Desprendimiento en los soportales de un edificio de la Rúa Nova, en pleno casco histórico de Santiago

Tras la caída de cascotes, la Policía Local ha precintado la fachada del inmueble situado en el número 37 de esta emblemática calle de la capital gallega

La Policía Local ha acordonado la zona tras el desprendimiento en el número 37 de la Rúa Nova, en el casco histórico de Santiago

La Policía Local ha acordonado la zona tras el desprendimiento en el número 37 de la Rúa Nova, en el casco histórico de Santiago / Jesús Prieto

Es una imagen que se está repitiendo con demasiada frecuencia en la capital gallega, especialmente en las calles del casco histórico. Los desprendimientos en inmuebles de la zona se suceden en los últimos meses, y una muestra de esta situación se registró este miércoles en la Rúa Nova, tras la caída de cascotes del techo de los soportales del edificio situado en el número 37 de esta emblemática calle de Santiago.

Ante el riesgo que supone esta situación para las personas que transitan por la zona, muy próxima a la Catedral, la Policía Local ha precintado la fachada para garantizar la seguridad, a la espera de que se resuelvan las deficiencias en el inmueble. "Este tipo de inidentes se debe al mal estado de muchos de los edificios de la zona vieja", indican varios comerciantes que tienen sus negocios en la Rúa Nova. Precisamente, para evitar este tipo de sucesos, el Consorcio de Santiago lanzaba el pasado mes de enero una nueva convocatoria del programa Ter é Manter de ayudas a la rehabilitación de los elementos especiales de madera y rejas, y al mantenimiento de la envolvente exterior de las viviendas de la Ciudad Histórica compostelana, con un presupuesto de 800.000 euros. Una vez finalizada la fecha límite de presentación de solicitudes, el 12 de febrero, la Oficina Técnica del Consorcio de Santiago contabilizó un total de 74 propuestas.

Durante los próximos meses se realizará, por parte del equipo técnico del Consorcio, la documentación técnica solicitada, además de la evaluación de los proyectos presentados por las personas y entidades solicitantes. Una vez realizada la evaluación, se podrá determinar la cuantía total de la subvención a adjudicar y ejecutar. Mientras se realizan estos trabajos técnicos y de evaluación, continúan las obras beneficiarias de la convocatoria del año anterior. 

Estas subvenciones engloban la restauración o reposición de los elementos especiales de madera de interés arquitectónico (galerías, ventanas y puertas de entrada a los edificios), la restauración de rejas, así como las obras complementarias necesarias para la reparación de piedras de soporte deterioradas.

Además, también cubre el mantenimiento de los elementos de la envolvente exterior, como fachadas exteriores o patios interiores y cubiertas, así como obras de la mejora de la eficiencia energética del edificio relacionadas con la envolvente exterior, obras de mejora del aislamiento acústico y consolidación, reposición o mejora de las estructuras tradicionales de madera.

Seis millones de euros

Ter É Manter busca beneficiar tanto a propietarios, arrendatarios como titulares con derecho de uso sobre el inmueble, pero también a las comunidades de propietarios. Desde la puesta en marcha de este programa en el 2006 el Consorcio de Santiago destinó más de 6.000.000 de euros para las acciones de rehabilitación y mantenimiento. Además, desde la convocatoria ininterrumpida del programa desde el 2017 la cuantía destinada a las viviendas e inmuebles de los vecinos y vecinas compostelanos aumentó.

 Para poder acceder a estas ayudas es requisito estar dentro del ámbito del Plan Especial de Protección e Rehabilitación de la Ciudad Histórica; que el inmueble a mantener tenga una antigüedad superior a los 10 años y que cumpla con las condiciones suficientes de seguridad estructural y estanquedad frente a la lluvia.