Santiago
+15° C
Actualizado
lunes, 01 junio 2020
22:22
h

Por primera vez habrá una Semana Santa doméstica y telemática

Bendición televisada de los ramos por monseñor Barrio en San Fructuoso

Santiago. Por primera vez en la Pascua compostelana las procesiones no saldrán a la calle. Tampoco se podrán celebrar actos en las iglesias, el recurso que se empleaba cuando las inclemencias del tiempo podían poner en peligro las imágenes, algunas de ellas de considerable valor.

A la orden de confinamiento y la prohibición de todo tipo de reuniones que no sean las estrictamente familiares, se suman también las obras que se están llevando a cabo en la Catedral, y que aunque están paradas, los trabajos siguen impidiendo el acceso al interior del templo para cualquier acto, incluyendo por supuesto, las dos procesiones que atraviesan por el crucero, la de los Dolores, que tendría que haberse celebrado este viernes, y la del Santo Entierro, que tiene lugar a última hora de la tarde del Viernes Santo. Ambas acceden desde Azabachería y salen por la plaza de Platerías.

Así que con las restricciones que imponen ambas situaciones, la tradicional misa del Domingo de Ramos con la bendición de las palmas, las dos procesiones que tienen lugar este domingo se quedarán reducidas a una misa televisada que presidirá el arzobispo, Monseñor Julían Barrio, desde la iglesia de San Fructuoso, en las proximidades del Obradoiro.

Los fieles podrán seguirla desde su domicilio, porque la Televisión de Galicia la transmitirá hoy en directo a partir de las diez de la mañana. La cadena autonómica también tiene previsto retransmitir la misa del Jueves Santo y la celebración de La Palabra del Viernes Santo ambas tendrán lugar a partir de las 18,00 horas, también desde San Fructuoso e impartidas por el arzobispo compostelano.

05 abr 2020 / 00:00
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito