El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Opinión » Firmas

PILAR CERNUDA

Moreno y Marín

09.12.2018 
A- A+

EL lunes 3, desde el AVE en el que se trasladaba a Madrid para asistir a la primera reunión de la ejecutiva del PP tras las elecciones andaluzas, Juanma Moreno explicaba a esta periodista que su intención era hablar con todos los partidos que habían conseguido representación parlamentaria y que se iba a empeñar en la fórmula que le parecía la más sensata: un gobierno de coalición entre PP y Ciudadanos, que haría acuerdos puntuales con Vox y PSOE para apoyar sus iniciativas. A la pregunta de si cedería la presidencia en el caso de que Ciudadanos la exigiera para su candidato Juan Marín, respondió que aún asumiendo que el PP se había dejado muchos votos en el camino, era la segunda fuerza superando las expectativas de Ciudadanos y que por tanto Rivera tendría que comprender que si conseguía el acuerdo, debería ser él, Juanma Moreno, el nuevo presidente de los andaluces.

El jueves, finalizada la recepción con la que concluían los actos de conmemoración del 40 aniversario de la Constitución, un Albert Rivera que acudía a toda velocidad a un estudio de radio en el anexo del Congreso acompañado solo por su director de comunicación, casi chocó con esta periodista. Acababa de ser asediado como uno de los protagonistas de esa recepción multitudinaria que contó por primera vez con los cuatro reyes haciendo corrillos con los invitados. El casi choque apenas duró unos segundos. Tiempo solo para un saludo y una pregunta: ¿Habrá acuerdo en Andalucia? Sí, seguro. ¿Con Marín como presidente? Ya se verá. Nada que ver con lo que se decía en Ciudadanos hasta el día anterior.

Pero es que ese día anterior había ocurrido algo relevante: una primera reunión entre los secretarios generales de PP y Ciudadanos, Teodoro García Egea y José Manuel Villegas. La demostración clara de que el futuro del Gobierno andaluz tiene tanto alcance nacional que son los dirigentes nacionales quienes tendrán la última palabra.

Como hay una segunda demostración: Moreno tiene más peso en su partido que Marín, la prueba es que tras media semana de especulaciones sobre un posible gobierno PP-Ciudanos-Vox -que provocaba importante rechazo interno en PP y Ciudadanos- la tesis expuesta por Juanma Moreno es la que se transmitía ya desde Génova, que sin embargo habían pasado días tratando de "blanquear" la imagen de Vox, un partido populista de extrema derecha que se sitúa en algunos aspectos lejos de la Constitución.

Periodista