Santiago
+15° C
Actualizado
martes, 28 junio 2022
09:10
h
Argendar, del restaurante de Tandoori Mahal de Vigo, expone su teoría // Colas de horas en los crematorios TEXTO S. Barba

“Al principio tenían miedo al virus, ahora la gente se olvidó”

Hace 20 años que no va a India, su lugar de nacimiento y de toda su familia, pero no por ello desconoce la situación actual en relación a la pandemia de coronavirus. Argendar, natural de Nueva Dheli, trabaja en la cocina del restaurante Tandoori Mahal, en la ciudad de Vigo, y entre comanda y comanda nos atiende para explicar cómo está viviendo él la explosión de contagios de coronavirus en India y cuál es su teoría del por qué el país está así.

Las imágenes que llegan desde el país sobrecogen, incineraciones colectivas masivas en las calles de muchas ciudades, humo cegando a los viandantes, enfermos sin oxígeno ahogándose en plena acera... Y los datos no dejan indiferente a nadie. Desde Vigo Argendar explica que no tiene a nadie cercano en esto smomentos en India. Él lleva 20 años fuera, primero salió para estudiar y ya no volvió. Trabaja actualmente en Vigo. Sus hermanos, unos residen en Reino Unido y otros en Nueva York. Y sus padres, que intercalan temporadas en India con otras en Nueva York, actualmente se encuentran en Estados Unidos. Sin emebargo, explica que aunque no se tenga que preocupar por su familia, sí lo hace por sus compatriotas, porque las noticias no parecen buenas.

El país pasó una relativa tranquila primera ola de la pandemia, explica María Bodelón, fundadora y directora de la OMG coruñesa Semilla para el Cambio, que trabaja en India –centrando su foco de actuación en la ciudad de Varanasi y, en concreto, en el barrio de Dashashwamedh y los slums de Sigra, con las comunidades de recogedores de basura–. María pasó el principio del coronavirus allí, y le tocó confinarse como al resto. “ Yo veía las noticias de España e Italia y estaba muy preocupada”, explica, porque pensó que si allí no tomaban nota, “iba a ser una catástrofe”. Pero las autoridades actuaron y pronto, “creo que sobre el 22 de marzo, nos confinaron”. LO que contribuyó a que la primera ola fuera leve, unido a una “desescalada muy lenta, porque creo que estuvimos como 6 meses”, asegura.

Sin embargo, ahora, “creo que se confiaron, pensaron que como aquí hay muchas enfermedades tenían un sistema inmunitario fuerte” y a ello se sumó el festival Holi – la celebración que consiste esencialmente en lanzarse polvos de colores brillantes y agua coloreada unos a otros, como símbolo de felicidad por la llegada de la primavera–, “en el que se juntaron más las familias sin limitaciones”. Las noticias que llegan de allí, la oenegé tiene a una voluntaria en el terreno, Jessica Giner, que se contagió de COVID, hablan de “horas de espera para poder incinerar a la gente”, indica María.

La teoría de Angendar va por el mismo camino de la expuesta por María. ÉL dice que “al principio, en la primera ola, la gente tenía miedo al virus, pero ahora creo que se olvidó. Antes no se juntaban y ahora estaban haciéndolo de nuevo”. Además critica al gobierno y autoridades, porque decretan la obligatoriedad del uso de mascarillas pero “mucha gente no tiene para comprarlas”, precisamente los que más peligro tienen de contagio, los más pobres, ya que conviven “hacinados muchas familias en una misma habitación”, tal y como explica Bodelón. “Estoy preocupado –asegura Argendar–, pero espero qye no sea tanto como se dice y que en quince días se recuperen”, remata.

India se convierte en el epicentro, con el 40 % de casos de todo el mundo
Registra otros 360.000 y supera los tres mil muertos en un día, a punto de llegar
a los 3 millones de activos

Madrid. La India registró 2,1 millones de nuevos casos globales de COVID-19 la semana pasada, casi un 40 % de los diagnosticados en el mundo, y el auge de la pandemia en ese país provoca que los casos globales sigan al alza pese al descenso en otras regiones, según indica la Organización Mundial de la Salud.

En su informe epidemiológico semanal, se confirma que los casos mundiales de COVID-19 subieron por novena semana consecutiva (hasta una cifra récord de 5,7 millones) y las muertes por sexta semana (87.000). Los nuevos casos en India aumentaron un 52 % la semana pasada, mientras que, en contraste, los otros cuatro países con altas cifras de nuevos contagios –Estados Unidos, Brasil, Turquía y Francia– mostraron un descenso relativo.

India marcó este miércoles nuevos máximos diariosal sumar cerca de 361.000 contagios y superar por primera vez los 3.000 decesos en una jornada, en la que se ha superado además el umbral de 200.000 fallecidos por la pandemia.

La crítica situación en el país se vuelve a ver reflejada en los datos difundidos por el Ministerio de Salud, que contabilizó hasta el momento un total de 17.997.267 contagios y 201.187 decesos, con 360.960 y 3.293 durante las últimas 24 horas, respectivamente.

Con 2.978.709 los positivos activos en la actualidad, que suponen el 16,3 por ciento del total de confirmados, India enfrenta un incremento imparable de contagios y mortalidad, que mantienen los hospitales colapsados por falta de camas e insumos.

En este contexto, el país comenzará este jueves su tercer fase de la campaña de vacunación en la que todos los mayores de 18 años serán elegibles, si bien en estados como Chattisgarh, Jharjand, Punyab y Rajastán hay escasez de vacunas, según recoge Hindustan Times.

Hasta el momento solo los mayores de 45 años podían recibir el fármaco, además de trabajadores de la salud y de primera línea, llegando a administrarse 147.827.367 dosis. Varios países se ofrecieron a ayudar a India a hacer frente a esta ola con material para vacunas o equipos médicos, como es el caso de Estados Unidos o Australia.

“El Gobierno de India debería concentrarse únicamente en responder a las personas que necesitan ayuda desesperadamente y mueren por falta de atención médica”, avisa el director para el sur de Asia de Human Rights Watch, Meenakshi Ganguly. ecg/Agencias

OMS
Su variante podría ser más contagiosa y resistente

··· La variante india del coronavirus, que podría estar detrás del gran auge de la pandemia en el sur de Asia, muestra en estudios de laboratorio indicios de ser más contagiosa y resistente a algunas vacunas y tratamientos, advirtió este miércoles la Organización Mundial de la Salud (OMS). Incluye mutaciones “asociadas con un incremento de la transmisión” y con una menor capacidad de neutralizar el virus con algunos tratamientos.

··· Asimismo, algunos análisis realizados en Estados Unidos muestran una posible reducción de los efectos neutralizadores de las vacunas contra ella, e incluso la de Novavax-Covaxin no es capaz de contrarrestarla, señala la OMS.

··· Pese a la preocupación por la incidencia de este virus en la India (que ya concentra casi un 40 % de los nuevos casos globales) la OMS la considera aún sólo una “variante de interés” y no “variante de preocupación”, el máximo nivel de alerta (por ahora sólo considerado para las de Reino Unido, Sudáfrica y Brasil).

29 abr 2021 / 01:00
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.