Santiago
+15° C
Actualizado
miércoles, 03 marzo 2021
02:04
h

Julián Barrio asegura que las obras de la catedral "van razonablemente bien"

Pese a que pueden surgir imprevistos, confía en que todo esté a punto para el Xacobeo 2021

El arzobispo de Santiago de Compostela, Julián Barrio, ha declarado hoy que las obras de restauración de la catedral compostelana "van razonablemente bien" de cara a la celebración del año santo jacobeo de 2021.

Barrio, que ha intervenido en un desayuno informativo organizado por Fórum Europa Tribuna Galicia al que han asistido, entre otros, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, y el alcalde de la capital gallega, Martiño Noriega; ha manifestado que, pese a que puedan surgir imprevistos, espera que el templo compostelano luzca su "espléndida imagen" de cara a esta conmemoración.

Sobre los actos previstos para ese año, el arzobispo ha indicado que la preparación de los mismos "no es puntual", sino que precisa de un trabajo "constante" que están llevando a cabo "ya desde ahora".

"Para nosotros, desde el punto de vista espiritual, es una satisfacción poder constatar este gran número de peregrinos con el que nos encontramos cada año", ha afirmado Barrio, que ha apuntado que, a tenor de la afluencia de visitantes, "cualquier año es año santo".

Asimismo, acerca de una posible visita del papa Francisco a Santiago de Compostela en 2021, el arzobispo ha declarado que es únicamente una "mera especulación", que todavía no hay "algo concreto" y, en todo caso, "el Papa siempre está invitado a cualquier diócesis de España", ha incidido.

Durante el turno de preguntas posterior a su intervención, en la que ha abordado la crisis existencial de la sociedad actual, en su opinión, Julián Barrio ha respondido también por la política de recursos hacia la Iglesia católica desde las administraciones públicas, la cual no ha entrado a valorar detalladamente, aunque sí ha manifestado la "admiración" por los cargos institucionales y les ha pedido que tengan "preocupación constante por estar a pie de obra de lo que realmente preocupa a los ciudadanos".

Previamente, Barrio había cargado en su discurso contra la "actual dictadura del relativismo" y de la economía egoísta, a la vez que efectuó un alegato en pro del diálogo y la fraternidad en la sociedad.

Para el arzobispo compostelano, las personas están en un momento de "búsqueda", en el cual se enmarca también el aumento de peregrinos, y en el que procuran soluciones para una "crisis de civilización" provocada por la secularización impulsada desde los postulados del humanismo inmanente y el mecanicismo científico.

Según ha sostenido, el "empobrecimiento espiritual, intelectual y moral" de la sociedad forma parte del precio pagado por el progreso a toda costa, que ha propiciado un sistema de "falsa creatividad" bajo el paraguas de un "amplio pluralismo, religioso, moral y espiritual".

De acuerdo con Barrio, "el bien total" ha reemplazado al "bien común" y se ha impuesto una ética del "máximo beneficio" en la que el único conocimiento válido es el práctico, mientras que se olvidan valores como el altruismo o la fraternidad.

"La racionalidad económica ha sido reducida a la racionalidad instrumental, dando por supuesto que el egoísmo es el móvil principal en nuestro sistema de preferencias", ha sentenciado, antes de criticar que el actual ritmo de vida lleva a las personas a la infelicidad, inmersas en "el consumir por consumir".

Por ello, ha defendido "la lógica de la gratuidad", para recuperar unas relaciones "auténticamente humanas", así como "el sentido lúdico y la dimensión emocional de la existencia".

12 dic 2017 / 12:10
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito