Santiago
+15° C
Actualizado
lunes, 12 abril 2021
02:38
h
Obradoiro CAB,88 - Baloncesto Sevilla,53

El Obra aplasta al Sevilla y empieza la liga con un partido de ensueño en Sar

Deslumbró el equipo de Moncho Fernández y lucieron especialmente Angelo Caloiaro, un coloso que firmó cifras astronómicas, y el base Donnie McGrath con su juego electrizante y efectivo

OBRADOIRO CAB 88
BALONCESTO SEVILLA 53
Donnie McGrath (12), Tyler Haws (11), Eimantas Bendzius (13), Angelo Caloiaro (21), Juanjo Triguero (5) -cinco inicial-, Artem Pustovyi (3), Santi Yusta (8), Adam Waczynski (13), Pepe Pozas (2) y Jesús Chagoyen (-). Nenad Miljenovic (3), Scott Bamforth (4), Berni Rodríguez (4), Bostjan Nachbar (6), Ondrej Balvin (4) -cinco inicial-, Alfonso Sánchez (8), Tomeu Rigo (-), Jermaine Anderson (5), Emanuel Cate (2), Pierre Oriola (5), LaDontae Henton (6) y Uros Slokar (6).
Parciales: 15-13, 28-11, 27-13, 14-16
Marcador arrastrado: 15-13, 43-24, 70-37, 88-53
Árbitros: García González, Manuel y Jordi Aliaga

Era la presentación del Río Natura en Sar: primer partido, equipo nuevo y grandes expectativas. Los nuevos fichajes y los jugadores que quedaron de la pasada temporada armaron un conjunto muy joven con gotas de veteranía que apareció en Sar con ganas de agradar y con una ambición sin límites. Sobre la base de una defensa férrea y constante, los obradoiristas construyeron un juego sólido, rápido y en ocasiones brillante. Y aplastaron al rival. Los jugadores del Sevilla aguantaron solamente el primer cuarto, y a partir de entonces, las canastas fueron casi un monólogo y los números empezaron a sumar y sumar en el marcador compostelano. El Obradoiro presentó este domingo en Sar unas credenciales espectaculares y dejó al Sevilla a 35 puntos de distancia.

El inicio fue igualado. Tanteo entre ambos equipos, titubeos y dudas. Pero pronto, muy pronto, empezaría la ascensión a los cielos y a la victoria. Donnie McGgrath, el base irlandés del Río Natura, se mostró como un jugador electrizante y a la vez sereno, que dirige con mucho criterio y se muestra letal desde el perímetro. Su valoración, altísima, se basó en sus doce puntos, seis rebotes y seis asistencias. Grande. Aunque para grande, Ángelo Caloiaro. Sus cifras se dispararon por el espacio exterior y su juego alegre y poderoso encandiló a los aficionados. En 32 minutos de permanencia en cancha, nada menos, consiguió 21 puntos y seis rebotes. Y por encima de todo fue un estímulo constante para todos sus compañeros.

Pero el equipo quería reivindicarse como tal y mostró coordinación y juego de conjunto. La defensa fue superior, incansable y fuerte, sin tregua hasta colapsar al Baloncesto Sevilla. Los pivots se despacharon bajo las canasta y marcaron una diferencia reboteadora decisiva (33 por 28 de los sevillanos). Muy entonados estuvieron tanto Triguero como el enorme Pustovyi. Waczynski, Benzius y el jovencísimo Santi Yusta mostraron soltura y acierto, y brillaron en el aspecto anotador. Tyler Haws creció a medida que pasaron los minutos y acabó con gran confianza y transmitiendo buenísimas vibraciones. Pozas estuvo muy correcto y Chagoyen se empleó a fondo en los pocos minutos que jugó.

Una circunstancia destacable es que los puntos de Río Natura se repartieron entre casi todos los jugadores, que se mostraron ambiciosos y con confianza en el tiro. Quedaron sin jugar Fran Cárdenas, a pesar de que el público solicitó a Moncho Fernández que lo pusiera en cancha unos minutos, y el americano Alex Brown, que arrastra algunos problemas en uno de sus tobillos.

Al final, la cancha de Sar disfrutó de las olas de un público que disfrutó y que ya dispone de nuevos héroes para enfrentar una nueva y esperanzadora temporada.

ARRANQUE CON DUDAS

Dudas para los dos equipos en el arranque de un encuentro que fue el primero para ambos conjuntos en esta edición de la Liga Endesa, aunque Adam Waczynski salió desde el banquillo a los pocos minutos para cambiar la dinámica (6-8, min. 6).

Con ocho puntos en el primer periodo dio las primeras ventajas locales (15-8, min. 9) y obligó a Luis Casimiro a pedir su primer tiempo muerto, que sirvió para dejar la cita más igualada tras los primeros diez minutos (15-13).

Apretó el Baloncesto Sevilla en los primeros instantes del segundo periodo, cuando Scott Bamforth puso el empate en el marcador (22-22, min. 14), aunque entonces se vio la mejor versión del Obradoiro.

Berni Rodríguez se tuvo que retirar lesionado y su equipo no lo pudo superar, grandes defensas unidas a un importante acierto ofensivo llevaron al equipo de casa a lograr un parcial de 21-2 hasta el descanso, que dejó el partido en bandeja.

El rival no fue capaz, hasta el final del encuentro de impedir los puntos compostelanos ni llegó a encadenar varios buenos ataques consecutivos y ya tras el segundo periodo la cita estaba rota (43-24).

Continuó la dinámica en el tercer cuarto, cuando McGrath entró de lleno en el partido con ocho puntos casi consecutivos, y nada pudieron hacer los hombres de Luis Casimiro para impedir que la ventaja aumentase.

Logró también ocho puntos en este acto Angelo Caloiaro, al que no fueron capaces de parar ni siquiera con una antideportiva, y el Fontes do Sar se convirtió en una fiesta que celebraba cada buena acción de los suyos delante y detrás (70-37, min. 30).

Con el partido roto, el Rio Natura Monbus Obradoiro cedió varias acciones consecutivas al rival y Moncho Fernández no lo permitió, pidió un rápido tiempo muerto y echó una monumental bronca en la que exigió a sus hombres el mismo nivel de esfuerzo que en los cuartos anteriores.

Un exjugador del equipo de casa, Alfonso Sánchez, anotó ocho casi seguidos y acercó a su equipo (74-47, min. 34) durante unos instantes, pero pronto volvió a funcionar el Obradoiro, que terminó con una ola de un público rendido.

El intercambio de canastas benefició al equipo de casa, que no echó de menos al pívot lesionado Alec Brown y se queda como líder provisional de la competición (88-53).

11 oct 2015 / 13:00
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito