El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Santiago | santiago@elcorreogallego.es  |   RSS - Santiago RSS

un análisis plagado de 'perlas'

Intentan echar abajo el teleférico del Gaiás con un delirante ‘informe’

La entidad asesora de la Unesco en materia del Patrimonio de la Humanidad rechaza la conexión con el Gaiás y califica de "arbitraria" y "poco acertada" la Cidade da Cultura // Alerta del grave riesgo de que Santiago sea una ciudad turística y de servicios

C. DEAÑO • SANTIAGO . C. D.   | 26.09.2008 
A- A+

Icomos España, una entidad que asesora a la Unesco en materia de Patrimonio de la Humanidad, no sólo desaconseja el teleférico entre Santiago y la Cidade da Cultura, sino que incluso cuestiona el proyecto del Gaiás.

En un informe demoledor, se califica de inapropiada la propuesta por su impacto visual, y, de paso, se aprovecha para arremeter contra todas las políticas municipales y del Consorcio, incluyendo la rehabilitación de la ciudad histórica, la estación del AVE o las torres de As Cancelas.

Tras agradecer el "excelente trato" dispensado por los responsables municipales y del Consorcio, "especialmente del alcalde", el informe se lanza a la yugular, calificando a la Cidade da Cultura de "nuevo espacio, construido en un lugar comprometido, y cuya gestión está aún lejos de contar con un proyecto cultural sólido, solvente y estable".

Además afirma que fue "introducida de forma arbitraria por una decisión política poco acertada", y es un "objeto extraño en la estructura urbana de Santiago", por lo que opina que la comunicación no se solucionará ni con el teleférico ni con un plan general de movilidad.

A partir de ahí, el texto rechaza el teleférico con argumentos como que "no encaja adecuadamente con el espíritu de la ciudad , ni expresa una sensibilidad a sus claves paisajísticas".

Y no sólo la línea que se proyectaba por Belvís, sino también la prevista entre la estación del ferrocarril y el Gaiás, criticando de paso el proyecto de convertir las Brañas de Sar en un parque natural, ya que Icomos considera que "ha de permitirse que los propietairos tradicionales puedan seguir manteniendo el uso de huertas u otras actividades agropecuarias".

A continuación, el informe pone de chupa de dómine incluso la política de rehabilitación del Consorcio, algo que sorprendentemente entra en contradicción con los numerosos galardones internacionales recibidos.

Como colofón, remata aconsejando al Ayuntamiento cómo debe orientar sus políticas: "Si Santiago renuncia a sus perfiles, a su potencia simbólica, espiritual y académica, a ese carácter rural que se filtra hasta su corazón y, por el contrario, se especializa cada vez más en ser ser un mercado turístico y centro administrativo regional, entreverado de monumentos, edificios de arquitectos de firma y teleféricos, no se auguran buenos tiempos para su autenticidad".

Rechazo unánime al tono desaforado del documento

Aunque en algunos casos se considera que las críticas al proyecto de teleférico pueden ser más o menos acertadas, e incluso que las afirmaciones sobre la política urbanística del Ayuntamiento y la Cidade da Cultura pueden ser un importante tema de reflexión, el rechazo al tono del informe es prácticamente unánime.

Más allá de que se considere bien o mal el teléferico, hay coincidencia general en que Icomos ha enviado mucho más de lo que se pedía, e incluso que se ha metido en camisa de once varas a la hora de opinar sobre espacios que están fuera del ámbito del casco histórico, y hasta de un proyecto como la futura estación del AVE, que ni siquiera está diseñado.

La descalificación directa del proyecto del Gaiás se ha tomado casi como una ofensa personal, ya que en este caso ningún partido ha quedado fuera de los palos. Ni el PP, que fue quien planteó el proyecto, ni el BNG que fue quien redefinió los contenidos y procedió a elaborar un nuevo proyecto cultural, ni la propia presidencia de la Xunta.

El ataque, además, ha ofendido especialmente al sector empresarial que, precisamente se está movilizando para poner en valor el proyecto, consciente de la importante repercusión económica que puede tener para la ciudad y para Galicia.

Buenas prácticas

Ofendidos, y además sorprendidos, se han quedado también en el Consorcio, una institución cuya labor de rehabilitación se ha visto reconocida en todos los foros, y que ahora se ve sometida a una crítica sobre una supuesta tolerancia con el supuesto uso de materiales espúreos que no se acaba de ver.

Lo asombroso del caso, y lo paradójico, es que Icomos España asesora a la Unesco, curiosamente el mismo organismo que premió a Santiago como ejemplo de Buenas Prácticas en la Rehabilitación entre todas las ciudades del mundo. Unas buenas prácticas que, además Santiago exhibirá en la Exposición Universal de Shanghái, también por decisión de la propia Unesco.

En general, y salvo Conde Roa, que considera que el documento es un serio varapalo a la gestión urbanística del Ayuntamiento, y la decana del Colegio de Arquitectos, e Idoia Camiruaga, aunque reconoce que "le hemos preguntado por un tema y nos ha respondido muchos", en general hay un rechazo tanto al continente como al contenido.

La mayoría, asimismo, considera que el proyecto de teleférico puede ser positivo tanto para la ciudad histórica como para el Gaiás, incrementando el número de visitantes y el atractivo turístico de la Cidade da Cultura.

Lo que sí se reconoce también es la necesidad de afrontar un plan global para intercomunicar ambas zonas que vaya más allá del teleférico y que permita la máxima fluidez en la circulación entre ambas.

A POR TODAS

Estación del AVE

"Aunque no sea objeto directo del informe", reconoce Icomós, tampoco se libra la futura estación del AVE, que "debe conservar los aspectos básicos de la actual" para "evitar la pérdida de carácter" .