Santiago
+15° C
Actualizado
domingo, 11 abril 2021
11:48
h

A Ponte Maceira, ni romano ni vinculado al milagro del Apóstol

El vado medieval entre Ames y Negreira sí mantiene sus pilares milenarios // Cruzan por allí unos 20.000 peregrinos al año // Tiene zona de baño y restaurante

El conocido como pontevella, sobre el Tambre y dividiendo los municipios de Ames (parroquia de Agrón) y Negreira (Portor), ni está vinculado al milagro de su destrucción al paso de Apóstol ni tiene plataforma romana, dos constantes en las que muchos vecinos –e, incluso, estudiosos– perseveran. Sin embargo, y como en las leyendas, algo siempre se corresponde con la realidad. Así, se supone que los pilares de A Ponte Maceira, discordantes con el resto de un conjunto datado entre el siglo XIII y XIV, sí que pudieron pertenecer a un viaducto construido en tiempos de Jesucristo. Y, por supuesto, es empleado por unos 20.000 peregrinos al año en la prolongación de la Prolongación jacobea.

De su datación medieval da fe la petición de la Mitra Compostelana para su construcción, si bien sufrió una reforma posterior, en el siglo XVIII. Suma cinco arcos de sillería y otros dos de pequeño tamaño y la bóveda del arco central es ojival, mientras que el ancho de su plataforma roza los tres metros... y sigue abierta al tráfico rodado actualmente. En sus inmediaciones tuvo lugar una auténtica batalla medieval, allá por el siglo XIII y entre las tropas Diego Xelmírez (arzobispo de Compostela) y los leales a Pedro Froilaz de Traba y sus hijos, Fernando y Bermudo.

Más información en El Correo Gallego (edición papel) y en Orbyt

14 feb 2015 / 21:38
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito