Santiago
+15° C
Actualizado
sábado, 04 julio 2020
02:59
h

El BdE pide redefinir los impuestos, que ve por debajo de la zona euro

Aboga por una política expansiva a corto plazo para reducir la deuda al 100 % en 2030// Cifra la carga impositiva en 2 puntos menos del PIB respecto a Europa

El Banco de España asegura que la economía española tiene “margen para redefinir la cesta de impuestos”, con el objetivo de favorecer en mayor medida el crecimiento económico y la reducción del déficit y la deuda pública, para lo que pide el diseño y comunicación de un programa plurianual de consolidación fiscal con una senda coherente con el Pacto de Estabilidad y Crecimiento, algo que podría hacer “absolutamente factible” reducir la ratio de deuda por debajo del 100 % del PIB en diez años.

En su informe anual publicado ayer y dentro del apartado de los retos a los que se enfrenta España tras la crisis, la autoridad monetaria indica que la recaudación impositiva en España, incluidos los ingresos por cotizaciones sociales, es inferior a la del promedio de la zona euro en unos dos puntos porcentuales del PIB, lo que implica que podría recaudar más de 20.000 millones de euros adicionales.

En concreto, apunta a que el 40 % de esa diferencia se explica por los menores ingresos del IVA como consecuencia del mayor porcentaje de bienes de consumo tasados al tipo reducido o superreducido, mientras que la recaudación derivada del impuesto sobre sociedades y de los impuestos especiales representa, en ambos casos, en torno a un 30 % de la diferencia, informa Europa Press.

Afirma que la imposición medioambiental, que incluye además de algunos impuestos especiales, como el de hidrocarburos o el de la electricidad, otros indirectos, como el de transporte, también se sitúa unos 0,8 puntos porcentuales por debajo del promedio de la eurozona.

El organismo apunta que un “elemento distintivo” de la fiscalidad española “susceptible de reconsideración” es el “elevado nivel” de beneficios fiscales, derivados de la presencia de “numerosas” exenciones, deducciones y tipos especiales reducidos, que generan con frecuencia “pérdidas importantes” de recaudación y “distorsionan” la eficiencia y la equidad del sistema impositivo.

“Los resultados que arroje la segunda fase del proceso de revisión del gasto público que está llevando a cabo la AIReF, que incluye explícitamente el análisis de los beneficios fiscales, supondrán una contribución importante de cara a este proceso necesario de revisión integral de la eficiencia del sistema impositivo”, subraya el Banco de España.

En todo caso, el director general de Economía y Estadística del Banco de España, Óscar Arce, aclaró que “en ningún momento” se insta a subir impuestos “ahora mismo”, ya que a corto plazo es “absolutamente esencial” mantener el impulso fiscal de apoyo a rentas, empresas y hogares más vulnerables, por lo que los cambios impositivos los proyectan una vez este “bien asentada” la recuperación económica.

Sobre las tasas Google y Tobin, que se están tramitando en el Congreso, advierte de que el “alto grado de integración” internacional y la posibilidad de que algunas bases imponibles puedan desplazarse “con una relativa facilidad”, invita a alcanzar “un cierto grado de coordinación” con el resto de países en la introducción de estos impuestos para evitar la aparición de “desventajas competitivas” y “deslocalización de tareas”.

Por el lado del gasto, ve conveniente incrementar el peso relativo de partidas relacionadas con la acumulación de capital humano y tecnológico, así como priorizar la inversión pública en innovación, al tiempo que apuesta por establecer un mapa claro de prioridades y mejorar la eficiencia del gasto público en todas sus rúbricas.

A corto plazo, apuesta por una “actuación decidida” en materia fiscal, que dé una respuesta “ágil y contundente”, dirigida a contener las rentas de los hogares y empresas y a reducir el riesgo de un deterioro persistente de la capacidad de crecimiento. Así, afirma que podría ser necesario prolongar el estímulo fiscal, de modo focalizado y orientado a los agentes y sectores más afectados por la crisis.

consolidación
propone un programa plurianual

···Apunta el Banco de España que en un escenario alternativo, en el que las administraciones adoptaran una política fiscal coherente con el cumplimiento de las exigencias del componente preventivo del Pacto de Estabilidad y Crecimiento durante la próxima década, la ratio de deuda pública sobre el PIB podría reducirse hasta situarse por debajo del 100 % a finales de 2030. Sus proyecciones hablan de una ratio de deuda pública de entre el 114,5 del PIB y el 126,7 % este año y entre el 111,7 y el 129 % en 2021, y un déficit público de entre el 9,5 y el 14 % este año y entre el 7,7 y el 9,1 % el próximo ejercicio.

···Por ello, pide un “programa de consolidación fiscal plurianual”, con reformas que aumenten la capacidad de crecimiento de la economía y permitan ampliar las bases impositivas, y que vinculen a todas las administraciones en torno a una definición “detallada” de los objetivos presupuestarios. Además, debería incorporar un plan de respuesta temprana ante posibles desviaciones.

30 jun 2020 / 20:27
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito