Santiago
+15° C
Actualizado
viernes, 23 julio 2021
21:35
h
PROYECTO RE-MAR. Usuarios del colectivo de personas con discapacidad intelectual Amicos y alumnos del colegio Santa Baia de Boiro realizaron una limpieza en el arenal de Praia Xardín // Retiraron 44 kilos de basura // La entidad creó una App para geolocalizar residuos o fijar retos ambientales TEXTO S. S.

Lección de activismo y de integración

Cada vez es más frecuente ver a escolares participando en actividades de limpieza de playas. Las nuevas generaciones vienen pisando fuerte sobre la arena, muy concienciadas y comprometidas con la protección del medio ambiente. En la misma línea avanza desde hace tiempo la asociación de personas con discapacidad intelectual Amicos. Pero este colectivo ha decidido doblar su apuesta poniendo en marcha el proyecto Re-Mar, en alianza con los centros de enseñanza y las cofradías de la comarca del Barbanza, en busca de un modelo de desarrollo endógeno inclusivo basado en la conservación del entorno litoral y marino.

En el marco de esta iniciativa, una veintena de usuarios de Amicos se unieron este miércoles a casi cien alumnos del colegio Santa Baia de Boiro para realizar una limpieza en el arenal de Praia Xardín (retiraron 44 kilos de basura).

De este modo, la labor de concienciación es doble: medioambiental y social, pues las personas con discapacidad intelectual lideran una iniciativa en la que trasladan a los escolares los valores del activismo ambiental, fomentando al mismo tiempo la integración.

A través del proyecto Re-Mar, los usuarios de Amicos se están formando como guías ambientales, adquiriendo las capacidades y conocimientos necesarios para liderar las actividades que ellos mismos programan. Pero, además, se convierten en formadores del personal de los sectores pesquero y marisquero para la prevención en generación de residuos, con el objetivo de contribuir a reducir los residuos resultantes de su actividad profesional.

Pero la alianza de Amicos es transversal y se materializa también en el ámbito de las nuevas tecnologías. Así, acaba de crear una App, disponible para IOS y Android, con la que se pueden geolocalizar residuos, difundir avistamientos de aves o establecer retos ambientales.

También creó el sello de garantía Buque Azul, a través del cual, en un proceso participativo con las cofradías de Cabo de Cruz, Aguiño, Rianxo y A Illa de Arousa, se definieron las buenas prácticas en materia de gestión de residuos a bordo de las pequeñas embarcaciones y que se deberán cumplir para obtener el distintivo en un proceso de auditoría. Este sello se difundirá en mercados de abastos y superficies comerciales para intentar iniciar su implantación en la cadena del sector servicios. Estas acciones de difusión están previstas para el próximo sábado día 17 en Boiro, el 24 en A Illa, el 30 en Ribeira y el 5 de mayo en Rianxo.

El proyecto Re-Mar está impulsado por Amicos y el Parque Nacional Marítimo-Terrestre das Illas Atlánticas, en condición de socio, en colaboración con la Fundación Biodiversidade y el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.

Este miércoles bajaron a la arena para conocer de cerca la iniciativa el delegado territorial de la Xunta en A Coruña, Gonzalo Trenor, y el alcalde boirense, José Ramón Romero, acompañados de la vicepresidenta de Amicos, Digna Iglesias. Y fue una joven con discapacidad intelectual, Carolina Castro, quien les explicó que “facemos formación en colexios a través do Xogo Lixo Mariño, que é parecido ó da Oca; educamos en boas prácticas ás confrarías; facemos limpeza de praias e temos un App e o distintivo Buque Azul”.

14 abr 2021 / 18:21
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.