Santiago
+15° C
Actualizado
martes, 20 abril 2021
00:28
h

Más de veinte millones de personas, encerradas en Inglaterra a cal y canto

Más de 20 millones de personas están desde este domingo confinadas en Inglaterra al entrar en vigor estrictas medidas restrictivas por el alarmante aumento de los casos de COVID, que el Gobierno vincula a una nueva cepa. El primer ministro británico, Boris Johnson, impuso el sábado draconianas medidas para Londres y amplias zonas del sureste de Inglaterra, que desde hoy están en el nivel de riesgo 4 –grave–, con el cierre de tiendas no esenciales, gimnasios y peluquerías, así como la prohibición para pasar a otras áreas del país.

Con estas reglas, se modificaron también los planes flexibles que había autorizado el Gobierno entre el 22 y el 28 de diciembre para que familias y amigos pudieran juntarse .

Quienes vivan en el nivel 4 no podrán unirse a otras personas que vivan en niveles inferiores, mientras que el resto de Inglaterra que esté entre los niveles 1 a 3 –bajo, moderado y sustancial–, esta flexibilidad estará reservada únicamente para el día de Navidad, medida que también se aplicará en Escocia y Gales. Las reglas establecidas en Inglaterra durarán dos semanas y se revisarán el próximo 30 de diciembre.

El alcalde de Londres, Sadiq Khan, declaró a la BBC que el anuncio del Gobierno en el último momento es un “duro golpe” para familias y negocios y causó “angustia, desesperación, tristeza y decepción” para miles de personas.

“Me temo que esto hace realmente difícil para personas como yo pedirle a la gente que nos escuche cuando estamos cambiando de opinión”, afirmó Khan al quejarse porque el Ejecutivo central pudo haber introducido estas medidas antes de que las familias hicieran los planes y las compras.

No obstante, pidió a los londinenses que respeten las reglas, sobre todo porque los hospitales tienen la misma cantidad de pacientes con la COVID que en la primera ola en abril. Las calles del centro de la capital estaban el sábado muy concurridas con miles de personas haciendo las compras navideñas.

UNA NUEVA CEPA El Reino Unido comunicó a la Organización Mundial de Comercio (OMS) de la aparición de la nueva variante del coronavirus, si bien no hay pruebas de que pueda provocar más muertes o que tenga un impacto en la efectividad de las vacunas ya desarrolladas. Los científicos alertaron de que esta cepa es más infecciosa y se expande con más facilidad, lo que podría aumentar el R –el número reproductivo de una enfermedad infecciosa–, actualmente en todo el Reino Unido entre 1,1 y 1,2, lo que implica una propagación “exponencial” del virus. El director científico del Gobierno, Patrick Vallance, indicó que la cepa –conocida como VUI 202012/01– pudo tener su origen en Londres o en Kent (sureste inglés) en septiembre. “Esta nueva variante no solo avanza rápidamente sino que se está volviendo la variante dominante”, agregó.

varios países europeos prohíben volar Países Bajos, Bélgica e Italia decidieron este domingo prohibir los vuelos con el Reino Unido después de que este país detectara una nueva variante.

No hay indicios de que sea más letal que las anteriores pero si de que es más infecciosa, lo que desató la alarma y la posibilidad de que más países europeos se sumen a lo que ya amenaza con convertirse en un aislamiento de Gran Bretaña.

El primero en reaccionar fue el Gobierno de Países Bajos que optó por prohibir el tráfico aéreo de pasajeros con el Reino Unido de forma inmediata y durante al menos diez días, siguiendo una recomendación de las autoridades sanitarias neerlandesas, que lo hicieron al menos hasta el 1 de enero.

La prohibición no incluye el transporte de mercancías, ni la movilidad del personal sanitario, y se mantienen abiertos los puertos, como el de Róterdam, así como el transporte ferroviario, por lo que aún es posible viajar en coche, tren y barco.

La prohibición del Gobierno de Bélgica es provisionalmente por solo 24 horas a partir de la medianoche del domingo, pero además del transporte aéreo incluye el ferroviario, indicó el primer ministro del país, Alexander De Croo, a la televisión pública flamenca VRT.

Bélgica está en contacto con Francia porque los trenes Eurostar procedentes del Reino Unido también pasan por ese país y los viajeros podrían después entrar en su territorio. El gobernante belga apuntó que “se realizarán controles preventivos en las carreteras”.

Italia también suspendió los vuelos, y prohibió la entrada a las personas que hayan estado en el Reino Unido en los últimos catorce días, anuncio el ministro de Exteriores, Luigi Di Maio, que precisó que la decisión ha sido comunicada a las autoridades de Londres.

El titular de Sanidad, Roberto Speranza, firmó poco después la ordenanza que suspende los vuelos y prohíbe la entrada en Italia a quienes hayan estado en el Reino Unido en las últimas dos semanas.

También el Gobierno irlandés impuso este domingo restricciones por una duración de 48 horas y serán revisadas por el Gobierno este martes.

Portugal anunció que no suspenderá, al menos de momento, los vuelos con las islas británicas, mientras que el Gobierno español pedía a la UE una respuesta comunitaria coordinada sobre prohibir el tráfico aéreo con el Reino Unido.

Tras conocer el anuncio de varios países de suspender sus vuelos, España pidió a la presidenta de la Comisión Europea, Úrsula von der Leyen, y al presidente del Consejo, Charles Michel, una respuesta “comunitaria coordinada ante esta nueva situación”.

Éxodo “irresponsable”

··· El ministro de Sanidad británico, Matt Hancock, reconoció que la nueva cepa está “fuera de control”, de ahí la actuación “rápida y con decisión” y calificó de “absolutamente irresponsable” el éxodo protagonizado en la víspera por miles de personas que decidieron abandonar Londres y el sureste de Inglaterra nada más conocer la declaración de confinamiento para ambas zonas por el repunte de los casos. “Los responsables médicos dejaron absolutamente claro que la gente debería deshacer las maletas”, declaró en referencia a la petición formulada por las autoridades para que la población se quede en su casa en lugar de escapar de las ciudades afectadas, Londres en particular. En una entrevista a Sky News, Hancock avisó de que el país se enfrenta a “un momento muy difícil de controlar hasta que llegue el desembarco de la vacuna”. “Vamos a salir adelante pero nos esperan meses difíciles”, declaró.

20 dic 2020 / 23:58
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.