Santiago
+15° C
Actualizado
miércoles, 03 junio 2020
09:49
h

Internistas y neumólogos colaboran para tratar el covid-19 en el CHUS

Coordinadores de la Unidad Mixta Infecciosos-Neumología aseguran que cada vez conocen más al coronavirus // En un futuro se unirían los cirujanos

"Queremos transmitir un mensaje de tranquilidad en esta situación de emergencia". "Estamos organizados, conocemos más de la enfermedad cada día y disponemos de medios".

Con estas declaraciones, el jefe de Medicina Interna del Hospital Clínico Universitario de Santiago (CHUS), Antonio Pose, quiere tranquilizar e informar a la población de la existencia de la Unidad Mixta MIR-Infecciosos/Neumología en el CHUS, con el objetivo de "poder tratar mejor a los pacientes que padecen covid-19".

El doctor Pose explica que el 12 de marzo, "a raíz de aparecer los primeros casos en Galicia, propusimos a la dirección del CHUS la creación de esta unidad", porque "la situación podía ser crítica".

El primer caso de coronavirus en Galicia se registró el 4 de marzo y, a partir de ese momento, la cifra fue en aumento, hasta que el día 12, cuando se propuso la creación de esta unidad, había en Galicia 63 afectados, aunque con un solo caso en Santiago.

Así, el 13 de marzo (con 112 infectados), la Unidad covid tuvo una reunión en la que ambos servicios, Neumología e Interna, informaron de la creación de la Unidad Mixta.

"En ella propusimos la inclusión del doctor Antonio Antela, especialista en infecciosos del CHUS", informa el médico, pero añade que "los acontecimientos se precipitaron y el día 17 (ya con 341 contagios en Galicia) supimos que Antonio había ingresado en el Chuac por la enfermedad, por lo que no pudimos contar con él, ni con los demás miembros de Infecciosos", porque "entraron en cuarentena".

Debido a esta situación, ambos servicios, "por medio de los jefes de Servicio", el doctor Luis Valdés y el propio doctor Antonio Pose, asumieron la responsabilidad de la organización de esta Unidad Mixta.

Pose asegura que, "desde ese momento, cada vez somos más facultativos los que la integramos y, desde este lunes, con neumólogos e internistas, participan también especialistas de todas las áreas médicas", que colaboran en "la atención diaria a pacientes, desde primera línea". "Sabemos que, en un futuro inmediato, si es necesario, también los cirujanos colaborarán directamente, en la primera línea, porque es un problema que afecta a todos los profesionales sanitarios, sin exclusión", recalca.

La comunidad gallega cuenta con 3.723 positivos, experimentando el mayor crecimiento en un día este lunes, con 584 nuevos casos. "La situación es muy delicada", evidencia Pose, que asegura que "no solo se debe a los síntomas que tienen los pacientes", sino también "al aislamiento que sufren".

"Muchos fallecen después de días de ingreso, sin poder despedirse de sus familiares, y eso es muy duro", resalta. El doctor reivindica que "son las personas mayores y, especialmente, las que tienen comorbilidades cardiovasculares, las que tienen una mayor mortalidad". "La enfermedad en ellos es más grave", asegura.

Pero Pose alerta de que, pese a que "los ancianos manifiestan mayor mortalidad", ya que la media de edad de los fallecidos es de 80 años, "también algunas muertes ocurren en personas jóvenes, sin saber muy bien cuál es el motivo de la evolución fatal de la enfermedad en estos casos".

Con capacidad para habilitar 60 camas con respiradores

Actualmente está la situación controlada // Se realizan unas 300 pruebas a diario

El doctor del Hospital Clínico de Santiago Antonio Pose asegura que "el problema sanitario más importante ahora se genera en las UCI y en las Unidades de Reanimación", ya que "los fallecimientos en estos pacientes ocurren mayoritariamente, aunque no exclusivamente, por insuficiencia respiratoria severa condicionada por un síndrome de distrés respiratorio tras una neumonía bilateral".

"Casi el 30% de los pacientes afectados por esta enfermedad fallecen también por complicaciones cardiovasculares, desencadenadas por el coronavirus", indica el médico, por lo que "la dirección sabe lo importante que es disponer de medios en las Unidades de Críticos y, por ello, se habilitan constantemente nuevas camas con respiradores, siguiendo un plan estratégico consensuado con los jefes". "En estos momentos, en caso de necesidad, podrían habilitarse unas 60 camas con respiradores y se trabaja desde la dirección para conseguir más", asegura Pose.

En este sentido, apunta a la "estrecha colaboración" de los Servicios de Microbiología realizando pruebas diagnósticas, "más de 300 diarias", y de los Servicios de Medicina Preventiva y Salud Laboral, que "difunden normas de seguridad y protección a los profesionales y a los pacientes".

"También es clave la dirección médica y la gerencia, por el apoyo a las iniciativas y por dictar medidas oportunas que nos han permitido tener la situación controlada", puntualiza, y alaba al Servicio de Farmacia que "nos ha permitido disponer de la medicación adecuada".

Algunos de los miembros de Medicina Interna son María Pazo, Néstor Agra o Emilio Paez; de Neumología, Nuria Rodríguez y Vanessa Riveiro, entre otros.

EL DÍA A DÍA DE LOS DOCTORES

La neumóloga Nuria Rodríguez, encargada junto a la doctora Vanessa Rivero de tener el primer contacto con los pacientes con coronavirus en el CHUS, asegura que es "muy duro" tratar con pacientes "tan graves y solos".

"Somos los que le transmitimos cualquier mensaje y eso emociona, te vienes abajo", relata Rodríguez, que cuenta emocionada el caso de una familia a la que avisaron de que "su padre estaba muy grave y no podían venir a verlo ni a despedirse si llegase a fallecer".

"Te piden que les digas que les quieren y les extrañan y eso te rompe, no puedes dejar de llorar", resalta la doctora.

MONITORIZAR A LOS PACIENTES

"Desde el inicio de la enfermedad, nos encargamos de la monitorización a distancia de los pacientes afectados, mediante un programa del Sergas, conocido como Telea (Plataforma Tecnolóxica de Asistencia Domiciliaria)", explica Pose, que "ya se usaba antes para pacientes de insuficiencia cardíaca o cirugía bariátrica".

Por ello, según apunta el doctor, lo que se hizo fue "adaptar una telemonitorización en tiempo real de las incidencia clínicas de los pacientes en su domicilio, lo que nos permite adelantarnos a las complicaciones en muchos casos".

31 mar 2020 / 08:14
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito