El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Opinión » Foto síntesis

Foto síntesis

LOS PODEROSOS TAMBIÉN LLORAN

06.12.2018 
A- A+

Qué diferente esta foto de George W. Bush a la que protagonizó en la cumbre de las Azores, en la que el entonces presidente de Estados Unidos se retrató con premier británico Tony Blair y el presidente español José María Aznar. En aquel 2003 todo eran sonrisas, pese a que el objetivo de aquella macabra reunión era dar vía libre al comienzo de la Guerra de Irak, bajo la disculpa de unas supuestas armas de destrucción masiva que construía el régimen de Sadam Hussein y que nunca aparecieron.

Las disculpas que luego pidieron por el dolor causado Bush y Blair -Aznar es incapaz de mostrar arrepentimiento alguno- no compensaron las lágrimas de los que sufrieron pérdidas humanas. Lágrimas, como mínimo, tan puras como las derramadas ayer por George W. Bush por la muerte de su padre, el hombre al que más admiraba y que guió los pasos de su vida, antecediéndole tanto en la Casa Blanca como en la actividad bélica en Irak, con la Guerra del Golfo.