Santiago
+15° C
Actualizado
martes, 13 abril 2021
02:00
h
EL DÍA DESPUÉS

Puntería

    El baloncesto, en la ejecución final de cualquier gesto técnico para atacar el aro contrario, requiere puntería. Simplemente, hay que meter los tiros, los ganchos y las bandejas. Así de simple: el Tenerife, más acertado que en su nivel habitual, metió muchos de sus tiros, los fáciles y los difíciles, sobre todo en el momento clave del partido, cuando el Obra se puso a 7 puntos. Por el contrario el Obra falló mucho y no fue capaz de rebotear con la capacidad necesaria. 15 rebotes de diferencia son muchos rebotes y 37 rebotes defensivos de los chicharreros supusieron muchas canastas fáciles en muy rápidas transiciones y contraataques. Esta es la primera lectura del partido, el acierto.

    La segunda es la defensa. Partiendo de la base de que defender a un equipo muy rápido y en que cada jugador sabe y es capaz de tirar a la primera oportunidad que se le presenta, y además con mucho oficio y que llevan dos o tres temporadas jugando juntos, no es tarea fácil. Incluso metieron canastas con la mano del defensor muy encima y punteando el tiro, pero, siempre hay un pero, en la primera parte el Obradoiro no fue capaz de defender con la intensidad necesaria y así bajar los porcentajes de acierto de los tinerfeños. Sí lo hizo en el tercer cuarto hasta que se le acabó el gas a Cárdenas, que además fue capaz de combinar su intensidad defensiva con el acierto: 4 de 5 en los triples. La receta es simple, cuando no aciertas hay que defender más y subir un peldaño la intensidad.

    La tercera lectura ha sido la superioridad interior: 48 en valoración de Sekulic y compañía, frente a 12 de los interiores del Obra con Chagoyen como el más valorado con 5, y si añadimos a Pumprla, que jugó un ratito, y muy bien, de 4, llegaríamos a lo sumo a 20. Ahí se notó mucho la ausencia de Kleber que estaba en estado de gracia. Es verdad que Nankivil y Triguero no pudieron entrenar al 100% durante la semana, pero a la hora de competir eso no vale como disculpa.

    Como lecturas positivas aparte de la actuación de Cárdenas, el mejor junto con Pumprla, está la actuación de Miller, que fue capaz de jugar 13 minutos y pico, y aportar bastante más que en partidos anteriores. Ojalá poco a poco pueda ir consolidándose, pues ganas, interés y trabajo en los entrenamientos no le faltan.

    En fin, una pena perder un partido que supone romper una racha de juego excelente. Está claro que Kleber es mucho Kleber, pero cuando falta alguien de su nivel es importante que los demás intenten dar el plus del que esta vez no fueron capaces.

    03 nov 2014 / 22:28
    • Ver comentarios
    Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
    Tema marcado como favorito