia marca la máxima el primer fin de semana de verano

Ourense alcanzó los 39,4 grados en un día en el que las cuatro provincias superaron los 35 // En Santiago los termómetros llegaron a los 36,9

El primer fin de semana del verano dejó ayer en Galicia las temperaturas máximas más altas del territorio estatal, en una jornada marcada por la alerta por temperaturas extremas que la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) mantuvo activada en algunos puntos de la Península y en la práctica totalidad del territorio gallego, y que sólo en el sur de Lugo y en el valle del Miño en Ourense se elevó hasta el nivel naranja. El calor registrado durante la jornada de ayer activó también el máximo riesgo de incendio, que se situó en alto, muy alto o extremo en la mayor parte de la comunidad, a pocos días del comienzo oficial de la campaña antiincendios.

Las estaciones de Meteogalicia midieron en Ourense capital temperaturas superiores a los 39 grados, máximas para el conjunto estatal. Muy cerca de ese valor, se movieron también los termómetros en localidades del interior de Pontevedra -en Mondariz el termómetro llegó a los 38,7- y del sur de Lugo, con 37 grados en el municipio de Bóveda. En general, la de ayer fue una jornada sofocante en toda Galicia, y en las cuatro provincias se superaron los 35 grados en las horas centrales del día. Lugo capital llegó a los 35,5 grados, en Santiago se toco el punto álgido a las 16.00 horas con 36,9 grados. Cuntis rozó los 38, en Vigo se alcanzaron los 36 grados y Ferrol pasó también de los 34.

Aunque técnicamente la situación no se ajusta a lo definido como ola de calor (máximas extremas y mínimas superiores a 20 grados durante tres noches consecutivas), el área de las Rías Baixas sí está registrando noches especialmente cálidas, con mínimas superiores a los 22 grados en distintas localidades del sur de Pontevedra. En la noche del viernes al sábado, el termómetro no bajó de los 23 grados en las estaciones de Meteogalicia en Tui y Poio, ni de los 22 en Vigo. Con noches tan cálidas, las temperaturas subieron con rapidez en el área de las Rías Baixas, de modo que hacia las doce del mediodía Vigo superaba ya los 30 grados. Las mínimas esperadas para esta noche pasada se movían en valores igualmente cálidos, pero Meteogalicia espera que la tendencia se rompa esta noche.

Hoy continuarán las temperaturas extremas en la comunidad y en buena parte del territorio estatal. Las previsiones de la agencia estatal calculan máximas ligeramente superiores a las de ayer, y estiman que se podrían alcanzar los 41 grados en Ourense y 40 en el sur de la provincia lucense, en el entorno de Monforte de Lemos.

La comunidad seguirá hoy en alerta amarilla por temperaturas extremas, con las únicas excepciones del litoral norte y noroeste de A Coruña y la Mariña lucense. El nivel naranja se mantiene activado en el sur de Lugo y en el Miño ourensano y se extiende hoy a los valles del Tajo, el Guadiana y el Guadalquivir y a distintos puntos de Zamora, Salamanca y Ávila.

La presión de esta masa de aire africano empezará a disminuir el lunes, al menos en la costa. El viento más fresco y húmedo que soplará desde el Atlántico relajará las temperaturas en el litoral desde la tarde. En el interior, habrá que esperar al martes, aunque puntualmente podría producirse algún chubasco tormentoso que contribuirá a mitigar el calor. El martes, la comunidad recibirá un tiempo más nuboso, con temperaturas veraniegas, pero más suaves que las de este fin de semana.

Recomendaciones sanitarias. En respuesta a las altas temperaturas registradas ayer y que se repetirán hoy, la Consellería de Sanidade ha insistido en una serie de recomendaciones. El departamento que encabeza Pilar Farjas recuerda que las temperaturas extremas pueden comprometer la salud, especialmente en personas previamente enfermas, y señala como colectivos de especial riesgo a las personas de edad avanzada, los menores de cinco años (fundamentalmente los lactantes) y aquellos que realicen trabajos físicos intensos o deporte al aire libre, aunque las recomendaciones se extienden a personas que padecen enfermedades crónicas, como hipertensión, diabetes, cardiopatías o obesidad.

Sanidade aconseja beber más líquido del habitual (mejor agua y zumos de fruta ligeramente fríos) sin esperar a tener sed y evitar las bebidas alcohólicas y calientes, así como las muy azucaradas. En cuanto a la alimentación, se recomiendan verduras, frutas y hortalizas en abundancia, y evitar las comidas copiosas.

Bajar las persianas y cerrar las ventanas durante el día y abrirlas por la noche para ventilar, refrescarse con una ducha o baño en agua tibia en los momentos de calor más intenso, no dejar a mayores ni niños en el interior del coche cuando se estacione y vestir con ropa holgada, de tejidos naturales y colores claros, son otras de las indicaciones formuladas desde Sanidade para evitar problemas de salud derivados de estas temperaturas extremas.

rlizcano@elcorreogallego.es

26 jun 2011 / 01:03
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito